Facultad de letras y ciencias humanas departamento de humanidades


Que la discapacidad es un concepto de auténtico alcance filosófico



Descargar 1.39 Mb.
Página15/21
Fecha de conversión01.07.2017
Tamaño1.39 Mb.
1   ...   11   12   13   14   15   16   17   18   ...   21

Que la discapacidad es un concepto de auténtico alcance filosófico

El alcance filosófico respecto al concepto de discapacidad se da en lo siguiente:





  • El concepto de discapacidad comienza a adquirir relevancia filosófica desde el momento mismo en que esta noción es redefinida por los activistas del movimiento de la discapacidad como un fenómeno complejo, con implicancias sociales, políticas y morales, antes que como la mera manifestación individual o médica de solo deficiencias de naturaleza física, sensorial o mental.

  • La definición de discapacidad de la organización británica UPIAS así como la definición que está a la base de la filosofía de vida independiente, y del Movimiento de Vida independiente en Norteamérica, han traído consigo un cambio de paradigmas respecto al concepto tradicional de la discapacidad imponiendo una nueva mirada de la discapacidad ya sea desde el modelo social de la discapacidad (modelo británico) o bien desde su comprensión como grupo minoritario sujeto a la opresión de los grupos mayoritarios o dominantes (modelo norteamericano).

  • Mientras UPIAS afirmaba que “es la sociedad la que discapacita a las personas con deficiencias” al oprimirlas, aislarlas y excluirlas de una plena participación en la sociedad, el Movimiento de Vida Independiente, surgió de una filosofía que propugna la igualdad de derechos y que afirma que las personas con discapacidad deben tener los mismos derechos civiles, oportunidades y control sobre sus vidas que los que tienen las personas sin discapacidad.

  • UPIAS distingue entre la “deficiencia”, entendida como la falta o defecto de un miembro, órgano o mecanismo del cuerpo, y la “discapacidad”, entendida más bien como la desventaja o restricción de una actividad que es causada por una organización social contemporánea que toma poco o nada en cuenta a las personas que tienen deficiencias y de esta manera las excluye de participar en la corriente principal (mainstream) de las actividades sociales.

  • La Filosofía de Vida Independiente reivindica el derecho de las personas con discapacidad a llevar una vida integrada en la comunidad (por oposición a la vida segregada en las instituciones o asilos), poniendo énfasis en el pleno respeto a sus derechos civiles, recurriendo para ello a soluciones de “auto-ayuda”, que incentivan políticas como la “desmedicalización” y el “consumerismo”.

  • A pesar de los inmensos cambios positivos que ha traído el modelo social de la discapacidad, en la comprensión de la discapacidad y de los fenómenos asociados a ella, ha traído también ortodoxia y dogmatismo, en especial su versión “dura” británica, como bien lo ha demostrado Tom Shakespeare de la mano del feminismo y el postmodernismo. Por esta razón opinamos con Shakespeare que el modelo social de la discapacidad requiere ser renovado y enriquecido en su concepción, lo cual se impone como nueva tarea del pensar.

  • La reflexión que hemos desarrollado (en la presente investigación) sobre el concepto de discapacidad nos ha llevado a tocar temas de política, justicia y teoría social, por la misma fuerza de la lógica interna de los problemas que la propia discapacidad ha ido revelando de la mano o en diálogo con los autores que nos sirven de base y a los que nos hemos referido en diversas oportunidades en el presente trabajo.

  • Nuestro trabajo nos ha permitido demostrar que el concepto de discapacidad tiene en sí el potencial para ser considerado una categoría de análisis filosófico, ya que tiene amplias implicancias para futuros desarrollos de una seria reflexión en los ámbitos de la moral, la política y la teoría social en general, entre otros, sin tener que restringirse a una reflexión centrada solo en la dimensión de la deficiencia.

  • La discapacidad, como realidad y como concepto, encierra un conjunto de matices o manifestaciones, que no resulta fácil de entender (por ejemplo, su concepción como restricciones en el funcionamiento, en las actividades y en la participación social, que propone la última clasificación de la OMS), planteando en muchos casos una polarización entre los modelos médicos y social, que es causa de una permanente confusión, constituyéndose así en un terreno fértil para los debates, disputas, análisis y aclaraciones de tipo filosófico. Por un lado hace alusiones al ámbito de las deficiencias, físicas, sensoriales o mentales, de todo orden, grado y tipo. Pero también hace alusión a las desventajas, barreras o exclusión social (discriminación) que generan en algunas personas con o sin deficiencias.

