Asamblea General Distr general



Descargar 211.96 Kb.
Página1/6
Fecha de conversión01.07.2017
Tamaño211.96 Kb.
  1   2   3   4   5   6






Naciones Unidas

A/HRC/27/60



Asamblea General

Distr. general

13 de agosto de 2014

Español

Original: inglés


Consejo de Derechos Humanos

27º período de sesiones

Tema 4 de la agenda



Situaciones de derechos humanos que
requieren la atención del Consejo


Informe de la comisión internacional independiente
de investigación sobre la República Árabe Siria*


Resumen

Los resultados presentados en este informe, basados en 480 entrevistas y en las pruebas reunidas entre el 20 de enero y el 15 de julio de 2014, indican que el comportamiento de las partes en conflicto en la República Árabe Siria ha causado un sufrimiento inconmensurable a la población civil.

Las fuerzas gubernamentales continuaron llevando a cabo masacres y ataques generalizados contra la población civil, cometiendo de manera sistemática asesinatos, violaciones y actos de tortura y desaparición forzada constitutivos de crímenes de lesa humanidad. Han perpetrado graves violaciones de los derechos humanos y cometido los crímenes de guerra de asesinato, toma de rehenes, tortura, violaciones y violencia sexual, reclutamiento y utilización de niños en las hostilidades y acciones dirigidas contra civiles. Han hecho caso omiso de la protección especial otorgada a hospitales y al personal médico y humanitario. Los bombardeos aéreos y ataques de artillería indiscriminados y fuera de toda proporción provocaron múltiples víctimas entre la población civil y sembraron el terror. Las fuerzas gubernamentales utilizaron cloro gaseoso, un arma ilegal.

Los grupos armados no estatales, que se detallan en el informe, cometieron crímenes de guerra, entre ellos asesinatos, ejecuciones extrajudiciales, torturas, toma de rehenes y vulneraciones del derecho internacional humanitario como desapariciones forzadas, violaciones y actos de violencia sexual, reclutamiento y utilización de niños en las hostilidades, así como ataques contra bienes protegidos. El personal médico y religioso, y los periodistas, fueron blanco de los ataques. Varios grupos armados sitiaron barrios civiles y lanzaron ataques de artillería contra ellos de forma indiscriminada, en algunos casos aterrorizando a la población mediante el uso de coches bomba en zonas civiles. Algunos miembros del Estado Islámico del Iraq y Al-Sham (ISIS) infligieron torturas y cometieron asesinatos, actos que equivalen a desapariciones forzadas y desplazamientos forzados como parte de un ataque contra la población civil en las provincias de Aleppo y Ar Raqqah, los cuales constituyen crímenes de lesa humanidad.




Índice

Párrafos Página

I. Introducción 1–6 4

A. Dificultades 2–3 4

B. Metodología 4–6 4

II. Dinámica del conflicto 7–19 4

A. Fuerzas gubernamentales 10–12 5

B. Grupos armados no estatales 13–19 5

III. Infracciones relativas al trato otorgado a civiles y a combatientes que han


quedado fuera de combate 20–97 6

A. Masacres y otros tipos de asesinatos ilegítimos 20–38 6

B. Toma de rehenes 39–44 9

C. Desapariciones forzadas 45–51 10

D. Tortura y malos tratos 52–74 11

E. Violencia sexual y violencia de género 75–83 14

F. Violaciones de los derechos de los niños 84–97 15

IV. Infracciones cometidas durante las hostilidades 98–135 18

A. Ataques ilegítimos 98–108 18

B. Personas y bienes que gozan de protección específica 109–114 20

C. Uso de armas ilegales 115–118 22

D. Denegación de los derechos económicos, sociales y culturales y las


libertades fundamentales 119–130 22

E. Desplazamientos arbitrarios y forzados 131–135 24

V. Conclusiones y recomendaciones 136–148 25

A. Conclusiones 136–140 25

B. Recomendaciones 141–148 25

Anexos


I. Correspondence with the Government of the Syrian Arab Republic 28

II. Political context 32

III. Humanitarian context 34

IV. Specific mandate on massacres 35

V. Specifically protected persons and objects 46

VI. Map of the Syrian Arab Republic 49



I. Introducción

1. En el presente informe, la comisión de investigación internacional sobre la República Árabe Siria1 refiere sus conclusiones sobre las investigaciones realizadas entre el 20 de enero y el 15 de julio de 2014. Debe leerse conjuntamente con los anteriores informes de la comisión2.



