Curso de extranjeros privados de libertad



Descargar 50.67 Kb.
Fecha de conversión14.10.2017
Tamaño50.67 Kb.







CURSO DE EXTRANJEROS PRIVADOS DE LIBERTAD


Universidad de Granada, Campus de Melilla. 21-25 de julio de 2014.Melilla 21-25 de julio de 2014

El autor de este trabajo aborda su análisis en una primera parte, desde el resumen de las principales ponencias impartidas en el el curso de “Extranjeros privados de libertad” celebrado en Melilla los días 21 a 25 de julio, a cuyas conferencias asistió como alumno, de las cuales ha tomado buena nota, siendo, a su vez, un referente importante lo publicado tanto por la prensa escrita, como por las publicaciones digitales de los medios de prensa melillenses. Y en su segunda parte se aborda la especial problemática de los puestos fronterizos melillenses.



  1. RESUMEN DE LAS PRINCIPALES PONENCIAS IMPARTIDAS EN EL CURSO “EXTRANJEROS PRIVADOS DE LIBERTAD”




Jorge FERNÁNDEZ DÍAZ, Ministro del Interior, inauguró el lunes, 21 de julio de 2014, en el Salón de Actos del Campus de la Universidad de Granada (UGR) en Melilla, el curso “Extranjeros privados de libertad”, coordinado por Juan Rafael BENÍTEZ YÉBENES, Magistrado de la Sección Séptima de la Audiencia Provincial de Málaga y Juez de Vigilancia Penitenciaria de Melilla, en régimen de compatibilidad.

http://elfarodigital.es/images/resized/images/stories/fotosmelilla/2014/07/22/dori/5-1_300_300.jpg

El curso se impartió en Melilla durante la semana del 21 al 25 de julio de 2014, dentro de los XXIII Cursos Internacionales de verano “Ciudad de Melilla”, que dirige el profesor de la UGR Manuel Ruiz Morales, y organizan la Universidad de Granada y la Ciudad Autónoma de Melilla (Consejería de Cultura y Festejos). También ha colaborado la Secretaría General de Instituciones Penitenciarias y la Asociación Melillense de Estudios Penitenciarios, contando, entre otros, con el siguiente profesorado:

Abdelmalik El Barkani Abdelkader, delegado del Gobierno en Melilla; Juan Rafael Benítez Yébenes; magistrado de la Audiencia Provincial de Málaga. Juez de Vigilancia Penitenciaria de Melilla, en régimen de compatibilidad; José María Brime Vara, subdirector de Régimen del Centro Penitenciario de Topas; Olga Díaz González, secretaria del Juzgado de lo Contencioso Administrativo n.º 2 de Melilla; Elvira Paloma Fernández Domínguez, subdirectora de Tratamiento del Centro Penitenciario de Monterroso; José Ángel González Jiménez, jefe superior de Policía de Melilla; Juan José Imbroda Ortiz, presidente de la Ciudad Autónoma de Melilla; Emilio Lamo de Espinosa y Vázquez de Sola, juez decano de Melilla, titular del Juzgado de Instrucción n.º 2 de Melilla; Mariano López Benítez, catedrático de Derecho Administrativo de la Universidad de Córdoba; Ambrosio Martín Villaseñor, coronel jefe de la Comandancia de la Guardia Civil de Melilla; Lorenzo Morillas Cueva, catedrático de Derecho Penal de la Universidad de Granada; Javier Nistal Burón, subdirector general de Tratamiento y Gestión Penitenciaria; Manuel Páez Méndez, jefe de Servicios de Recursos e Informes Jurídicos. Comisaría General de Extranjería y Fronteras; Davide Quattrocchi, teniente coronel. Oficial de Enlace de la Guardia de Finanza, Embajada de Italia; Ángel Yuste Castillejo, secretario general de Instituciones Penitenciarias.



http://www.melillahoy.es/fotos/910/publico_campus.jpg

http://www.melillahoy.es/fotos/912/publico.jpg

En palabras del Ministro del Interior, en el 2014, más de 10.000 inmigrantes han tratado de acceder por las fronteras de Melilla y Ceuta. Es una cifra que muestra “la extrema presión” que sufren las dos ciudades, tras el control de la ruta atlántica. Recordó que, sólo el pasado 28 de mayo, 400 subsaharianos saltaron la valla fronteriza de Melilla, en un intento protagonizado por unos mil inmigrantes.