  • Es necesario por ello relativizar y reconciliar los extremos de lo médico y lo social, de la deficiencia y la discapacidad, como elementos de la comprensión de la realidad integral de la discapacidad.

El alcance filosófico respecto a las políticas públicas se da en lo siguiente:



  • Las diferentes redefiniciones de la discapacidad del activismo y del movimiento de derechos (es decir de UPIAS y del Movimiento de Vida Independiente) han traído consigo un desplazamiento del enfoque de la discapacidad que se traslada de las deficiencias de naturaleza individual y médica hacia las manifestaciones sociales, políticas y de derechos de las deficiencias que se generan por las barreras que se dan en la interacción social y en la interacción con el entorno o ambiente físico.

  • Con el cambio de paradigmas que ha experimentado el concepto de discapacidad, cambio que ha permitido pasar de una visión médica e individual de la discapacidad a un enfoque social y de derechos, la reflexión acerca de la discapacidad nos ha conducido a los ámbitos de una reflexión moral, política y de teoría social en general, que ha sobrepasado con exceso la tradicional reflexión que se centra solo en la dimensión funcional de las deficiencias.

  • El referido cambio de paradigmas del concepto de discapacidad, que está vinculado a la visión de las causas de la discapacidad, ha traído consecuencias notables y un cambio radical en la concepción de las políticas públicas sobre la discapacidad.

  • Cuando la causa de la discapacidad se pone sólo en las deficiencias y en el individuo – como sucede con el modelo médico e individual, la responsabilidad de remontar los inconvenientes de la discapacidad permanece sólo en el individuo. Pero cuando la causa de la discapacidad y de las desventajas que se generan está en la sociedad (en los errores de la organización social o de los diseños de su infraestructura) – como sucede con el modelo social, la responsabilidad de eliminar las barreras e inconvenientes de la discapacidad se encuentra en la sociedad y en el Estado.

  • Bajo el modelo médico de la discapacidad ésta es vista como una mera tragedia personal y por esa razón la respuesta del Estado y de la sociedad resulta meramente paternalista, asistencialista y caritativa, sin que se vea la necesidad de asumir mayores compromisos. Pero bajo el modelo social de la discapacidad, con la cuota de desventajas y discriminación que conlleva, la discapacidad es vista como una resultante de las políticas sociales y estatales, y por ello como una responsabilidad de las políticas, de los diseñadores de políticas y de los tomadores de decisiones.

  • De esta manera el cambio de paradigmas implica pasar de una visión paternalista, asistencialista y caritativa a una visión en que se reconoce la necesidad de respetar la dignidad y derechos de las personas con discapacidad, en su calidad de ciudadanos plenos, asumiendo la responsabilidad de generar políticas que aseguren la eliminación de barreras físicas y de actitud, así como el desarrollo de sus capacidades y la igualdad de oportunidades, en un marco de responsabilidad social.

  • A fin de que las políticas públicas puedan obtener un óptimo y eficaz diseño y realización deberían inspirarse en los principios y criterios prevalecientes de justicia social.

  • Considerando que una de las principales críticas que se formula al enfoque médico es el de propiciar soluciones especiales y segregadas para las personas con discapacidad, que siempre resultan caras y de poco impacto, el enfoque social de la discapacidad propone que las políticas públicas dirigidas a la atención de los problemas de la diversidad debieran orientarse mediante soluciones integradas a la infraestructura y los servicios generales, siguiendo para ello los principios y estrategias del diseño universal y del planeamiento y desarrollo inclusivo.

  • Nuestra reflexión ha puesto en evidencia implicancias políticas porque se ha mostrado que las personas con discapacidad constituyen una extensa minoría que reclama ser visible en las políticas públicas, tener una voz, ser consultada y participar en igualdad de condiciones en la toma de decisiones referidas a los asuntos particulares que les interesan o afectan, pero también en los asuntos públicos de interés general.

El alcance filosófico respecto a la idea de justicia se da en lo siguiente:



  • Las implicancias filosóficas de la discapacidad se han puesto en evidencia cuando analizamos y reflexionamos sobre las categorías sociales de la discapacidad.