A. Dificultades

2. Las investigaciones de la comisión siguen viéndose limitadas por la denegación de acceso a la República Árabe Siria.

3. La correspondencia entre la Misión Permanente de la República Árabe Siria y la comisión figura como anexo del presente informe (véase el anexo I).

B. Metodología

4. La metodología utilizada por la comisión se basa en las prácticas habituales seguidas por las comisiones de investigación y las investigaciones sobre los derechos humanos. La comisión se sirvió fundamentalmente de testimonios directos.

5. La información contenida en el presente informe se basa en 480 entrevistas realizadas en la región y desde Ginebra. Desde septiembre de 2011, la comisión ha llevado a cabo 3.126 entrevistas y recogido y analizado fotografías, grabaciones de vídeo, imágenes de satélite y registros médicos, así como otro tipo de material documental. También formaron parte de la investigación informes de gobiernos y fuentes no gubernamentales, análisis de especialistas e informes de las Naciones Unidas.

6. Satisface el criterio probatorio todo incidente corroborado en la medida que permite a la comisión tener motivos razonables para creer que ocurrió en la forma descrita.



II. Dinámica del conflicto

7. Las fuerzas gubernamentales y los grupos armados no estatales siguen enfrascados en encarnizados combates. Si bien todas las partes beligerantes lograron ganar terreno en las diferentes zonas, ninguna parece capaz de alcanzar una victoria militar completa.

8. El surgimiento de un sinnúmero de frentes, en los que intervienen diferentes actores locales y regionales, ha aumentado la complejidad del conflicto. La participación continua de combatientes extremistas que responden a criterios sectarios o étnicos, movilizados por todas las partes, ha polarizado el conflicto.

9. Las repercusiones de la guerra ya no se limitan al territorio sirio. La continua afluencia de combatientes extranjeros, el éxito de los grupos extremistas, el aumento de las tensiones sectarias, la competencia por recursos tales como el agua, el petróleo o el gas y la situación socioeconómica cada vez más vulnerable de los refugiados han contribuido a la propagación de la violencia, lo que afecta a la estabilidad y la paz regionales. Los riesgos de que el conflicto siga extendiéndose son palpables.



A. Fuerzas gubernamentales

10. Las fuerzas gubernamentales3 hicieron avances lentos, pero significativos, en la mayoría de las zonas estratégicas. En las principales provincias, entre ellas las de Rif Damasco, Homs y Aleppo, lograron reducir los territorios en manos de la oposición y cortaron sus líneas de comunicación. Sin embargo, los enfrentamientos directos con el Estado Islámico del Iraq y Al-Sham (ISIS) son raros y, en su mayoría, se limitan a ataques aéreos esporádicos en las provincias de Ar Raqqah, Aleppo y Dayr az Zawr.

11. La capacidad de las fuerzas gubernamentales se ha visto reforzada por medio de importantes reajustes de carácter organizativo, estratégico y táctico. El Gobierno es cada vez más capaz de reunir todos los elementos del poder militar durante las operaciones ofensivas dirigidas a objetivos prioritarios. Logró mantener posiciones en las provincias en las que no puede o no quiere llevar a cabo ofensivas, como las de Idlib y Dara'a. Su estrategia de control de la población consta de una combinación de asedios de larga duración con intensos bombardeos aéreos y de artillería, lo que ha llevado a docenas de treguas forzadas en Homs y Damasco, así como en la zona rural circundante. Tras las treguas forzadas, rasgo distintivo de la estrategia gubernamental de asedio y bombardeo, suelen producirse detenciones en masa de hombres en edad de combatir, muchos de los cuales desaparecen.

