CP/acta 1579/07 23 febrero 2007



Descargar 0.57 Mb.
Página1/12
Fecha de conversión03.05.2017
Tamaño0.57 Mb.
  1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   12


OEA/Ser.G

CP/ACTA 1579/07

23 febrero 2007

ACTA DE LA SESIÓN ORDINARIA
DEL CONSEJO PERMANENTE DE LA ORGANIZACIÓN
CELEBRADA EL 23 DE FEBRERO DE 2007

Transcripción corregida

Esta transcripción corregida se somete a la aprobación del Consejo Permanente. Una vez aprobada, constituirá la versión final del acta.

ÍNDICE

Página
Nómina de los Representantes que asistieron a la sesión 1
Aprobación del proyecto de orden del día 4
Palabras de apertura de la Presidenta del Consejo Permanente 6
Palabras del Secretario General 9
Panel I: Tendencias ambientales y los desafíos compartidos en la región 11
Panel II: Mecanismos existentes de cooperación en

materia ambiental y la necesidad de

fortalecimiento institucional en el Hemisferio 37
[Receso]
Panel II: Mecanismos existentes de cooperación en

materia ambiental y la necesidad de

fortalecimiento institucional en el Hemisferio (continuación) 51
Panel III: Marcos legales e institucionales como respuesta a las

tendencias y desafíos ambientales que enfrenta la región 58


Panel IV: Intervenciones de los Representantes de los

organismos internacionales 88


Palabras del Secretario Ejecutivo para el Desarrollo Integral 101
Palabras de clausura de la Presidenta del Consejo Permanente 103

CONSEJO PERMANENTE DE LA ORGANIZACIÓN DE LOS ESTADOS AMERICANOS


ACTA DE LA SESIÓN EXTRAORDINARIA

CELEBRADA EL 23 DE FEBRERO DE 2007

En la ciudad de Washington, a las nueve y media de la mañana del viernes 23 de febrero de 2007, celebró sesión extraordinaria el Consejo Permanente de la Organización de los Estados Americanos sobre el tema “Oportunidades de cooperación para el desarrollo de marcos legales e institucionales ante los desafíos ambientales en la región”. Presidió la sesión la Embajadora María del Luján Flores, Representante Permanente del Uruguay y Presidenta del Consejo Permanente. Participaron como moderadores y panelistas las siguientes personas:

Panel I: Las tendencias ambientales y los desafíos compartidos en la región


Moderadora: Embajadora Lisa Shoman,

Representante Permanente de Belice ante la OEA


Panelista: Neville Trotz, Asesor Científico del Centro sobre Cambio Climático de la

Comunidad del Caribe (CARICOM)

Panel II: Mecanismos existentes de cooperación en materia ambiental y la

necesidad de fortalecimiento institucional en el Hemisferio


Moderador: Consejero Douglas G. Fraser,

Representante Alterno del Canadá ante la OEA


Panelistas: Paul Miller, Director Adjunto de la Organización de los Estados del

Noreste para la Coordinación en el Uso del Aire (NESCAUM)

Rosalía Arteaga, Secretaria General, Organización del Tratado de

Cooperación Amazónica (OTCA)

João Bosco, Secretario de Recursos Hídricos,

Ministerio de Medio Ambiente Brasil

Panel III: Marcos legales e institucionales como respuesta a las tendencias y

desafíos ambientales que enfrenta la región


Moderador: Embajador Alejandro García-Moreno Elizondo,

Representante Permanente de México ante la OEA


Panelistas: David Hunter, Profesor y Director del Programa de

Derecho Ambiental Internacional y Comparado,

American University, Washington College of Law

Gustavo Alanis, Presidente, Centro Mexicano de Derecho Ambiental

Charles Di Leva, Abogado Jefe, Derecho Internacional,

Desarrollo Ambiental y Social Sostenible,

Departamento Legal, Banco Mundial

Panel IV: Intervenciones de los Representantes de los organismos internacionales


Moderador: Embajador J. Robert Manzanares,

Representante Interino de los Estados Unidos ante la OEA


Panelistas: James Warren Evans, Director, Departamento de Medio Ambiente,

Banco Mundial (BM)