También se refirió al sistema penitenciario español del que dijo que es un referente a nivel mundial. De hecho recordó que la Ley General Penitenciaria fue la primera Ley orgánica que se aprobó tras la Constitución en el año 1.979.

En el año 2009 se registraron, según el Ministro, un total de 22.160 internos extranjeros en España, más de un tercio de toda la población reclusa, 34,41%. Ya en julio de 2014 fueron 16.245 los reclusos extranjeros, un 28,4% del total. Asimismo, consideró que los reclusos extranjeros suponen para cualquier administración penitenciaria no pocas dificultades. En España se aplica el postulado general, que los ciudadanos no nacionales afronten en sus países de origen el cumplimiento de las sanciones penales impuestas, articulando para este fin todas las medidas que permitan el regreso a su entorno de origen y a su sistema penitenciario nacional.

Los mecanismos de retorno contemplados en el ordenamiento jurídico español son la expulsión, la extradición, el traslado de personas y la libertad condicional en el país de origen. Para ello es necesario, una política penitenciaria que conlleve la ejecución penal, la coordinación de la administración penitenciaria con los organismos jurisdiccionales y policiales con responsabilidad en materia de extranjería, la formación del personal implicado en las actuaciones con reclusos extranjeros y la gestión de los datos relevantes de cada interno en el sistema de información penitenciaria.

En cuanto al fenómeno yihadista explicó que se acaba de distribuir una circular de la Secretaría General a todos los centros penitenciarios con especiales recomendaciones ante este tipo de situaciones. El problema de los terroristas yihadistas retomados, que con anterioridad ha sido captados, adoctrinados y armados en distintas zonas de conflictos como Siria y Mali, que suelen estar muy bregados en el combate y muy radicalizado, es uno de los problemas que más preocupan en estos momentos a la comunidad internacional. Ningún país está fuera del riego que supone esta modalidad de terrorismo y como compartimos amenazas, tenemos que compartir capacidades.

El Ministro subrayó que la inmigración es una cuestión fundamental para el desarrollo de los Estados, pero siempre que se haga de una manera “ordenada” y que no supere la capacidad de integración de las sociedades, ya que, de lo contrario, se puede convertir en un problema que puede llegar “perturbar” la convivencia.

Indicó que los problemas migratorios se han convertido en un fenómeno mundial, que no afectan únicamente a  Melilla y Ceuta, sino que tienen una dimensión internacional de “gran complejidad”. No obstante, aseguró que las “grandes avenidas” de inmigrantes, que se están produciendo sobre todo en Melilla, suponen un grave problema, ya que estas personas ponen en riesgo sus vidas y, a su vez, la de los agentes que tienen el mandado de hacer cumplir la ley y garantizar la “inviolabilidad” de las fronteras españolas, que son también las de toda la UE.

Para contener esas entradas masivas se han reforzado los contingentes policiales, con el envío de módulos de intervención rápida de GRS de la Guardia Civil o grupos de las Unidades de Intervención Policial (UIP) del Cuerpo Nacional de Policía. También apuntó el refuerzo de las medidas pasivas en la valla, con la instalación de casi 26.000 metros lineales en los perímetros de las dos ciudades.

El Ministro del Interior también alabó la colaboración de Marruecos, país al que reconoció su cooperación, ya que “sin su ayuda sería difícil hacer frente a la presión migratoria actual”.

Ángel YUSTE CASTILLEJO, Secretario General de Instituciones Penitenciarias, abordó en su ponencia los retos fundamentales que existen en materia penitenciaria con internos extranjeros desde varias perspectivas: en la necesidad de intensificar el esfuerzo humanitario, para que la pena privativa de libertad en los reclusos extranjeros no lleve una fricción añadida por el desconocimiento del idioma o de las costumbres y además intensificar la protección que les puedan prestar las autoridades consulares y diplomáticas.

También hizo hincapié en la necesidad compartida desde la Unión Europea de que los internos extranjeros cumplan sus penas en sus respectivos países de origen o en lugar en que hayan residido o vayan a residir después para que que puedan ser más eficaces las medidas de reinserción social.