12. El Gobierno sigue recurriendo a la asistencia técnica, logística y en materia de capacitación proporcionada por aliados externos. Las fuerzas gubernamentales sufrieron recientemente una escasez de personal de combate al regresar las milicias iraquíes a combatir en el Iraq, lo que limitó su capacidad de desplegar tropas en varios frentes simultáneamente.



B. Grupos armados no estatales

1. Grupos armados antigubernamentales

13. Los grupos armados han participado simultáneamente en varios frentes de lucha contra las fuerzas gubernamentales, el ISIS y entre ellos mismos. Al carecer de las capacidades de combate necesarias, no pudieron revertir los avances de sus adversarios en zonas que solían ser parte de sus principales bastiones en las provincias de Rif Damasco, Aleppo oriental y Dayr az Zawr. Debilitados por las luchas internas, estos grupos armados han sufrido importantes deserciones al ISIS, debido a la superior capacidad financiera y operativa de este.

14. Los éxitos militares en las provincias de Dara'a e Idlib pusieron de relieve la capacidad de algunos grupos armados de evitar que el Gobierno recuperase el control total sobre el territorio. En la mayor parte de esas victorias, los grupos armados llamados "moderados" continuaron actuando en centros de operación especiales, en estrecha coordinación con los grupos extremistas, entre ellos Jabhat al-Nusra, afiliado a Al-Qaida.

15. Las divisiones y rivalidades impidieron que los insurgentes aumentaran su eficacia operativa. Pese a las numerosas iniciativas de reestructuración, no lograron crear una estructura y un liderazgo cohesivos debido a las divergencias ideológicas, políticas, tribales y personales. Los esfuerzos de los simpatizantes externos por reforzar la llamada "oposición armada moderada investigada" no lograron revertir el dominio de los grupos armados radicales.



2. Estado Islámico del Iraq y Al-Sham

16. Los avances logrados por el ISIS en el Iraq propulsaron su capacidad militar, lo que afectó en gran medida al equilibrio de poder dentro de la República Árabe Siria, tanto desde el punto de vista material como psicológico. Este grupo, mucho mejor organizado y financiado debido a la incautación de considerables recursos y equipos militares en el Iraq, ha consolidado su control de extensas zonas en las provincias del Norte y del Este, en particular, la de Dayr az Zawr, rica en petróleo. El ISIS está combatiendo cada vez más a los grupos armados antigubernamentales, entre ellos, Jabhat al-Nusra, los grupos armados curdos y, en menor medida, las fuerzas gubernamentales.

17. Además de atraer a combatientes extranjeros con más experiencia y motivación ideológica desde que se proclamó un califato islámico, el ISIS ha captado en sus filas a un número cada vez mayor de sirios, sobre todo después de forjar alianzas con las tribus locales en las provincias de Ar Raqqa, Al Hasakah y Dayr az Zawr. Para disminuir el descontento popular que causan sus duros métodos de gobierno, el ISIS ha adoptado una estrategia basada en el establecimiento del orden a través de una combinación de brutalidad y prestación de servicios esenciales, como la seguridad y el empleo.

3. Grupos armados curdos

18. Las Unidades Curdas de Protección Popular (YPG) continuaron consolidando su control sobre las regiones autorreguladas de facto por los curdos en el norte, a saber, Afrin, Ayn al-Arab y Al-Jazeera. Lograron contener los ataques del ISIS en el territorio bajo su control a lo largo de las fronteras con el Iraq y Turquía.

19. Se ha informado de un nuevo brote de violencia en Ayn al-Arab (Aleppo) al lanzar el ISIS una ofensiva con armas avanzadas incautadas en el Iraq. Se notificó de enfrentamientos esporádicos entre las YPG y las Fuerzas de Defensa Nacional locales en las ciudades de Qamishli y Al Hasakah.