Ricardo Quiroga, Economista Principal, División de Medio Ambiente,

Departamento de Desarrollo Sostenible,

Banco Interamericano de Desarrollo (BID)

L. Brennan Van Dyke, Director, Programa de las

Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA),

Oficina Regional para Norteamérica

Inés Bustillo, Directora, Comisión Económica para

América Latina y el Caribe (CEPAL)

Oficina en Washington D.C.

Georgina Nuñez, Comisión Económica para

América Latina y el Caribe (CEPAL)

Oficina en Washington D.C.


Asistieron los siguientes miembros:
Embajador Denis G. Antoine, Representante Permanente de Grenada

Embajadora Lisa Shoman, Representante Permanente de Belice

Embajador Ellsworth I. A. John, Representante Permanente de San Vicente y las Granadinas

Embajador Rodolfo Hugo Gil, Representante Permanente de la Argentina

Embajadora Marina Valère, Representante Permanente de Trinidad y Tobago

Embajador Francisco Villagrán de León, Representante Permanente de Guatemala

Embajadora Abigaíl Castro de Pérez, Representante Permanente de El Salvador

Embajador Gordon V. Shirley, Representante Permanente de Jamaica

Embajador Duly Brutus, Representante Permanente de Haití

Embajador Manuel María Cáceres Cardozo, Representante Permanente del Paraguay

Embajador Roberto Álvarez, Representante Permanente de la República Dominicana

Embajador Alejandro García-Moreno Elizondo, Representante Permanente de México

Embajador Pedro Oyarce, Representante Permanente de Chile

Embajador Camilo Alfonso Ospina, Representante Permanente de Colombia

Embajador Graeme C. Clark, Representante Permanente del Canadá

Embajador Reynaldo Cuadros Anaya, Representante Permanente de Bolivia

J. Robert Manzanares, Representante Interino de los Estados Unidos

Ministra Consejera Rhoda M. Jackson, Representante Interina de las Bahamas

Consejera Jasmine E. Huggins, Representante Alterna de Saint Kitts y Nevis

Embajador Luis Guardia Mora, Representante Alterno de Costa Rica

Ministra Consejera Ann-Marie Layne Campbell, Representante Alterna de Antigua y Barbuda

Consejero José Manuel Castañeda Resendiz, Representante Alterno de México

Ministra Consejera Carmen Luisa Velásquez de Visbal, Representante Alterna de Venezuela

Ministro Consejero Carlos Jiménez Gil-Fortoul, Representante Alterno del Perú

Consejera Márcia Maro da Silva, Representante Alterna del Brasil

Ministro Gustavo Palacio, Representante Alterno del Ecuador

Ministra Olga Graziella Reyes Marfetan, Representante Alterna del Uruguay

Primer Secretario Juan Carlos Montoya, Representante Alterno de Honduras

Embajadora Nubia Lezcano, Representante Alterna de Panamá
También estuvieron presentes el Secretario General de la Organización, doctor José Miguel Insulza, y el Secretario General Adjunto, Embajador Albert R. Ramdin, Secretario del Consejo Permanente.

APROBACIÓN DEL PROYECTO DE ORDEN DEL DÍA


La PRESIDENTA: Declaro abierta la presente sesión extraordinaria del Consejo Permanente, que ha sido convocada para tratar el tema “Oportunidades de Cooperación para el Desarrollo de Marcos Legales e Institucionales ante los Desafíos Ambientales en la Región”. El programa para esta reunión aparece publicado en el orden del día, documento CP/OD.1579/07.
[El proyecto de orden del día contiene los siguientes puntos:
9

:00 a.m.




  1. Aprobación del proyecto de orden del día (CP/OD-1579/07).




  1. Palabras de la Presidenta del Consejo Permanente, Embajadora María del Luján Flores, Representante Permanente de Uruguay ante la OEA.




