Asamblea General Distr general



Descargar 161.81 Kb.
Página3/4
Fecha de conversión11.04.2017
Tamaño161.81 Kb.
1   2   3   4

7. Detección, atención y rehabilitación

82. La atención a las víctimas es un aspecto esencial de la lucha contra la venta y la explotación sexual de niños. Sus objetivos deben ser rehabilitar a las víctimas y evitar que se repita su victimización haciendo frente a los factores de su vulnerabilidad. Una atención adecuada implica una serie de medidas, que van desde la identificación de las víctimas y de los niños en situación de riesgo, hasta la acogida en centros de atención, la justicia y las medidas sociales. En muchos países se han creado centros que prestan atención integral a las víctimas, con miras a su recuperación y reintegración.

83. En Letonia, la Relatora Especial visitó la prisión de Ilguciems de mujeres y niñas. La Relatora Especial encomió la metodología empleada por los responsables del centro, donde pudo observar que la atención, la rehabilitación y el seguimiento de las menores internas se basaban en un enfoque centrado en los derechos del niño. Los programas de rehabilitación social puestos en marcha incluyen medidas tendientes a fomentar una visión de futuro y a preparar a las menores internas para su puesta en libertad y reintegración en la sociedad mediante la adquisición y el desarrollo de conocimientos básicos.

84. En los Estados Unidos la Relatora Especial tuvo conocimiento del Manhattan Child Advocacy Center, donde se presta una atención multidisciplinaria en el tratamiento de casos de maltrato físico y abusos sexuales, prostitución infantil y trata de niños, labor realizada por personal y representantes de los servicios sociales, el poder judicial, la policía y personal médico, ubicados todos en el mismo centro. Los servicios prestados consisten en orientación, entrevistas forenses, apoyo al cliente y a la familia, reconocimiento médico por un pediatra y atención y seguimiento adecuados de los casos.

85. Durante su visita a Francia, la Relatora Especial fue informada de que los niños víctimas de violencia sexual son escuchados inmediatamente después de su identificación. En varios hospitales se han creado unidades forenses especializadas que se encargan de recoger el testimonio del niño apenas se lo identifica como víctima. Las víctimas son atendidas por un equipo multidisciplinario integrado por psicólogos y médicos.

8. Protección social

86. La formulación y aplicación de políticas sociales eficaces que aborden de manera efectiva las causas profundas de la venta y la explotación sexual de niños y prevean la atención de las víctimas es fundamental para prevenir y combatir esos fenómenos. En los últimos años ha aumentado el reconocimiento del papel fundamental que desempeñan las familias en el entorno de protección y la importancia de las políticas destinadas a apoyarlas. Más recientemente se ha empezado a prestar mayor atención también a las relaciones entre la protección social y la protección de los niños contra los abusos, la violencia y la explotación.

87. La Estrategia de protección de la infancia del UNICEF de 2008 hace hincapié en la necesidad de fortalecer a las familias como componentes esenciales de los sistemas nacionales de protección de la infancia48. Las Directrices sobre las modalidades alternativas de cuidado de los niños insisten en la importancia de aplicar políticas de apoyo a las familias en sus responsabilidades de cuidado de los niños afrontando las causas fundamentales de la separación de los niños de su familia mediante una serie de intervenciones multisectoriales49. Más recientemente, el informe del Grupo de Alto Nivel sobre la Agenda para el Desarrollo después de 2015 también hizo hincapié en la importancia del empoderamiento de las familias50.

88. Es preciso que las intervenciones consistan en medidas de apoyo económico y sociales y en la prestación de servicios de calidad accesibles, trátese de la vivienda, el cuidado de los niños, el apoyo psicosocial o el asesoramiento. El fortalecimiento de la familia tiene efectos positivos que van más allá de la protección de los niños contra la explotación; también es beneficioso para el desarrollo socioeconómico de las sociedades en su conjunto51.

89. La protección social también es un elemento importante de las estrategias destinadas a proteger a los niños contra la venta y la explotación sexual. La protección social abarca toda una serie de intervenciones, como las transferencias en efectivo o en especie, los servicios sociales, el seguro social y la protección contra prácticas discriminatorias52.