III. Infracciones relativas al trato otorgado a civiles y a combatientes que han quedado fuera de combate

A. Masacres y otros tipos de asesinatos ilegítimos4

1. Fuerzas gubernamentales

20. Los informes de muertes de personas en centros de detención del Gobierno en Damasco han aumentado. En la mayoría de los casos, el Gobierno no ha reconocido la mayoría de las detenciones y muertes en las cárceles; la información recibida por los familiares de estas personas procedía de antiguos detenidos o funcionarios sobornados.

21. La muerte de los detenidos se debió a heridas provocadas por torturas. Otros detenidos murieron por falta de alimentos y atención médica. Sin embargo, a muchas personas se les negó información sobre las circunstancias de la muerte de sus familiares. En los casos en que las familias recibían información oficial, esta solía consistir en decir que el detenido había muerto de un ataque cardíaco. Un padre al que se le informó de la muerte de su hijo de 28 años de edad dijo que parecía que en Siria ahora "todos tienen ataques cardíacos", lo que da fe de la práctica generalizada de las autoridades sirias de ocultar la causa de las muertes.

22. Se informó de numerosos casos de muerte de personas en el centro de detención del aeropuerto Mezzeh, las dependencias de Seguridad Militar 215 y 235 y la prisión de Sednaya. Se adoptaba la práctica de dirigir a las familias a la Policía Militar de Qaboun y luego al Hospital Militar Tishreen. En la mayoría de los casos no se hacía entrega de los cadáveres. Según lo que se informa, muchos estarían enterrados en el cementerio de Najha. Al no tener acceso al lugar, la información no puede confirmarse.

23. En enero, la Policía Militar de Qaboun informó a una familia de que un pariente de sexo masculino, que había sido detenido y había desaparecido en 2011, había muerto de un ataque cardíaco. Se indicó a la familia que fuera al Hospital Militar de Tishreen a recoger el certificado de defunción, pero no se le entregó el cadáver. En el mes de marzo, una familia se dirigió a la Policía Militar de Qaboun para hacer valer sus derechos de visita a un pariente detenido en noviembre de 2011. Se le indicó dirigirse al Hospital Militar de Tishreen, donde recibió documentación en la que se indicaba que la persona que buscaban había estado detenida en la prisión de Sednaya y que había muerto de una enfermedad cardíaca en agosto de 2013. El cadáver no se entregó. El 9 de mayo se detuvo a un anciano que trataba de cruzar la frontera hacia el Líbano. Cuatro días más tarde, su esposa recibió una llamada de las autoridades municipales de Damasco en la que se le informó de que podía recoger el cadáver de su marido en el Hospital Militar de Tishreen. La mujer tuvo demasiado miedo para ir. Otros hospitales militares, en particular el Hospital Militar de Mezzeh, también conocido como Hospital No 601, también proporcionaban certificados de defunción a las familias.

24. A mediados de 2013 se detuvo en Damasco a un niño de 12 años de edad después de hablar con su primo, miembro de un grupo armado. La familia contrató a un abogado, quien determinó que el niño había estado detenido en la Dependencia de Seguridad Militar 235. Elevaron el caso a los tribunales y el juez les informó de que el niño estaba en un hospital privado. Cuando llegaron allí, se les informó de que su hijo estaba muerto. Su cuerpo presentaba señales de graves torturas, entre ellas, la electrocución.

25. Otras familias se enteraron de la muerte de sus seres queridos por antiguos detenidos. Esas muertes no se han reconocido oficialmente y tampoco se han entregado los cadáveres, por lo que resulta imposible confirmarlas. Se recibieron asimismo numerosos informes de muertes de personas detenidas en Damasco entre marzo de 2011 y diciembre de 2013.