  1. Palabras de Su Excelencia José Miguel Insulza, Secretario General de la OEA.




  1. Presentaciones verbales sobre las tendencias ambientales y los desafíos compartidos en la región.

    1. Cristián Samper, Director del Museo Nacional de Historia Natural, Instituto Smithsonian.

    2. Neville Trotz, Asesor Científico del Centro sobre Cambio Climático de la Comunidad del Caribe (CARICOM).




  1. Intercambio de opiniones por parte de las Delegaciones.

Moderadora: Embajadora Lisa Shoman, Representante Permanente de Belice ante la OEA.

12:30 – 1:30 p.m. Almuerzo

1:30 p.m.


  1. Presentaciones verbales sobre los mecanismos existentes de cooperación en materia ambiental y la necesidad de fortalecimiento institucional en el Hemisferio.

    1. Paul Miller, Director Adjunto de la Organización de los Estados del Noreste para la Coordinación en el Uso del Aire (NESCAUM) .

    2. Rosalía Arteaga, Secretaria General, Organización del Tratado de Cooperación Amazónica (OTCA).

    3. João Bosco, Secretario de Recursos Hídricos, Ministerio de Medio Ambiente, Brasil.




  1. Intercambio de opiniones por parte de las Delegaciones.

Moderador: Sr. Douglas G. Fraser, Representante Alterno de Canadá ante la OEA.


3:00 p.m.


  1. Presentaciones verbales sobre los marcos legales e institucionales como respuesta a las tendencias y desafíos ambientales que enfrenta la región.

    1. David Hunter, Profesor y Director del Programa de Derecho Ambiental Internacional y Comparado, American University, Washington College of Law.

    2. Gustavo Alanis, Presidente Centro Mexicano de Derecho Ambiental.

    3. Charles Di Leva, Abogado Jefe, Derecho Internacional, Desarrollo Ambiental y Social Sostenible, Departamento Legal, Banco Mundial.




  1. Intercambio de opiniones por parte de las Delegaciones

Moderador: Embajador Alejandro García Moreno, Representante Permanente de México ante la OEA.


4:30 p.m.


  1. Intervención de los Representantes de Organismos Internacionales:

    1. James Warren Evans, Director, Departamento de Medio Ambiente, Banco Mundial (BM).

    2. Ricardo Quiroga, Economista Principal, División de Medio Ambiente, Departamento de Desarrollo Sostenible, Banco Interamericano de Desarrollo (BID).

    3. L. Brennan Van Dyke, Director, Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA), Oficina Regional para Norteamérica.

    4. Inés Bustillo, Directora, Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL) – Oficina en Washington, D.C.

    5. Georgina Nuñez, Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL) – Oficina en Washington, D.C.




  1. Intercambio de opiniones por parte de las Delegaciones.

Moderador: Sr. J. Robert Manzanares, Representante Interino de Estados Unidos ante la OEA.




  1. Palabras del Secretario Ejecutivo para el Desarrollo Integral, Embajador Alfonso Quiñonez.




  1. Palabras de clausura de la Presidenta del Consejo Permanente, Embajadora María del Luján Flores, Representante Permanente de Uruguay ante la OEA..]

De no haber observaciones al mismo, lo daríamos por aprobado.