  • Las principales categorías sociales de la discapacidad se han mostrado como discriminación, prejuicio, opresión, pobreza y exclusión social, y como diferencia.

  • Las categorías sociales de la discapacidad hacen patente una situación extrema de injusticia que requiere ser atendida y reparada por las políticas públicas.

  • La naturaleza de la injusticia que afecta a las personas con discapacidad tiene un carácter dual pues por un lado afecta sus condiciones materiales y económicas de vida que les conduce a la pobreza y les genera demandas de redistribución, pero por otro lado afecta la imagen y valoración que de sí mismas tienen las personas con discapacidad y les genera por ello justas demandas de reconocimiento.

  • La reflexión sobre la injusticia que afecta a las personas con discapacidad nos remite a los dilemas y debates actuales sobre la justicia social en general, aunque muchas veces las características especiales y dramáticas de la injusticia por razones de discapacidad suele ser ignorada por los principales teóricos de la justicia.

  • Los problemas de justicia que experimentan las personas con discapacidad, si bien contienen una naturaleza propia que ha sido destacada principalmente por los estudiosos con discapacidad, pero que debe seguir siendo profundizada, presentan también rasgos comunes con otros grupos sociales oprimidos y discriminados.

  • Las precarias y difíciles condiciones de vida de las personas con discapacidades severas ha generado la convicción de que ellas se encuentran en los grados máximos de desigualdad, pobreza y exclusión de todo el género humano.

  • Así como un programa de evacuación en situaciones de emergencia no podrá ser exitoso mientras no tome en cuenta a las personas con discapacidad, de igual manera los programas de desarrollo y lucha contra la pobreza no podrán ser exitosos mientras sigan ignorando a las personas con discapacidad.

  • Por las mismas razones que se acaba de señalar, mientras las exigencias de justicia de la actualidad no atiendan las demandas de la discapacidad no estarán prestando oídos al clamor de justicia de considerable un sector de la humanidad, estimado en 600 millones de personas, el 80% de las cuales habitan en los países pobres y subdesarrollados del hemisferio sur, lo que es éticamente inaceptable.

  • Esto es lo que está detrás de la afirmación de Amartya Sen cuando dice: “… pasar por alto o ignorar los problemas (dilemas o dificultades) de los discapacitados no es una opción válida para ninguna teoría de la justicia que se precie de aceptable. Esto es precisamente lo que, con una gran extensión, han tendido a hacer las teorías de la justicia que han dominado durante siglos, y esto ha afectado profundamente la comprensión práctica de la naturaleza de una sociedad buena y las demandas de orden público y de justicia social379”.

  • Amartya Sen nos deja abierta una nueva tarea del pensar cuando afirma: “Debemos examinar cómo ha ocurrido esto y porqué las empobrecidas perspectivas que evitan atender los reclamos de los discapacitados han llegado a ocupar posiciones tan centrales en la filosofía política y en la economía del bienestar”.

  • En términos generales los dilemas acerca de la justicia que se deducen de la reflexión sobre el concepto de discapacidad, que hemos desarrollado con nuestra investigación, nos persuaden de la necesidad de negar cualquier reduccionismo excluyente entre redistribución y reconocimiento.

  • En otras palabras para hacer justicia a las personas con discapacidad las políticas públicas deberían asegurar a la vez medidas redistributivas y de reconocimiento.

  • Las implicancias morales con las que se ha encontrado nuestra reflexión se han debido a las expectativas de justicia social que se derivan tanto de las profundas desigualdades económicas, sociales y culturales que experimentan las personas con discapacidad y sus organizaciones, así como por la serie de situaciones de discriminación, prejuicios, opresión y exclusión que les afectan, y que ellas han puesto en evidencia.

  • En el ámbito de la justicia social se ha demostrado que la discapacidad no es un asunto de interés periférico a las reflexiones sobre la justicia. Por el contrario se ha mostrado que el permanente descuido que este tema ha tenido en las reflexiones tradicionales acerca de la justicia pone en evidencia serias confusiones conceptuales y limitaciones de enfoque, como ha mostrado Amartya Sen, pero también pone en cuestión el valor moral y alcance de estas teorizaciones.




  1. Que la discapacidad como tal revela una situación central de la condición humana.




  • El postmodernismo – representado por los autores ligados a las corrientes postmodernas – nos permite enriquecer el modelo social de la discapacidad asumiendo otros conceptos y aportes de la filosofía contemporánea.

