1. inicio de la actividad empresarial 1 Antecedentes



Descargar 0.53 Mb.
Página3/19
Fecha de conversión02.07.2017
Tamaño0.53 Mb.
1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   19

Compañía en comandita por acciones

Esta compañía es similar a la compañía en comandita simple con la diferencia de que su capital se divide en acciones. De todos modos la décima parte del capital de esta compañía, por lo menos, debe ser aportada por los socios comanditados o solidariamente responsables, a quienes por sus acciones se les entregará certificados nominativos e intransferibles.




  • Compañía de responsabilidad limitada

Es la que se contrae entre tres o más personas que solamente responden por las obligaciones sociales hasta el monto de sus aportaciones individuales y hacen el comercio bajo una razón social o denominación objetiva, a la que se añadirá las palabras “compañía limitada” o su abreviatura. Esta forma es actualmente una de las más utilizadas.




  • Compañía o sociedad anónima

Es una compañía cuyo capital, dividido en acciones negociables, está formado por la aportación de los accionistas, que responden únicamente por el monto de sus acciones. Este tipo de compañía es el más divulgado y el más propicio al desarrollo de las actividades económicas.




  • Compañía de economía mixta

Es aquella que se forma con el concurso de capital privado y con la participación del Estado, municipalidades, consejos provinciales o personas jurídicas semipúblicas o públicas.




  • Compañía accidental o cuentas en participación

Es aquella en que un comerciante da a una o más personas participación en las utilidades o pérdidas de una o más operaciones o de todo su comercio; pero puede también tener lugar en operaciones mercantiles hechas por no comerciantes.

Estas asociaciones carecen de personalidad jurídica y están exentas de las formalidades establecidas para las demás compañías, pudiendo establecerse por escritura pública o contrato privado.




  • Compañía holding o tenedora de acciones

Es la que tiene por objeto la compra de acciones o participaciones de otras compañías, con la finalidad de vincularlas y ejercer su control a través de vínculos de propiedad accionaria, gestión, administración, responsabilidad crediticia o resultados y conformar así un grupo empresarial.



1.3 Superintendencia de Compañías


La Ley de Compañías es una ley especial porque regula cierta clase de fenómenos, no le interesa la actividad que desarrolle el empresario individualmente, pues esto le interesa al Código de Comercio, pero a la Ley de Compañías o derecho Societario le interesa el empresario unido a la sociedad. Los organismos controladores son la Superintendencia de Compañías y las Cámaras de Comercio.

Con la promulgación de la Ley de Compañías, el 20 de abril de 1964 comenzó a funcionar la Intendencia de Compañías Anónimas, como departamento adscrito a la Superintendencia de Bancos. Para cumplir los cometidos asignados a la citada Intendencia se crea la Subintendencia del ramo y una oficina administrativa en las ciudades de Guayaquil y Cuenca respectivamente, las mismas que se transformaron luego en Intendencias; mientras tanto en Quito se estructuró la Superintendencia de Compañías, esto es el primero de junio de 1967.


La Superintendencia de Compañías es el ente público que le corresponde la vigilancia y control de las compañías nacionales anónimas, en comandita por acciones, de economía mixta, de sucursales u otras empresas extranjeras y las asociaciones que éstas formen, y que ejerzan sus actividades en el Ecuador, compañías de responsabilidad limitada, de las compañías emisoras de valores que se inscriban en el registro del mercado de valores, las compañías holding que voluntariamente hubieren conformado grupos empresariales; las bolsas de valores, sus agentes y apoderados y demás sociedades reguladas por la Ley de Mercado de Valores. Quedan exceptuadas las compañías que en virtud de leyes especiales se encuentran sujetas al control de la Superintendencia de Bancos.


El control que ejerce la Superintendencia de Compañías es total y parcial. El control total comprende los aspectos jurídicos, societarios, económicos, financieros y contables.