Además analizó el tratamiento de las decisiones marco de la Unión Europea en materia de extranjería, con el reconocimiento mutuo de las sentencias y antecedentes penales, de penas privativas de libertad y cómo se están incorporando a nuestro Derecho interno determinados programas que hacen referencia a la prevención de la radicalización yihadista, abordando la cuestión de cómo se ha venido detectando el proceso de captación por internos radicales en los centros penitenciarios españoles, igual que en los centros penitenciarios europeos, pues no se trata de un problema interno de nuestro país, aunque España tiene connotaciones muy concretas básicamente por nuestros antecedentes históricos, el efecto frontera con el mundo islamista y sobre todo consecuencias prácticas que el contingente de internos susceptibles de ser localizados en espera, es un colectivo relevante.

Javier NISTAL BURÓN, Subdirector Geneal de Tratamiento y Gestión Penitenciaria, argumentó que hay que diferenciar que la condición de extranjero en el sistema penitenciario español no es homogénea, sino que hay una serie de clases diferentes que requieren una especie de trato distinto que no es discriminatorio, porque tratar diferente la de aquellos que no teniendo ningún horizonte de integración social en España están avocados a la expulsión, con lo cual hay que actuar de forma distinta a la de aquellos que tienen posibilidades de quedarse en España por algún tipo de arraigo social, familiar o laboral, con los cuales de alguna forma la fórmula de ejecución es diferente.

Un 22% de los penados con medidas alternativas a la prisión son extranjeros. Instituciones Penitenciarias les ofrece realizar trabajos en beneficio de la comunidad, la suspensión o la sustitución de la condena a cambio de que participen en un programas determinados.

La violencia de género es el delito más frecuente entre los condenados extranjeros, en concreto un 32% cumple una medida alternativa. Para hacer frente a esta realidad, las cárceles han tenido que adaptar sus programas para estos internos que en muchas ocasiones desconocen nuestro idioma. Así lo aseguró la Subdirectora General de Penas y Medidas Alternativas, Myriam TAPIA ORTIZ.

La Subdirectora destacó la importancia de que los condenados extranjeros compartan el mismo programa que los nacionales, por ejemplo, para abordar el tema de violencia de género. También se incluyen en las medidas alternativas cursos para que estos condenados aprendan castellano, pues al choque cultural se suma el hecho de que no saben español. A la hora de aplicar las medidas alternativas en los extranjeros se tienen en cuenta factores como el nivel socioeconómico y su formación, no para justificar el delito, sino para trabajar con el interno y evitar que la situación personal haga en que esta persona reincida en el futuro.

En cuanto a la reincidencia de estos condenados, Tapia destacó que un estudio de la Universidad Complutense de Madrid se detalla que más del 90% no volvía a ser condenado por ese delito. El informe se realizó un año y medio más tarde de la aplicación de la Ley contra la Violencia de Género.

La Subdirectora de Tratamiento de la Prisión de Monterroso (Lugo), Elvira Paloma FERNÁNDEZ DOMÍNGUEZ, destacó cómo se están adaptando los centros penitenciarios a la llegada de los reclusos es a través de los programas multiculturales. Este tipo de proyectos pretenden no sólo la formación de los internos para su mejor reinserción social, sino mostrarles la realidad multicultural que se encontrarán a su salida de prisión.

En la prisión de Monterroso se ha puesto en marcha una jornada formativa sobre el cuidado del medio ambiente, en el que han ofrecido talleres de reciclaje.

El Presidente de la Ciudad Autónoma, Juan José IMBRODA ha opinado que la verdadera dimensión del problema de la inmmigración clandestina que sufre Melilla no es el número de personas que consiguen entrar de manera irregular a territorio nacional, sino los que lo intentan y el debate de si han entrado o no con tocar la valla.

El presidente melillense explicó que en los últimos siete años han entrado en la ciudad unos 14.000 inmigrantes. Sin embargo, son docenas y docenas de miles de personas las que han intentado entrar en Melilla a lo largo de los últimos años. A través de los medios de comunicación es cuando se ha visto el “impacto dramático del intento de entrada en Melilla por persona deseperadas”.

Apeló a la concienciación de la ciudadanía ante estas oleadas masivas pendientes de allanar la inviolabilidad territorial de España, solicitando el apoyo a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad y a las Institiuciones y a una posible modificación de la Ley de Extranjería para que se dé una respuesta a la problemática que están viviendo las ciudades de Ceuta y Melilla.