26. Se realizó un examen preliminar y análisis forense de 26.948 fotografías tomadas supuestamente entre 2011 y 2013 en centros de detención gubernamentales. Entre ellas se cuentan fotografías de expedientes de casos y detenidos fallecidos que muestran señales de tortura e incluso de malnutrición grave. Ciertos elementos —como el lugar, que en algunas fotografías queda identificado como el Hospital Militar No 601 en Damasco, los métodos de tortura y las condiciones de detención— respaldan las conclusiones de larga data de la comisión en cuanto a la tortura sistemática y muerte de los detenidos. Las investigaciones están aún en curso, y las conclusiones dependen en gran medida de la búsqueda de un mayor número de metadatos.

27. Las fuerzas gubernamentales que rodean la zona sitiada de Ghouta oriental (Rif Damasco) asesinaron a tiros a varios civiles que trataban de salir de ella. En marzo, varios civiles, entre ellos mujeres y niños, al oír que la carretera estaba abierta, abandonaron Al Hajar al-Aswad. Llevaban una bandera blanca. Al acercarse a unos 500 m de un puesto de control del Gobierno, un francotirador mató a una mujer, lo que obligó al grupo a retirarse. En abril, un muchacho de 14 años de edad que intentaba salir de Ghouta oriental en búsqueda de alimentos fue muerto a tiros en el puesto de control de Al-Muhayam.

28. Las fuerzas gubernamentales perpetraron matanzas ilegítimas como parte de un ataque generalizado en contra de la población civil. Los ataques incluyeron fuego de artillería y bombardeos generalizados contra lugares habitados por civiles, y el arresto, detención y desaparición de civiles basándose en su afiliación o por considerarlos contrarios al Gobierno. La coordinación y participación activa de instituciones del Gobierno indicaron que los ataques se realizaron como un asunto de política institucional. Los ataques también constaron de matanzas ilegítimas, que constituyen crímenes de lesa humanidad. Las fuerzas gubernamentales también cometieron el crimen de guerra de asesinato y privación arbitraria de la vida.



2. Grupos armados no estatales

a) Grupos armados antigubernamentales

29. En Al-Mataiyyeh (Dara'a), el Frente Islámico asesinó a varios hombres sospechosos de colaborar con el Gobierno. En marzo se secuestró a un hombre de su casa. Más tarde el mismo día se encontró su cadáver, con un disparo en el pecho. El 20 de mayo, otro hombre fue detenido por el Frente Islámico, acusado de robar a un combatiente de la Brigada Al Yarmouk. Su cadáver fue encontrado, con un disparo en el pecho, cuatro días después. Durante el ataque a Kasab (Latakia), varios grupos armados, entre ellos Jabhat al-Nusra, al aproximarse a la ciudad, mataron por lo menos a dos civiles. El 22 de marzo, ya en Kasab, asesinaron a tiros a un hombre de 23 años de edad. Al cometer esos actos, los grupos armados antigubernamentales perpetraron el crimen de guerra de asesinato.



b) Estado Islámico del Iraq y Al-Sham

30. Las ejecuciones en espacios públicos han pasado a ser un espectáculo común los viernes en Ar Raqqah y las zonas controladas por el ISIS en la provincia de Aleppo. El ISIS informa de antemano a los residentes y los anima a asistir. En algunos casos, el ISIS fuerza a los transeúntes a asistir. Varios niños han estado presentes en las ejecuciones, que se producen por decapitación o disparando a la cabeza a quemarropa. Antes de las ejecuciones, los combatientes del ISIS anuncian los crímenes cometidos por las víctimas. Los cadáveres se exponen públicamente, a menudo crucificados, por un período máximo de tres días, como advertencia para los habitantes del lugar.

31. A las víctimas suele acusárselas de estar afiliadas a otros grupos armados, o de violar el código penal del ISIS. También ha habido ejemplos de ejecuciones de hombres acusados de estar afiliados a la Coalición Nacional de Siria, o de ser espías del Gobierno. La mayoría de las personas ejecutadas son hombres adultos. El ISIS también ha ejecutado a varios muchachos, de entre 15 y 17 años de edad, que eran supuestamente miembros de otros grupos armados. En julio, dos mujeres fueron lapidadas por grupos de personas validadas por el ISIS en distintos lugares de la provincia de Ar Raqqah.