90. Las Naciones Unidas han intensificado su labor en esta esfera. En 2009 se puso en marcha la Iniciativa sobre un nivel mínimo de protección social, una iniciativa conjunta de las Naciones Unidas encabezada por la Organización Internacional del Trabajo (OIT) y la Organización Mundial de la Salud (OMS)53. La Iniciativa reconoce la importancia de la justicia social para la dignidad humana y la cohesión social y hace hincapié en el derecho de toda persona a un nivel de vida adecuado, en el que todas sus necesidades básicas estén satisfechas.

91. El Informe Mundial de la OIT sobre el Trabajo Infantil de 2013 también se centra en la vulnerabilidad económica y la función de la protección social en la lucha contra el trabajo infantil. La conclusión del informe es que la protección social por sí sola no es suficiente para prevenir y combatir el trabajo infantil. Para que la protección sea efectiva se necesitan medidas complementarias, en particular relacionadas con la salud y la escolarización54.

9. Medidas preventivas55

92. La prevención es clave en todo sistema de protección de la infancia eficaz, basado en los derechos. Su objetivo es evitar el daño o mitigar sus efectos, entre otras cosas evitando la revictimización. La prevención primaria incluye la prestación universal de servicios sociales de calidad con el fin de prevenir los problemas. La prevención secundaria se centra en grupos específicos de riesgo prestándoles un apoyo adicional adaptado. La prevención terciaria está dirigida a los autores y/o las víctimas con el fin de limitar los efectos del delito cometido y evitar que se reproduzca.

93. Las medidas preventivas son al mismo tiempo universales y específicas. Surten efecto si tienen en cuenta las múltiples facetas de la vulnerabilidad de los niños y aprovechan de forma sostenible toda la gama de instrumentos de política enumerados en el presente informe, entre ellos la legislación, las políticas sociales, la cooperación internacional y el fomento de la capacidad.

10. Fomento de la capacidad

94. En muchos lugares la falta de capacidad, incluidos los recursos económicos y humanos, frustra los esfuerzos para luchar contra toda forma de abuso, violencia y explotación de niños y atender a las víctimas. Es preciso realizar esfuerzos considerables para capacitar a profesionales que puedan identificar y reprimir esos delitos y fomentar enfoques adaptados a los niños con el fin de prevenir y combatir esas vulneraciones de los derechos de los niños. El fomento de la capacidad también requiere asignaciones presupuestarias suficientes para que las instituciones y los servicios pertinentes puedan funcionar eficazmente.



11. Recopilación y análisis de datos

95. La recopilación y análisis de datos confiables sobre la venta y la explotación sexual de niños sigue siendo un desafío importante. La falta de datos fiables resta visibilidad a estas cuestiones y obstaculiza la elaboración de respuestas y medidas de prevención adecuadas. La recopilación de datos se ve dificultada por diversos factores. Estos fenómenos mantienen profundamente ocultos. Hay una cultura del silencio en torno a estos delitos, debido al miedo a las represalias, los tabúes culturales, la vergüenza y la falta de confianza en el sistema judicial, que hace que muchos casos no se denuncien, lo cual a su vez agrava las dificultades para reunir datos. Además, muchos Estados carecen de un sistema integrado de recopilación de datos. Los sistemas de ese tipo requieren indicadores de calidad armonizados y que diversos agentes y organismos públicos recopilen datos que se desglosen debidamente, se compartan periódicamente, se centralicen y se difundan.

96. Durante su visita a Estonia, la Relatora Especial acogió positivamente la información que le proporcionó el Ministerio de Justicia sobre una iniciativa en curso destinada a establecer una base de datos electrónica para almacenar información relativa a todos los casos remitidos al sistema de justicia, con datos sobre el tipo de delito, la edad de los acusados y de las víctimas, el sexo y otros elementos.

97. La falta de una investigación cualitativa sobre los factores impulsores de la venta y la explotación sexual de niños, los factores de riesgo, los perfiles de los autores de esos delitos y la eficacia de las respuestas es una importante deficiencia que deberá ser objeto de mayor atención en los próximos años.



12. Participación de los niños56

98. La participación de los niños es un elemento clave en la creación de sistemas eficaces de protección de la infancia y un principio fundamental de la Convención sobre los Derechos del Niño. Por consiguiente, representa una obligación para los Estados. Es preciso que ese principio se incorpore en todos los programas y políticas a todos los niveles, desde los hogares hasta los gobiernos.