  • Pensada la discapacidad desde la reflexión fenomenológica podemos entender que el cuerpo del hombre determina su finitud o su ser situado en el espacio y en el tiempo.

  • De esta manera la discapacidad resulta siendo una manifestación, contingencia y consecuencia del ser corporal, finito y situado del hombre, que envejece y “discapacita” con el tiempo, en el camino de su “ser para la muerte”.

  • La discapacidad como deficiencia revela la finitud, vulnerabilidad, imperfección y transitoriedad de la naturaleza del hombre que resulta inherente a su existencia, como expresión de ser encarnado en un cuerpo.

  • La reflexión sobre la discapacidad ilumina así nuevos aspectos de nuestra comprensión del cuerpo y de la corporalidad que requieren ser repensados.

  • Mientras la discapacidad como deficiencia es expresión de una dimensión universal de la condición humana, de la que nadie está libre, la discapacidad como prejuicios, segregación, exclusión o discriminación es una situación que afecta sólo a un grupo reducido de personas.

  • Si bien la discapacidad como exclusión, estigma o discriminación, pone barreras o distancias que separan a un grupo de personas del resto de la sociedad, la discapacidad como deficiencia y finitud nos reconcilia con la naturaleza humana.

  • La nueva clasificación de las discapacidades de la OMS (Clasificación Internacional del Funcionamiento, de la Discapacidad y de la Salud) proclama la universalidad del funcionamiento humano desde una concepción postmoderna, en la que la discapacidad es una resultante de la interacción de las deficiencias personales en relación con las barreras sociales y ambientales.

  • La inclusión a la que aspiran las personas con discapacidad no será posible a menos que ellas mismas se reconozcan como parte natural de la humanidad.




  1. Que para comprender a plenitud el concepto de discapacidad se requiere abordar el fenómeno (de la discapacidad) desde un enfoque holístico y multidisciplinario.




  • La riqueza del concepto de discapacidad comenzó a mostrarse a partir del momento que se impuso el modelo social y de derechos que lo sacó de los estrechos márgenes del modelo médico e individual, es decir del ámbito de la ciencia médica, la prevención y la rehabilitación.

  • La discapacidad ha revelado sin embargo ser un concepto en permanente evolución que admite, sin carácter excluyente, la presencia simultánea de diversos modelos conceptuales: el modelo médico, el modelo social y otros.

  • El modelo social de la discapacidad, que revolucionó en su momento la concepción tradicional de la discapacidad, al proclamar que la discapacidad, entendida como desventaja, discriminación o exclusión, podía ser eliminada derribando las barreras físicas y sociales, ha demostrado que tampoco es la panacea. Por el contrario, los intentos de convertirlo en ortodoxia sólo han mostrado sus debilidades y falencias.

  • La experiencia ha podido mostrar que no todos los problemas de la discapacidad son un producto o constructo social. De esta manera la deficiencia ha mostrado tener una existencia “per se” que no puede ser obviada por los adeptos del modelo social.




  1. Que el enfoque filosófico de la discapacidad revela una realidad compleja que plantea una serie de problemas que reclaman ser entendidos y resueltos con urgencia por las distintas ciencias y disciplinas particulares.




  • Para Tom Shakespeare la discapacidad es un complejo dialéctico de factores biológicos, psicológicos, culturales y sociopolíticos que sólo pueden ser desenredados con cierta imprecisión.

  • Para el mismo Shakespeare la discapacidad es el concepto post-moderno más puro y representativo, por ser tan complejo, variable, contingente y situado. Se encuentra en la intersección de la biología y la sociedad, y de la agencia y la estructura. La discapacidad no puede reducirse a una identidad singular: es una multiplicidad, una pluralidad.

  • Con Shakespeare, somos de la opinión que una adecuada teoría social de la discapacidad debería incluir todas las dimensiones de la experiencia de las personas con discapacidad: lo corporal, psicológico, cultural, social, político, etc., en lugar de exigir que la discapacidad sea algo excluyente: o bien médico, o social.

  • El “modelo social de la discapacidad” es una de las expresiones más nítidas y acabadas de la cultura de la discapacidad. Su expresión académica y las líneas de investigación que se han abierto para comprender la complejidad de causas y manifestaciones de la discapacidad es lo que conocemos como “Estudios de discapacidad” (Disability Studies).