También profundizó en la necesidad de que Europa “tire del carro” en la cooperación internacional.

Un inmigrante ilegal paga a las mafias entre 45 y 3.000 euros para entrar en Melilla. Así lo aseguró el Delegado del Gobierno, Abdelmalik EL BARKANI. Entre 4.000 y 6.000 euros por un billete de avión para llegar a España, entre 1.200 y 1.500 euros para viajar en una patera, hasta 45 euros para estar en el grupo de un salto masivo a la valla y unos 3.000 euros para ir camuflado en un doble fondo de un vehículo. También explicó que entre 200 y 300 euros es lo que paga un inmigrante por una plaza en una embarcación hinchable y entre 4.000 y 5.000 euros para conseguir documentos falsos (según encuestas de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado).

También destacó la detención de grupos que se dedican a la trata de seres humanos para la explotación sexual, siendo las mafias nigerianas las más especializadas en la explotación de mujeres de esta nacionalidad que se encuentran en situación irregular en España. Otros inmigrantes acaban de nuevo en manos de las mafias que los explotan a nivel laboral, pues en muy pocas ocasiones consiguen regularizar su situación.

Asimismo reconoció que la Guardia Civil aguanta la violencia que ejercen algunos inmigrantes cuando consiguen saltar la valla fronteriza. Afirmó que nunca se ha abierto un expediente a ninguno de ellos aunque haya dañado a algún agente. El Barkani aseveró que la Administración ha pensado en muchas ocasiones en tramitar expedientes sancionadores a esta persona que entra con violencia en España, pero que “nunca se ha hecho porque se conoce la situación que viven los inmigrantes al otro lado de la frontera”. El único caso en el que se ha procedido a abrir un expediente sancionador ha sido cuando el inmigrante ha puesto en riesgo la vida de otros, como por ejemplo, cuando los ocupantes de una patera que amenazaron con quemar la embarcación o con tirar a un niño al mar, si se acercaban los guardidas civiles. También reconoció que la Administración se ha planteado sancionar a los inmigrantes que causan destrozos en la infraestructuras aunque nunca han procedido con este tipo de iniciativas.

El papel de los Juzgados en la inmigración irregular, según el Juez Decano de Melilla, Emilio LAMO DE ESPINOSA, los Juzgados de Guardia no se dedican a investigar, como en otros juzgados, sino que se limitan a examinar la documentación y la declaración del inmigrante para dictar un auto en el que resuelva su expulsión, devolución o retorno a su país de origen.

Otra de las conferencias fue la impartidad por el catedrático de Derecho Administrativo de la Universidad de Córdoba, Mariano LÓPEZ, que destacó la nueva normativa que mejora las condiciones de los Centros de Internamiento de Extranjeros (CIEs). Aseguró que la nueva figura del Juez de Control Externo de estos centros ayudará a garantizar aún más los derechos de los inmigrantes. Ellos podrán presentar sus reclamaciones o que quejas a este juez que velará por el cumplimiento de la legislación.

LÓPEZ, explicó que los CIEs sirven para “mantener el orden público” y aseguró que hay que debatir sobre el papel real de los centros. Este experto aseguró resaltó que la libertad del inmigrante depende en los CIEs de lo que marque el juez, así como de las normas de la institución. No obstante, indicó que el Centro Temporal de Inmigrantes (CETI) de Melilla es diferente a los CIEs al ser un centro de internamiento voluntario.

El Juez de Vigilancia Penitenciaria, Juan Rafael BENÍTEZ YÉBENES, califícó de “muy complejo y poliédrico” el fenómeno de la inmigración, por lo que un Estado social y democrático de derecho no puede permanecer impasible ante esta situación y debe afrontarla desde múltiples aspectos.

Para el Juez el tratamiento penal de la inmigración tiene dos vertientes: una, la explotación del trabajador extranjero; y la otra la inmigración ilegal, el tráfico ilegal de personas y la forma en que están tipificadas estas conductas en el CP. Existe un tipo básico y unos tipos agravados, en función del medio empleado o la finalidad, así como un tipo atenuado.

La respuesta penal no es lo mismo para aquella persona que está asentada en cualquier país de la UE y que quiere regular su situación y la de su familia, que la de aquellos que hacen de esta situación su negocio, traficando para obtener pingües beneficios a la través de la explotación.