99. En los últimos años la participación de los niños ha sido objeto de una creciente atención. En 2009, el Comité de los Derechos del Niño aprobó su Observación general Nº 12, sobre el derecho del niño a ser escuchado. Desde entonces, ha ofrecido valiosas orientaciones sobre la cuestión y ha allanado el camino para el desarrollo de instrumentos prácticos destinados a hacer efectivo el ejercicio de este derecho57. Ahora bien, en la práctica, es preciso intensificar los esfuerzos para lograr que los niños puedan hacer oír su voz y que se los tome en serio.

100. En su informe sobre la participación de los niños como elemento clave para prevenir y combatir la venta y la explotación sexual de los niños (A/67/291), la Relatora Especial expuso una serie de enfoques prácticos que han permitido lograr cambios positivos en las formas de trabajar con los niños como asociados. Entre estos figuran los siguientes: proporcionar información adaptada a los niños y apropiada para ellos, teniendo en cuenta el carácter delicado de las cuestiones de que se trata; lograr la participación de los niños en artes creativas, especialmente el teatro; producir medios de información adecuados para los niños, entre ellos octavillas, folletos, carteles y programas de radio y televisión; utilizar espacios y foros adaptados a los niños como asociaciones de niños, foros de jóvenes, consejos y parlamentos infantiles y blogs; fomentar la participación por Internet, junto con iniciativas de promoción de la seguridad en línea; y fomentar la participación de los niños en la elaboración y seguimiento de las políticas públicas, por ejemplo mediante la investigación y la recopilación de datos a nivel nacional, regional e internacional. La Relatora Especial insistió en la necesidad de ampliar y difundir esas prácticas.



13. Responsabilidad social de las empresas

101. La responsabilidad social de las empresas ha recibido cada vez mayor atención en reconocimiento del papel del sector empresarial en la promoción y la defensa de los derechos humanos. En los últimos años se han desarrollado considerablemente las iniciativas destinadas a reforzar la responsabilidad social de las empresas, iniciativas basadas en los esfuerzos voluntarios del sector privado para adoptar medidas y, al mismo tiempo, en un impulso internacional reavivado por la adopción de una serie de directrices y documentos importantes.

102. El concepto se refiere a la obligación de las empresas de respetar los derechos humanos58. En 2011 el Consejo de Derechos Humanos aprobó el documento titulado Principios Rectores sobre las empresas y los derechos humanos: puesta en práctica del marco de las Naciones Unidas para "proteger, respetar y remediar" (A/HRC/17/31), como norma mundial para prevenir y hacer frente al riesgo de que la actividad empresarial tenga consecuencias negativas para los derechos humanos.

103. Los Principios Rectores se han adaptado al marco de los derechos del niño establecido en los principios sobre los derechos del niño y las empresas, formulados por el UNICEF, el Pacto Global de las Naciones Unidas y Save the Children, publicados en 201259. Además, el Comité de los Derechos del Niño ha aprobado la Observación general Nº 16 (2013) sobre las obligaciones del Estado en relación con el impacto del sector empresarial en los derechos del niño.

104. Un gran número de empresas ha adoptado códigos de conducta con el propósito de cumplir las normas internacionales. En asociación con las autoridades públicas y organizaciones no gubernamentales, han apoyado también campañas de información y sensibilización y programas de protección de la infancia. Se han adoptado iniciativas de creación y ampliación de una serie de redes. La Asociación internacional de líneas directas de Internet (INHOPE) se creó en 1999 y abarca ahora 44 líneas directas en 38 países, en las que se pueden denunciar abusos sexuales a niños60. En 2007 los principales operadores de telefonía móvil y proveedores de contenidos de la Unión Europea firmaron el Marco europeo para un uso más seguro del móvil por niños y adolescentes61. Desde 2008, Google utiliza medios tecnológicos para identificar duplicados de imágenes de abuso en Internet y recientemente ha elaborado otros instrumentos destinados a erradicar la pornografía infantil en Internet62.

105. En 1996 se introdujo el Código de Conducta para la protección de los niños frente a la explotación sexual en el turismo y la industria de viajes que tiene en la actualidad más de 1.000 miembros, entre ellos importantes empresas de viajes y de turismo63.