PALABRAS DE APERTURA DE LA PRESIDENTA DEL CONSEJO PERMANENTE
La PRESIDENTA: Es para mí un verdadero placer el inaugurar esta sesión extraordinaria del Consejo Permanente, destinada a analizar los principales desafíos ambientales de la región, a fin de evaluar posibles respuestas jurídicas e institucionales, a darse en el marco de la Organización de los Estados Americanos.
El tema es de una indudable vigencia. Basta una rápida ojeada a los titulares de los diarios para ver la trascendencia creciente de los temas ambientales, su repercusión social, política y económica.
Nuestra Organización, como foro hemisférico, no puede permanecer al margen del debate de la cuestión que, como bien se ha expresado, concierne a la humanidad en su totalidad; de ahí la expresión utilizada de “common concern of mankind” “interés común de la humanidad”, recogida en la resolución 43/95 de la Asamblea General de las Naciones Unidas de diciembre de 1988.
El derecho, tanto interno como internacional, se ha constituido en el medio idóneo para proteger al medio ambiente; bien jurídico por excelencia que constituye la condición previa de todos los derechos: el soporte de la vida.
La convicción de la necesidad del tratamiento jurídico del tema en el plano internacional llevó a la Corte Internacional de Justicia a establecer una sala especial para tratar estas cuestiones al amparo de lo dispuesto en el artículo 26.1 de su Estatuto. Asimismo, en la Opinión Consultiva relativa a la Legalidad de la Amenaza o Uso de las Armas Nucleares, señaló la importancia que le atribuye al medio ambiente al expresar que este “no es una mera abstracción sino el espacio donde viven los seres humanos y del cual depende su calidad de vida y salud, incluyendo las futuras generaciones”. Concepto que luego reiteró en el asunto de la Gabcikovo-Nagymaros entre Hungría y la República Eslovaca, sucesora de Checoslovaquia.
En el ámbito marino el Tribunal Internacional para el Derecho del Mar también se refirió a la protección del medio ambiente, en varios casos, como el del Atún de Aleta Azul del Sur o en el de la Planta Max. Asimismo, a nivel regional, la Corte Interamericana de Derechos Humanos ha reconocido la importancia del medio ambiente y cómo su degradación puede tener impacto sobre derechos humanos básicos.
Desafíos medioambientales como el cambio climático, la contaminación de las aguas fluviales, el deterioro de la capa de ozono o la pérdida de la biodiversidad no se dan aisladamente. Dada la natural interdependencia de los fenómenos medioambientales, su tratamiento eficaz requiere de la cooperación internacional.
La tierra, el aire o el mar no conocen las fronteras artificiales creadas por los seres humanos. A ello se suma que cuestiones consideradas del ámbito interno nacional han adquirido o poseen repercusiones internacionales, en parte, consecuencia de las circunstancias que han convertido al mundo en una aldea global.
El derecho internacional y las instituciones sirven como marco básico para la cooperación internacional y la colaboración entre los integrantes de la comunidad en la búsqueda de la protección del medio ambiente. En una primera etapa, esa protección se realizó desde una perspectiva interestatal y sectorial, adquiriendo particular relevancia en las regulaciones entre Estados vecinos, centralizándose en la protección de algunos recursos naturales amenazados y teniendo como límite la soberanía territorial de los Estados.
El principio que dominó el escenario fue el de “sic utere tu ut alienum non laedas”, es decir, “utilizar lo propio en forma tal de no perjudicar lo ajeno”. Se emitieron laudos arbitrales, como el de la Fundición de Trail en la década de los treinta, que sentaron las bases de desarrollos jurídicos posteriores.
Asimismo, se sucedieron una serie de convenciones para proteger la flora y la fauna, para preservar de la extinción a ciertas especies. En la década de los cincuenta, se adoptaron convenios para prevenir la contaminación del mar por hidrocarburos.
De la década de los ochenta en adelante, ante la evidencia científica de amenazas globales, la comunidad internacional buscará proteger al medio ambiente a escala mundial. Se elaboraron así una serie de instrumentos como el Convenio para Proteger la Capa de Ozono y el Protocolo de Montreal de 1987; la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático de 1992; el Protocolo de Kyoto de 1997; o la Convención sobre Biodiversidad Biológica de 1992.