En suma, el problema de la inmigración es muy complejo porque está inmerso en el derecho natural por el que todo ser humano quiere mejorar su estatus de vida.

Lorenzo MORILLAS CUEVA, Catedrático de Derecho Penal de la Universidad de Granada, enfocó la exposición desde la perspectiva de la expulsión del extranjero no residente legalmente en España a tenor de lo establecido en el Código Penal como sustitutiva de la pena de prisión. Asismismo, comparó la expulsión judicial con la expulsión administrativa.

David QUATTROCCHI, Teniente Coronel y Oficial de Enlace de la Guardia di Finanza de la Embajada de Italia en Madrid. La Guardia de Finanza es un Cuerpo de Policía económica y financiera y entre sus tareas está la de participación en el dispositivo contra organizaciones criminales que llevan a los inmigrantes hasta las fronteras italianas además de participar en la misión “Mare Nostrum”, aprobada por el Gobierno italiano el pasado mes de octubre.

Los problemas de la inmigración que sufre Italia a través de la isla de Lampedusa son los mismos problemas que en Melilla, pero con diferente modus operandi, unos por tierra y otros vía marítima, pero con el mismo objetivo. Es un colectivo qu persigue un cambio de vida y para ello utiliza todas las medidas a su alcance para lograrlo.

Manuel PÁEZ MÉNDEZ, Inspector Jefe del Cuerpo Nacional de Policía, Jefe de Recursos e Informes Jurídicos de la Comisaría General de Extranjeros y Fronteras, ha tratado la entrada y la salida de extranjeros en el espacio Schengen y el régimen sancionador, así como la entrada legal, ilegal, irregular.

A los individuos que prentenden entrar de forma irregular, se les tramita el procedimiento de la devolución, pudiendo ser ingresados en el CIE hasta 60 días. El expediente de expulsión, puede ser ordinario o preferente, según el tipo de infracción. En todos los procedimientos se garantiza el derecho a la asistencia letrada, normativa más garantista que la de otros Estados Schengen, donde no se garantiza esta asistencia técnico-jurídica.

Bajo el título “Actuaciones del Cuerpo Nacional de Policía en materia de inmigración”, el Inspector del Grupo UCRIF de la Jefatura Superior de Policía de Melilla, Pedro MARÍN MESA, además de explicar las distintas funciones en materia de extranjería atribuidas al CNP, y los procedimientos aplicables y actuaciones documentales, también informó del nuevo sistema informático de detección de documentos falsos “frontera inteligente”, la problemática de la inmigración ilegal subsahariana, la siria, los traslados de extranjeros.

La ponencia de Ambrosio MARTÍN VILLASEÑOR, Coronel, Jefe de la Comandancia de la Guardia Civil de Melilla se centró en las actuaciones en materia de inmigración y la funciones que desarrolla la Guardia Civil en esta materia.

Clausuró el Acto el Presidente de la Ciudad Autónoma.



c:\users\usuario\desktop\2014_07_29\juicios rápidos_esquema_0001.jpg

----------------------------





  1. LA ESPECIAL PROBLEMÁTICA DE LOS PUESTOS FRONTERIZOS MELILLENSES

La Ciudad Autónoma de Melilla cuenta con una población de aproximadamente 77.000 habitantes, con la tasa de natalidad más alta de España. La población de origen europeo representa el 65%, el 30% la de origen bereber, le sigue la comunidad judía con unos 1.000 habitantes, seguida de la hindú con un centenar de habitantes.

Melilla dispone de tres Puestos Fronterizos: Beni-Enzar, como frontera habilitada. Farkhana y Barrio chino, sólo pueden pasar ciudadanos marroquíes residentes en las ciudades colindantes, aunque se suele dejar pasar por a ciudadanos comunitarios para facilitar la entrada en España.

En la reordenación de los Puestos Fronterizos, el paso de mercancías a través de porteadores se realiza únicamente a través del puesto fronterizo del Barrio Chino y Beni Enzar, el principal de los cuatro pasos que existen, se limitará al tránsito de vehículos y peatones, quedando excluido el paso de "grandes bultos".