106. Se han multiplicado las coaliciones financieras en que el sector público, la banca, las empresas de tarjetas de crédito y pagos por Internet y otros agentes del sector financiero se asocian para luchar contra esos delitos. En 2006 se creó en los Estados Unidos la Coalición Financiera contra la Pornografía Infantil, para luchar contra la utilización de niños en la pornografía64. En 2009 el modelo se amplió a la región de Asia y el Pacífico y en 2012 se extendió a Europa con el establecimiento de la Coalición Financiera Europea contra la Explotación Sexual Comercial de los Niños en Internet65.

107. En sus visitas a países la Relatora Especial observó varias iniciativas interesantes. En El Salvador, el Ministerio de Turismo le proporcionó información acerca de un programa destinado a sensibilizar al personal de empresas pequeñas y medianas, como agencias de turismo, hoteles pequeños y operadores de turismo, acerca de la explotación sexual comercial de niños y la trata de niños. En Madagascar, las empresas de telecomunicaciones han apoyado el establecimiento de líneas telefónicas de asistencia a los niños.

108. En los próximos años, los esfuerzos probablemente se centrarán en la consolidación de la aplicación de esos instrumentos, la ampliación de las iniciativas impulsadas por el sector privado y el intercambio de buenas prácticas. En 2011 el Consejo de Derechos Humanos decidió establecer un grupo de trabajo encargado de promover la aplicación de los principios rectores sobre las empresas y los derechos humanos (A/HRC/RES/17/4), decisión que abre la posibilidad de hacer un balance de la evolución de la situación y abogar por una mayor responsabilidad social de las empresas, en particular hacia los niños.

14. Cooperación internacional

109. El carácter transnacional de la venta y la explotación sexual de niños, debido al desarrollo de las tecnologías de la información, las redes de traficantes, el turismo y las migraciones, conlleva frecuentemente el traslado de niños de un país a otro, a menudo con la participación de redes delictivas internacionales. Esto exige la adopción de medidas de prevención coordinadas entre los países, en particular entre países vecinos. En consecuencia, es prácticamente imposible hacer frente a estos delitos de forma adecuada sin contar con redes sólidas, a nivel regional e internacional, destinadas a promover la coordinación y la cooperación. El cumplimiento de las normas internacionales desempeña una función importante para asegurar un entendimiento común del carácter de los delitos y promover la cooperación entre los países. La cooperación abarca desde el control de fronteras y la verificación de documentos de viaje hasta los esfuerzos conjuntos de las autoridades encargadas de hacer cumplir la ley y de los programas conjuntos de prevención, entre otras cosas mediante la armonización de la legislación, el intercambio de información y el aprendizaje de las buenas prácticas.

110. En los últimos años se ha intensificado la cooperación internacional destinada a luchar contra la venta de niños, la prostitución infantil y la utilización de niños en la pornografía. Muchos países tienen en sus embajadas agregados policiales que apoyan la coordinación con las fuerzas del orden locales y ayudan a fomentar su capacidad, prestan asistencia en las investigaciones y facilitan el intercambio de información.

111. INTERPOL ha ampliado sus actividades destinadas a coordinar la actividad policial a nivel mundial con el fin de prevenir y combatir los delitos contra los niños. En particular, ha establecido un sistema de emisión de "notificaciones verdes" para alertar y proporcionar información de inteligencia criminal sobre personas que han cometido delitos y que pueden reincidir en otros países66.

112. La Base de datos internacional sobre imágenes de explotación sexual de niños, gestionada por INTERPOL y financiada por la Comisión Europea, es un poderoso instrumento de inteligencia e investigación. Tras su establecimiento en 2001, fue renovada en 2009 y es objeto de modernizaciones periódicas con la tecnología más moderna, lo cual permite que investigadores especializados intercambien datos con sus colegas de todo el mundo. Utiliza complejos programas informáticos de comparación de imágenes para establecer conexiones entre las víctimas, los agresores y los lugares. Las fuerzas de policía de casi 40 países están actualmente conectadas a la base de datos y cooperan para identificar a los niños víctimas de explotación sexual y a sus agresores67.

113. El Virtual Global Task Force es una alianza de 12 autoridades policiales que procuran colaborar con organizaciones no gubernamentales y empresas privadas a fin de contribuir a la protección de los niños contra los abusos en Internet. Desde su creación en 2003, ha ayudado a rescatar a cientos de niños víctimas de abusos sexuales, ha abierto investigaciones y ha identificado a cientos de delincuentes en todo el mundo68.