Dos grandes hitos en el desarrollo de la temática fueron la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Medio Ambiente con la adopción de la Declaración de Estocolmo sobre el Medio Humano en 1972 y su Plan de Acción, así como la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Medio Ambiente y Desarrollo, donde se aprobó la Declaración de Río sobre Medio Ambiente y Desarrollo de 1992, acompañada de un amplio programa de acción, la denominada Agenda 21.
De ahí en más, la protección del ambiente es considerada como una parte importante del proceso de desarrollo. A este enfoque integrado se le confirió un sustento antropocéntrico, ya que los seres humanos están en el centro de las preocupaciones relativas al desarrollo sostenible y tienen derecho a una vida sana y productiva en armonía con la naturaleza.
La aprobación de instrumentos universales, regionales y bilaterales vinculados a la protección del medio ambiente ha sido muy alta. Dentro del derecho internacional, esta es una de las áreas donde ha habido mayor desarrollo en los últimos tiempos.
Si embargo, es posible constatar ciertos vacíos; a vía de ejemplo, hasta el momento no se ha adoptado un instrumento jurídicamente vinculante que trate, de manera exclusiva y específica, el fenómeno de la contaminación en los diversos ámbitos en que la misma se produce. Esta constatación es válida no solo a nivel universal sino también a nivel interamericano.
Cabe señalar que el proceso de Cumbres de las Américas iniciado en Miami en 1994 definió la preservación del medio ambiente como una de las prioridades para la acción colectiva en el Hemisferio, estableciendo el desarrollo y fortalecimiento de los marcos legales en materia ambiental como uno de los principales componentes de las estrategias a seguir para alcanzar el desarrollo sostenible.
En las sucesivas Cumbres de las Américas, el tema de la protección del medio ambiente y el desarrollo sostenible ha ocupado un lugar prioritario, llegando recientemente, en diciembre de 2006, los Ministros y Altas Autoridades de Desarrollo Sostenible del Hemisferio a aprobar la Declaración de Santa Cruz + 10, que reafirma el compromiso de promover y fortalecer políticas, normas y mecanismos de cooperación e integración regional.
Si bien se han celebrado acuerdos marco sobre medio ambiente en las subregiones que componen nuestro Continente, no se cuenta aún con un tratado ambiental hemisférico que vincule la totalidad de los países americanos en el marco del principio de las responsabilidades comunes pero diferenciadas y del principio de la solución pacífica de las controversias. Un acuerdo de esta naturaleza podría, entre otras cosas, referirse a temas puntuales como el de la contaminación, teniendo en cuenta las legislaciones nacionales, fijando estándares mínimos aceptables, quedando el mismo sujeto a revisiones periódicas.
El contar con un instrumento de esa naturaleza no solo facilitaría la solución de eventuales diferencias que se plantearan, sino que cumpliría una función preventiva de suma utilidad.
Uno de los primeros pasos en pos de este objetivo podría ser el contar con un listado de los acuerdos regionales existentes en el marco de la OEA sobre el tema de la protección del medio ambiente y el desarrollo sostenible y de aquellos acuerdos multilaterales de los cuales forman parte los países miembros. Luego podría convocarse a una reunión de la Comisión Interamericana para el Desarrollo Sostenible, uno de cuyos puntos de la agenda, además de aquellos que resultaron de la Declaración de Santa Cruz, sea la revisión del estado del derecho ambiental en la región. Un tercer paso sería la creación del Grupo de Trabajo, dentro de la Comisión Ejecutiva Permanente del Consejo Interamericano para el Desarrollo Integral (CEPCIDI), para considerar el estado del derecho ambiental en la región.
Por último, cabe señalar que el objetivo de estas iniciativas es el de generar un diálogo entre los Estados Miembros para fortalecer, dentro de la agenda de la OEA, el desarrollo sostenible en sus tres componentes: el desarrollo social, el crecimiento económico y la protección del medio ambiente.
Compromiso este asumido en la Cumbre de Río de 1992 y reiterado en Johannesburgo en el 2002 y que, en el ámbito regional, se reafirmó de manera reciente en Santa Cruz de la Sierra.
Estas son tan solo algunas reflexiones que ya puse de manifiesto al asumir la Presidencia del Consejo Permanente, y creo que hoy tenemos una oportunidad, inmejorable, de contar con un grupo altamente calificado de expertos en la materia, que nos sabrán guiar por el mejor camino.
Además de agradecer la presencia de nuestros distinguidos disertantes y moderadores, agradezco particularmente la presencia de todos ustedes que hacen posible esta sesión y enriquecerán con sus comentarios el diálogo que se establecerá.
Muchas gracias.