Ello obligará a los porteadores, marroquíes que cruzan la frontera con mercancía que cargan a sus espaldas en lo que se denomina como "comercio atípico", a pasar su carga por Barrio Chino, situado a unos dos kilómetros de Beni Enzar, que es donde se ubican la mayor parte de naves comerciales.



c:\users\usuario\desktop\melilla_julio14\frontera\dsc_0370.jpg

c:\users\usuario\desktop\melilla_julio14\frontera\dsc_0389.jpg

c:\users\usuario\desktop\melilla_julio14\frontera\dsc_0416.jpg

c:\users\usuario\desktop\melilla_julio14\frontera\dsc_0428.jpg

c:\users\usuario\desktop\melilla_julio14\frontera\dsc_0437.jpg

Para garantizar el cumplimiento de esta reordenación, se va a establecer un dispositivo de seguridad en el que participarán miembros de la Policía Nacional y de la Guardia Civil, apoyados por la Policía Local.

La reordenación de los puestos fronterizos ha sido una de las medidas anunciadas por el delegado del Gobierno en Melilla, Abdelmalik El Barkani, que defiende compaginar el desarrollo de la actividad comercial con la necesidad de un orden que permita mejorar la fluidez y la seguridad de los usuarios y de los agentes que los custodian.

El ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, ha anunciado el lunes, 21 de julio que va solicitar a Marruecos la apertura de un nuevo fronterizo con Melilla para agilizar el paso de personas y vehículos por sus puestos fronterizos, por los que atraviesan a diario más de 30.000 personas y 4.000 vehículos.

En rueda de prensa en Melilla, el titular de Interior ha recogido así la petición realizada por el presidente de la Ciudad Autónoma, Juan José Imbroda, quien le ha demandado que realice estas gestiones con el Gobierno marroquí para mejorar la fluidez de personas entre Melilla.

Fernández Díaz ha señalado que se compromete a tratar con el Ministro del Interior de Marruecos, Mohamed Hasad, la creación de este nuevo puesto fronterizo que se uniría a los tres ya existentes, uno peatonal en Barrio Chino y dos por los que además de viandantes, se permite el paso de vehículos, como son Beni-Enzar y Farhana. En la actualidad, las colas rondan en muchas ocasiones las dos horas para pasar con el vehículo.

Este hipotético nuevo puesto, para el que ya la Ciudad Autónoma está construyendo una carretera, con puente incluido, estaría ubicado junto al Polígono Industrial Sepes, entre las fronteras Beni-Enzar y Barrio Chino.

Por otro lado, Fernández Díaz, tras recorrer la valla de Melilla, ha defendido que la inmigración "es positiva y necesaria", porque enriquece a las sociedades, pero ha subrayado que se debe hacer de forma controlada y regulada, respetando las leyes, porque "no es mucho pedir que entren por la puerta y no por las ventas, es decir legalmente".



http://img.kalooga.com/thumb?url=http%3a%2f%2fimg.europapress.net%2ffotoweb%2ffotonoticia_20140721172239_650.jpg&md5val=5a6057e98091b6d6be079a27ccb18063&key=8f1536fa6e7937bb34a83e26ac45f8fe19881a1e&method=fit&size=1200x720

http://www.melillahoy.es/fotos/912/_sgg5421.jpg

Fernández Díaz ha dicho que los inmigrantes "son normalmente víctimas" de las mafias, que se benefician de los 'sin papeles', para ganar dinero y lucrarse, por lo que ha reiterado la necesidad de una inmigración "controlada y legal".

Días después, el presidente de la Ciudad cortó la cinta inaugural para abrir al tráfico el nuevo vial que conecta el polígono Sepes con la carretera de Circunvalación que permitirán descongestionar el tráfico viario de la ciudad, mejorar las conexiones con el Puerto y el Aeropuerto, así como para el “deseado” nuevo puesto fronterizo que se quiere crear.

http://www.melillahoy.es/fotos/916/corte_cinta.jpg

Atascos y retenciones

Durante la visita del Ministro del Interior a los Puestos fronterizos se produjeron atascos de vehículos y viandantes a causa de una protesta de los porteadores marroquíes en la parte marroquí. En el Puesto fronterizo de Beni Anzar fue necesario cortar la frontera durante veinte minutos a causa de que cientos de marroquíes intentaron pasar el mismo tiempo. Explicó que lo ocurrido fue fruto de tres factores: el cierre del Barrio Chino al paso de mercancías, los necesarios controles de seguridad a todas las personas que quieren cruzar a Melilla y la obra de Beni Enzar, que aún no está finalizada.