  • Nuestra investigación nos ha mostrado que la discapacidad no se reduce a ser solo un tema médico o de funcionamiento y que por el contrario es más bien la resultante de una situación social compleja de opresión y/o discriminación institucional.

  • Conceptos tales como prejuicio, opresión, discriminación u otros similares como pobreza, exclusión social y diversidad o diferencia, son conceptos clave en la medida en que nos permitirán entender, explicar y mostrar las principales características de ese fenómeno complejo y multifuncional que es la discapacidad.




  1. Que existe un importante campo de desarrollo (posible) sobre el tema de la discapacidad en diversas áreas que debería ser mejor conocido y explotado.

Conclusiones respecto a los “Disability Studies”:




  • Nuestra investigación ha podido comprobar que la reflexión sobre la discapacidad, iniciada en los ámbitos del activismo, se ha trasladado a los claustros universitarios en donde ha dado origen a una disciplina de estudios académicos conocida como “Estudios de discapacidad” o “Disability Studies”.

  • Los Estudios de Discapacidad (Disability Studies) comenzaron a lograr una situación de verdadera importancia y desarrollo cuando adoptaron el “modelo social” como una forma de aproximación a los problemas de la discapacidad, es decir cuando se asumió el cambio de paradigmas y comenzó a verse el tema de la discapacidad ya no desde una visión trágica, caritativa o asistencial sino desde una perspectiva socio política y como un tema de derechos, de ciudadanía.

  • Esta disciplina se viene cultivando en Inglaterra y Norteamérica desde hace más de 20 años, contando con revistas especializadas como DSQ y Disability and Society, y ofreciendo cursos y carreras de pre-grado y postgrado desde hace más de 15 años en diversas y prestigiosas universidades.

  • Los “Estudios de discapacidad” se preocupan por lograr el desarrollo inter-disciplinario de un cuerpo creciente de conocimiento y de prácticas que han surgido de las actividades del movimiento de personas con discapacidad y que han llegado a ser conocidas como “el modelo social de la discapacidad”.

  • Los Disability Studies, utilizando los medios de la enseñanza, la investigación y el conocimiento de carácter multidisciplinario buscan: a) estudiar la experiencia de la discapacidad desde un enfoque multidisciplinario; b) analizar y comprender la naturaleza de la discapacidad y de la exclusión que afecta a las personas con discapacidad; y c) identificar estrategias para lograr los cambios sociales y políticos que sean necesarios para crear una sociedad inclusiva en la cual las personas con discapacidad puedan ser participantes plenas, y se les garantice el goce y ejercicio pleno de los mismos derechos que a las personas sin discapacidad.

  • Los “Estudios de discapacidad” constituyen, junto con la historia del activismo y del movimiento por los derechos de las personas con discapacidad, una de las fuentes más importantes de esa nueva identidad que las personas con discapacidad nos estamos construyendo, y de la cultura que es preciso desarrollar para lograr un mundo más inclusivo y tolerante a las diferencias.

  • Seria imposible abordar seriamente un estudio sobre el concepto de la discapacidad sin referirnos a estos temas de los Disability Studies, siquiera al menos de una manera esquemática.

  • En la actualidad existen 3 “escuelas” de los Disability Studies: a) la americana, b) la británica y c) la europea. Esta última, que se ha planteado recientemente a partir del Año 2003 con ocasión de celebrarse el Año Europeo de la discapacidad.

  • Considerando que los Disability Studies responden a una visión que tienen de sí las personas con discapacidad de los países desarrollados, se impone la necesidad de desarrollar “Estudios de discapacidad” que reflejen la experiencia y la realidad de las personas con discapacidad de los países del hemisferio sur que albergan al 80% de la población mundial y experimentan los mayores grados de pobreza y exclusión.

  • La experiencia anglosajona nos enseña que los “Estudios de discapacidad” (Disability Studies) tienen un amplio ámbito de posible desarrollo académico en nuestro medio, tanto en los ámbitos de la docencia como de la investigación. Esta conveniencia resulta más urgente debido a la necesidad de desarrollar estudios que reflejen mejor nuestra realidad específica.