PALABRAS DEL SECRETARIO GENERAL


La PRESIDENTA; Me es grato ofrecer la palabra al señor José Miguel Insulza, Secretario General de la OEA. Señor Secretario General, tiene usted la palabra.
El SECRETARIO GENERAL: Muchas gracias, Presidenta, y muy buenos días a los señores Delegados, Delegadas y a los amigos Observadores de organismos internacionales y de otros países que nos acompañan en esta sesión extraordinaria del Consejo Permanente.
Yo quiero comenzar, señora Presidenta, por felicitarla por la iniciativa de convocar a esta sesión extraordinaria del Consejo para iniciar un diálogo sobre los mecanismos de cooperación y los instrumentos legales y acciones prioritarias que pueden dar respuesta a los principales problemas y desafíos ambientales comunes en los países de la región.
Partimos, por cierto, del consenso de que la protección y la consolidación del medio ambiente es una responsabilidad compartida, es una responsabilidad de nuestros Estados Miembros y también de la sociedad civil y del sector privado, que son socios claves en los logros de los objetivos de desarrollo, pero es una responsabilidad también del Estado en materia de política pública.
A partir de este consenso, es obvio que requerimos avanzar en crear normas comunes que puedan regir la convivencia dentro y entre nuestros Estados en este aspecto tan esencial.
Durante la última década, a partir de 1996 especialmente y de la Cumbre de las Américas sobre Desarrollo Sostenible celebrada en Santa Cruz de la Sierra, Bolivia, hemos buscado avanzar de manera solidaria en la dirección del desarrollo sostenible, buscando mantener el delicado equilibrio entre el crecimiento económico, la equidad social y la conservación del medio ambiente.
Aunque podemos resaltar avances importantes en términos globales, los problemas de degradación ambiental también continúan y sus impactos en el desarrollo de nuestros pueblos son cada vez día más evidentes, como constatamos en un panel que tuvimos hace no mucho tiempo dentro de la Organización, siguiendo temas tan graves como la contaminación o el calentamiento global, que afectan sustantivamente también la deforestación de nuestra región.
Son más graves aún y urgentes los problemas derivados de la pobreza y de la destrucción de nuestra propia infraestructura y nuestro medio ambiente en las grandes ciudades de nuestro Continente. Por ejemplo, en América Latina y el Caribe solo el 14% de las aguas residuales de los sistemas de alcantarillado recibe algún grado de tratamiento, lo que contribuye intensamente a la contaminación de las aguas superficiales y subterráneas; además del fenómeno de desertificación que afecta ya el 20% de la superficie cultivable.
Todos estos son daños ambientales generados por la mano del hombre y que guardan relación con nuestros modelos de desarrollo y con la pobreza en que se encuentran aún muchas de nuestras poblaciones.
Las tendencias, según estudios recientes, parecerían indicar que los impactos a futuro serán mayores. En los últimos meses diferentes foros políticos han discutido temas de importancia global, entre ellos el cambio climático, dando cabida a la consideración de informes científicos como el recientemente presentado por Sir Nicholas Stern y por el Panel Intergubernamental sobre Cambio Climático de las Naciones Unidas. Estos foros han destacado la necesidad imperativa de realizar acciones a nivel colectivo para abordar los desafíos ambientales del siglo XXI, en la medida que estos desafíos afectan ecosistemas compartidos y trascienden fronteras impactando a los procesos de desarrollo.



Compartir con tus amigos:
  1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   12


La base de datos está protegida por derechos de autor ©bazica.org 2019
enviar mensaje

    Página principal