32. En la ciudad de Ar Raqqah se realizan ejecuciones regulares en la plaza El-Naim y en la rotonda de Al Sa'a. Se han documentado docenas de ellas. A fines de abril, el ISIS ejecutó a 7 personas, 5 menores de 18 años de edad, en la plaza El-Naim, por pertenecer a grupos armados. Se expusieron los cadáveres de 3 personas crucificados durante tres días. El mismo día se ejecutó a 2 hombres en Tabqa y Slouk (Ar Raqqah). El 22 de marzo, en Tabqa, el ISIS le disparó a 1 hombre en la cabeza y dejó el cadáver expuesto, crucificado, durante dos días.

33. Al ir extendiendo su control sobre zonas de la provincia de Aleppo oriental, el ISIS ha ejecutado públicamente a personas en Minbij, Al Bab y Jarabulus. En Minbij, el ISIS utiliza un estacionamiento público como lugar de ejecución. En la mayoría de los casos se trata de decapitaciones. En febrero se decapitó a 1 joven de 15 años de edad, por haber cometido aparentemente una violación. Había niños presentes. Varias de las personas entrevistadas opinaron que había sido ejecutado por pertenecer a otro grupo armado. El cadáver quedó tirado durante dos días. En abril, los combatientes del ISIS decapitaron a 2 hombres. Sus cadáveres se crucificaron y quedaron expuestos durante dos días.

34. En abril, el ISIS decapitó a 2 hombres en Al-Bza'a, en las afueras de Al Bab. Varios cientos de personas se reunieron para presenciar el acto, y entre ellas había niños. La primera ejecución no se realizó correctamente porque el cuchillo no estaba suficientemente afilado. En febrero, en Jarabulus, el ISIS decapitó a 3 combatientes capturados de otro grupo armado, 1 de los cuales tenía 17 años de edad. Sus cabezas quedaron expuestas durante varios días después de la ejecución clavadas en palos.

35. Varias personas detenidas por el ISIS fueron asesinadas. En el mes de febrero, un hombre acusado de secuestrar a un niño fue muerto a tiros en una prisión en Jarabulus. En el mes de marzo, el ISIS detuvo a un hombre en Jarabulus bajo la sospecha de estar afiliado a otro grupo armado. Tres días después se llamó a su familia para que fuera a recoger el cadáver.

36. El ISIS justifica sus ejecuciones por la ley religiosa. Las personas entrevistadas declararon que los detenidos en prisiones del ISIS no tienen acceso a abogados y que no se les conceden las garantías procesales inherentes a un juicio justo. Si bien prosiguen las investigaciones sobre el funcionamiento de los tribunales de la sharia del ISIS, hay motivos razonables para creer que este ha cometido el crimen de guerra de ejecución sin garantías procesales.

37. Al exhibir públicamente los cadáveres y no sepultarlos honorablemente de acuerdo con los ritos de la religión de los fallecidos, el ISIS ha violado el derecho internacional humanitario consuetudinario. El ISIS llevó a cabo ejecuciones públicas para sembrar terror entre la población, asegurando así la sumisión a su autoridad.

38. El ISIS ha cometido actos de violencia contra la población civil bajo su control en las provincias de Ar Raqqah y Aleppo oriental. Se trata de una continuación —y una expansión geográfica— del ataque generalizado y sistemático contra la población civil indicado en el documento A/HRC/25/65. El ISIS, un grupo estructurado, dirige y organiza tales actos de violencia contra civiles, lo que demuestra la aplicación de una política institucional. Mientras que las víctimas parecen ser en su mayor parte combatientes fuera de combate, el ataque también comprende asesinatos ilegítimos en la provincia de Ar  Raqqah y en determinados lugares de la provincia de Aleppo. Al perpetrar esos asesinatos, el ISIS ha cometido el crimen de lesa humanidad de asesinato.


  1   2   3   4   5   6


La base de datos está protegida por derechos de autor ©bazica.org 2016
enviar mensaje

    Página principal