Conclusiones respecto a la investigación emancipatoria:




  • La investigación emancipatoria y participatoria de discapacidad nace bajo el influjo del modelo social, es decir, desde el momento en que la discapacidad comienza a ser entendida como discriminación y opresión.

  • De acuerdo a la visión del modelo social, la investigación emancipatoria debe diseñarse a partir de un trabajo con las propias personas con discapacidad a fin de encontrar soluciones conjuntas dirigidas a la eliminación de las barreras físicas y de actitud que las segregan o excluyen con el objeto de lograr su emancipación, mediante la eliminación de las estructuras sociales de opresión y dominación.

  • La agenda de la investigación emancipatoria busca transformar las relaciones sociales y materiales de producción de la investigación sobre discapacidad incorporando a las personas con discapacidad y sus organizaciones en todo el proceso de investigación, desde la fase de diseño e identificación de objetivos.

  • La investigación emancipatoria de la discapacidad debería ser valorada principalmente en función a la capacidad que tiene para empoderar a las personas con discapacidad a través del proceso de investigación.

  • La Investigación de Acción Participativa, que es una modalidad de la investigación emancipatoria se caracteriza por: 1) una implicación significativa del usuario, como sujeto (objeto) de estudio, en todas las fases del proceso de investigación; 2) la distribución de poder entre investigadores y sujetos investigados no habiendo superiores ni inferiores; 3) el respeto mutuo frente a los conocimientos que tienen los miembros de los diferentes equipos, 4) la educación bi-direccional entre investigadores y miembros de la comunidad, 5) la conversión de los resultados de las investigaciones en nuevas iniciativas de políticas o programas sociales, y 6) el hecho de que la IAP se opone al paradigma tradicional de realizar investigaciones en las cuales los participantes son tratados como meros objetos pasivos de estudio.

  • La investigación emancipatoria sobre discapacidad y la investigación de acción participativa (IAP) son dos formas alternativas pero complementarias que puede adoptar la investigación sobre discapacidad, y que presentan algunas características peculiares: plantean la necesidad de cuestionar la metodología a usar, y comparten la necesidad de modificar la relación entre el investigador y el objeto (o sujeto) investigado, que en este caso son las personas con discapacidad. Este “objeto de estudio” (las personas con discapacidad) no es un objeto pasivo, ni puede ser tratado como una mera cosa, sino que se requiere hacerlo sujeto activo y participante del mismo proceso de investigación.

  • Siendo la discapacidad una forma de opresión social, y apareciendo la persona con discapacidad como la parte perjudicada de una injusta relación entre el oprimido y el opresor, se genera una situación frente a la cual el investigador no puede permanecer indiferente, ya que se requiere tomar una posición sobre la necesidad o no de liberar a esa persona o grupo de su injusta situación de opresión.

  • Esto plantea un doble problema. Por un lado, el problema de la objetividad o imparcialidad del investigador. Pero también se plantea el problema acerca de la posibilidad de una ciencia realmente positiva y neutra, que sea capaz de lograr un conocimiento absoluto.

  • Queda finalmente abierto el debate acerca de si los Disability Studies requieren por necesidad un enfoque emancipatorio y/o participatorio, y si ello amenaza o no sus pretensiones de “objetividad”.



Catálogo: groups
groups -> Estrategia y geopolitica
groups -> Julio posibilidades: Mes completo del 2 al 31 de Julio Dos turnos quincenales
groups -> Resumen hecho por Edgar Caraballo Villalba- fecha: 18/12/2015 Prensa: El Nacional//El Universal//El Carabobeño//Notitarde TalCual//El Diario de Caracas//Informe21//
groups -> Informe / Reporte Regional para la X reunión Ordinaria del fzla, Ciudad de Guatemala, Mayo 2011 Datos generales de su región / comunidad Nombre de su región / comunidad
groups -> Domestic logs
groups -> Mundo beatle boletín En Español
groups -> Foolish beat
groups -> Accidente del avión de Air France Airbus A330-203 Ocurrido el 01 de junio de 2009
groups -> Valor agregado: Libro casi inhallable
groups -> Metodología de la investigación colección de materiales didácticos con enfoque en la producción de la tesis de maestría y el trabajo integrador final de especialización


Compartir con tus amigos:
1   ...   11   12   13   14   15   16   17   18   ...   21


La base de datos está protegida por derechos de autor ©bazica.org 2019
enviar mensaje

    Página principal