unos 3.500 inmigrantes entran este año en melilla, un 234% más que en 2013

http://www.melillahoy.es/fotos/912/_sgg5341.jpg

c:\users\usuario\desktop\melilla_julio14\frontera\dsc_0352.jpg

Las retenciones de vehículos se han incrementado de manera notable durante la semana del 21 al 26 de julio en los puestos fronterizos de Beni Enzar y Farhana, a causa del elevado tránsito de viajeros de la Operación Paso del Estrecho (OPE) y de contrabandistas, y es probable que duren hasta el 5 de agosto.

La influencia que tienen los aduaneros de Marruecos, que no los agentes de Policía, a la hora de decidir qué productos pasan por la frontera y cuáles no, no deja de aumentar. La situación ha llegado a tal punto que los efectivos policiales de ambos países tienen claro que los aduaneros son los que tienen la última palabra a la hora de dejar cruzar o impedir el paso a los porteadores.

Ahora mismo hay muy buenas relaciones con los policías de Marruecos. La comunicación es bastante fluida. Otra cosa es el tema de los aduaneros, que funcionan de manera autónoma y siguiendo sus propios intereses. El personal de la Aduana del país vecino aplica “criterios totalmente arbitrarios” a la hora de dejar pasar o requisar mercancías.

Aquí entra en juego la ‘rasca’ que muchos porteadores y ‘contrabandistas’ deciden dar a los aduaneros, un pequeño soborno en forma de dinero o de parte de la mercancía para poder pasar a Marruecos sin mayores problemas. En caso contrario, es más que probable que una porción de los productos se quede en el camino. Y ya
no sólo para pasar la frontera con mercancías, sino para realizar cualquier trámite administrativo, como adquirir el permiso de vehículo, la conocida como ‘carta verde’.

Asalto a la valla

Los inmigrantes subsaharianos, ante la proximidad del “Aid El Fitr”, la fiesta que marca la conclusión del ayuno durante el Ramadán, conocedores de que los Agentes de las Fuerzas Auxiliares de Marruecos que se toman unos días de vacaciones para pasar estas fechas en familia, suelen aprovechar estos días para intentar saltar la valla, como ya lo hicieran en años precedentes.

En estas fechas el vallado vive días tensos, sólo la probada eficacia de la Fuerzas marroquíes y la probada eficacia de la malla antitrepa, que sólo logra superar el 0,86% de los inmigrantes, han evitado la entrada masiva de entradas irregulares.

Un intento de entrada se produjo a las 7:00 horas del día 23 de julio en una zona ubicada entre el Puesto fronterizo de Beni Enzar y el Barrio Chino. Se trata de una práctica que viene siendo habitual: la hora coincide con el cambio de turno de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad españolas y el lugar se ha vuelto vulnerable por la proximidad de las casas marroquíes al vallado, lo que le permite saltar con menor dificultad.

La mayoría de los inmigrantes que intentaron saltar la valla fueron contenidos por las Fuerzas Auxiliares marroquíes, y solamente unos cinco, lograron tocar la primera de las barreras.

Durante la madrugada del jueves al viernes (24-25 de julio) hubo hasta tres acercamientos al perímetro l. La actuación de Marruecos fue vital para que ningún subsahariano llegara a tocar la frontera. Se registraron acercamientos al perímetro durante prácticamente toda la noche, siendo dispersados por las Fuerzas Auxiliares de Marruecos, cuando divisaron a unos cien subsaharianos bajando por las laderas del monte Gurugú en dirección a la valla. Sobre las 3:45 horas, se volvió a dar la voz de alarma, pues había otras cien personas dirigiéndose a la frontera desde el Gurugú. Una hora después, sobre las 4:40, una nueva bolsa de inmigrantes probaba suerte, en esta ocasión a través del tramo de valla cercano al puesto de Farhana.



http://www.cadenaser.com/recorte/20140528csrcsrsoc_2/xlco/ies/inmigrante-sentado-farola-valla-fronteriza-melilla.jpg

Foto de archivo.



Fdo.- José Ramón ÁLVAREZ RODRÍGUEZ


La base de datos está protegida por derechos de autor ©bazica.org 2016
enviar mensaje

    Página principal