El control parcial se refiere a la aprobación o negación que la Superintendencia de Compañías debe efectuar a la constitución de las sociedades y cualquiera de los actos societarios, a la declaración de inactividad, de disolución y liquidación y a todo lo relacionado con dichos procesos. La Superintendencia de Compañías ejerce vigilancia y control parcial respecto de las demás compañías que no estén comprendidas en el control total. Las compañías sujetas a control parcial sólo remitirán anualmente a esta Superintendencia sus estados de situación financiera y de pérdidas y ganancias.


Las compañías sujetas al control y vigilancia de la Superintendencia de Compañías deben cumplir con las siguientes obligaciones:




  1. Presentación de estados financieros y demás información. Todas las compañías remitirán a la Institución, dentro del primer cuatrimestre de cada año los documentes previstos.


  1. Pago de contribuciones. Las contribuciones a pagar por parte de las compañías se fijan anualmente. Este pago se realiza mediante depósito en la cuenta corriente de la Superintendencia.


  1. Las compañías de responsabilidad limitada, cuyos activos sean menores de doscientos mil sucres no están sujetas al pago de contribuciones. Las compañías en las que el 50% o más del capital social estuviere representado por acciones pertenecientes del Estado y las de economía mixta, pagan la mitad de las contribuciones. La mora en el pago de contribuciones da lugar al cobro de intereses y multas.

Los resultados de las inspecciones dispuestas por la Superintendencia de Compañías constan en informes. Las conclusiones u observaciones se notifican por escrito a los representantes legales, al presidente si no tuviere tal representación y a los comisarios, concediendo un término de hasta treinta días, para que respondan por escrito acerca de las observaciones formuladas y se presenten los documentos de descargo. La falta de respuesta por escrito a las observaciones notificadas, es motivo para que se sancione a las compañías de acuerdo con lo dispuesto en la Ley.


Estas compañías se encuentran identificadas por actividad económica de acuerdo a la Clasificación Industrial Internacional Uniforme de las Naciones Unidas, versión II y está dada así: Agricultura, Minas y Canteras, Industrias, Electricidad, Construcción, Comercio, Transporte, Servicios a empresas, Servicios personales, las cuales a su vez se subdividen en:


Rama 1: Agricultura


  • Agricultura y caza

Rama 2: Minas y Canteras


  • Explotación de Minas de Carbón

  • Producción de Petróleo Crudo y gas natural

  • Extracción de minerales metálicos

  • Extracción de otros minerales


Rama 3: Industrias


  • Productos alimenticios, bebidas y tabaco

  • Textiles, prendas de vestir e industria del cuero

  • Industria e la madera y productos de la madera (incluidos muebles)

  • Fabricación de papel y productos de papel (imprentas y editoriales)

  • Fabricación de sustancias químicas y de productos

  • Fabricación de productos minerales no metálicos

  • Industrias básicas del hierro y acero

  • Fabricación de productos metálicos, maquinaria y equipo

  • Otras industrias manufactureras


Rama 4: Electricidad


  • Electricidad, gas y vapor

  • Obras hidráulicas y suministros de agua



Rama 5: Construcción


  • Construcción


Rama 6: Comercio


  • Comercio al por mayor

  • Comercio al por menor

  • Restaurantes y hoteles


Rama 7: Transportes



Rama 8: Servicios a empresas


  • Establecimientos financieros

  • Seguros

  • Bienes inmuebles

  • Servicios prestados a las empresas


Rama 9: Servicios personales


  • Administración pública y Defensa

  • Servicios de saneamiento y similares

  • Servicios sociales y otros servicios comunales conexos

  • Servicios de diversión, esparcimiento y servicios culturales

  • Servicios personales y de los hogares

  • Organizaciones Internacionales y otros organismos extraterritoriales.


1.4 INEC

El INEC es el Instituto Nacional de Estadística y Censos, organismo del sector público ecuatoriano, el cual procesa datos estadísticos oficiales en el escenario económico y social del país. Las encuestas económicas continuas de este organismo, se producen en base al directorio de empresas y establecimientos económicos del país, dicho directorio es objeto de actualizaciones parciales cada año. El RINEC es el Registro de Empresas y Establecimientos Económicos del INEC, este directorio está estratificado a través de clasificaciones de empresas y establecimientos homogéneos a su interior y heterogéneas entre sí, éstas son:




  • Manufactura y Minería

  • Edificaciones

  • Comercio Interno

  • Transporte

  • Hoteles, Restaurantes y Servicios.