IV. Conclusiones y recomendaciones

A. Conclusiones

114. Los cambios en la naturaleza y el alcance de la venta y la explotación sexual de niños revelan tendencias preocupantes. Si bien esta cuestión ha adquirido mayor visibilidad en los últimos años gracias a los esfuerzos conjuntos de numerosas partes interesadas, millones de niños de todo el mundo siguen siendo víctimas de explotación sexual hoy en día y se les arrebata la infancia. El fenómeno se ha desarrollado y es cada vez más complejo. Los factores de riesgo están creciendo y se están multiplicando. La tolerancia social hacia esos delitos, la impunidad, la corrupción y la precariedad de las situaciones socioeconómicas siguen siendo algunos de los principales obstáculos que se han de superar para luchar contra ese flagelo. Las estrategias destinadas a prevenir y combatir el fenómeno deben revisarse constantemente teniendo en cuenta los nuevos retos y las amenazas emergentes. Es importante señalar que estas estrategias solo pueden surtir efecto si abordan el carácter multidimensional del problema de manera integral y holística. Para ello es preciso adoptar enfoques multidisciplinarios que establezcan puentes entre las diferentes esferas de la elaboración de políticas y se ocupen del entorno más amplio que puede proteger a los niños o hacerlos más vulnerables. También exige una mayor coordinación entre los diferentes agentes a nivel local, nacional, regional y mundial.

115. Al llegar al final de su mandato, la Relatora Especial es consciente de que, a pesar de los considerables esfuerzos realizados, la magnitud creciente de los riesgos hace que los niños sean más vulnerables, lo cual suscita considerables preocupaciones con respecto a los años venideros. Es preciso intensificar y reevaluar constantemente los esfuerzos realizados para lograr respuestas adecuadas. Estas respuestas solo pueden formularse si existe un verdadero compromiso político en el nivel más alto. Las leyes, los planes de acción y las estrategias no son suficientes si no se traducen en medidas concretas, con financiación y capacidades suficientes para que puedan ser plenamente operacionales.

B. Recomendaciones

116. En el marco de la reflexión mundial sobre los objetivos mundiales de desarrollo para después de 2015, la Relatora Especial hace hincapié en la importancia de tener en cuenta los estrechos vínculos entre el desarrollo económico, social y político y las cuestiones de protección de la infancia. Con ese fin, la Relatora Especial recomienda la inclusión de una protección social adaptada a los niños en la agenda de desarrollo posterior a 2015.

117. Para prevenir y combatir eficazmente la venta y la explotación sexual de niños en los próximos años la Relatora Especial insiste en la necesidad de reforzar y desarrollar estrategias integrales sobre los derechos del niño, que se basen en:


  • Sistemas nacionales de protección integral, centrados en los derechos del niño;

  • Una cooperación transnacional integral y centrada en los derechos del niño.

1. A nivel nacional

118. La Relatora Especial invita a todos los Estados a intensificar los esfuerzos destinados a establecer sistemas integrales de protección centrados en los derechos del niño con el fin de establecer:



a) Marcos jurídicos amplios (tanto en lo penal como en lo civil) para prevenir, prohibir y proteger a los niños contra todas las formas de venta y explotación sexual;

b) Sistemas de justicia adaptados a las necesidades de los niños;

c) Instituciones y mecanismos sólidos, incluidos mecanismos de base comunitaria, dotados de personal bien capacitado, que proporcionen servicios de atención, recuperación, reintegración y seguimiento de los niños;

d) Medidas de prevención sostenibles que tengan en cuenta todos los factores subyacentes, en particular la demanda;

e) Políticas de protección social y programas de fortalecimiento de la familia;

f) La responsabilidad social de las empresas del sector privado, los proveedores de servicios de Internet, las empresas de telecomunicaciones, turismo, viajes, los medios de comunicación y las instituciones financieras;

g) Sociedades en que los niños y los jóvenes participen en la formulación de soluciones y contribuyan a su evaluación;

h) La recopilación de información fiable y actualizada;

i) Mecanismos de evaluación periódica y rendición de cuentas.

2. A nivel internacional

119. La Relatora Especial invita a la comunidad internacional a establecer una respuesta mundial coordinada, mediante:


1   2   3   4


La base de datos está protegida por derechos de autor ©bazica.org 2016
enviar mensaje

    Página principal