En el Ecuador, el conglomerado societario mercantil conformado por más de 20.000 compañías entre anónimas, limitadas, de economía mixta y de compañías extranjeras, son las unidades económicas que en gran medida sustentan y dinamizan la economía del país.




1.5 Transformación de las compañías.
La transformación en su sentido etimológico sugiere la necesidad de dar a la compañía una forma nueva, implica el ingreso de este ente a una nueva modalidad jurídica, que deja subsistente la persona moral de la empresa que se transforma. Es decir, que la transformación no implica disolución y posterior creación de la sociedad, sino la supervivencia de la misma forma, de la misma persona.

Según el Art. 374 de la Ley de Compañías “Una compañía puede transformarse adoptando una figura jurídica distinta, sin que por ello se opere su disolución, ni pierda su personería jurídica”; pero esta transformación de una especie en otra deberá hacerse en conformidad con la propia Ley de Compañías.


La Ley y la práctica de la Superintendencia garantizan en este punto una amplia posibilidad. Así la compañía anónima podrá transformarse en compañía de economía mixta, en colectiva, en comandita y de responsabilidad limitada. A su vez, cualquiera de éstas puede transformarse en otro tipo de compañía. En cambio, está prohibido que una compañía pueda transformarse en otro tipo de persona jurídica.


La transformación de una compañía en nombre colectivo, en comandita simple o de responsabilidad limitada a otra especie de compañía requerirá, según la Ley, el acuerdo unánime de socios.


En todo caso quedará a salvo el derecho de separarse de la compañía del accionista o socio no concurrente o disidente con respecto a la transformación, previo el reembolso del valor de sus acciones o participaciones, según el balance final. Este derecho se lo podrá ejercer dentro de los quince días contados desde la fecha en que la junta general decidió la transformación.


La transformación se hará cumpliendo todos los requisitos exigidos para la constitución de la compañía cuya forma se adopte.




      1. Pasos

El trámite de transformación de las compañías de comercio debe ajustarse a los siguientes pasos:

  1. Puede intentarse ante el Superintendente de Compañías o iniciarse ante un juez de lo civil según el caso, pues hay que cumplir los requisitos exigidos por la Ley para la constitución de la Compañía cuya forma se adopte.


  1. En el supuesto de que la modalidad jurídica que se procure para la compañía en transformación sea alguna de las que le compete aprobar al Superintendente de Compañía, el trámite puede iniciarse con la presentación de una minuta para que se formulen las observaciones de carácter jurídico y económico, o en su defecto presentando directamente tres ejemplares de la escritura pública de transformación otorgada por el o los representantes legales de la sociedad que se transforma.


  1. La escritura predicha debe contener los requisitos legales previstos para la nueva forma jurídica que se intenta lograr el acuerdo de transformación, la lista de los accionistas o socios que hayan hecho uso del derecho de separarse de la compañía por no conformarse con la transformación y el balance final cerrado el día anterior al del otorgamiento de la escritura.


  1. Con el informe favorable de los Departamentos Jurídico y de Inspección de la Superintendencia de Compañías, el órgano administrativo competente emitirá la resolución aprobatoria de la transformación.


  1. Emitida la resolución aprobatoria por la Superintendencia de ramo, se publicará el extracto de la escritura de transformación elaborado por la misma institución, en uno de los periódicos de mayor circulación en el domicilio de la compañía y de las sucursales si las hubiere.


  1. Si el capital de la compañía objeto de la transformación estuviere dividido en acciones, la Superintendencia de Compañías exigirá se le entreguen las acciones que desaparezcan.




  1. El trámite concluye con la inscripción en el Registro Mercantil del acto jurídico de transformación, previa la presentación al Registrador del certificado conferido por la Superintendencia de Compañías en el que conste que sociedad que se transforma, se halla al día en el cumplimiento de sus obligaciones para con dicha entidad.

1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   19


La base de datos está protegida por derechos de autor ©bazica.org 2016
enviar mensaje

    Página principal