Guerra de las Malvinas



Descargar 274.21 Kb.
Página3/3
Fecha de conversión13.03.2017
Tamaño274.21 Kb.
1   2   3

La Operación Corporate: la guerra terrestre en Malvinas

Artículo principal: Operación Corporate.

http://upload.wikimedia.org/wikipedia/commons/thumb/2/22/san_carlos_1a.png/260px-san_carlos_1a.png
Desembarco británico y combates en el estrecho de San Carlos

La reacción del Reino Unido fue una inmediata respuesta militar lanzada el 5 de abril de 1982. La ciudad capital de las islas, Puerto Argentino(Port Stanley para los Británicos), fue finalmente retomada por las fuerzas Británicas nuevamente el 14 de junio de 1982, devolviendo a las islas al estado previo a la invasión de los argentinos.



Operación Corporate fue el nombre dado a la operación Británica para retomar posesión de las islas Malvinas en 1982. Gran Bretaña movilizó en total unos 30.000 miembros de sus fuerzas armadas para este conflicto, tanto en Gran Bretaña como en la Isla Ascensión y en el Atlántico Sur. Durante el año 1982, en plena guerra de Malvinas, muchos soldados en el continente, como marineros en el mar, cumplieron misiones de alto riesgo. El portaviones ARA Veinticinco de Mayo participó en la captura de las islas y a principios de mayo estaba preparándose para un enfrentamiento con la flota británica, que no fue posible por el mal tiempo. La Armada Argentina en 1994 informó que tenían derecho a considerarse veteranos de Malvinas a las tripulaciones del Portaviones 25 de Mayo, los destructores Hércules, Santísima Trinidad, Comodoro Py, Comodoro Segui, Hipólito Bouchard y Piedrabuena, las corbetas Drummond, Guerrico y Granville, los buques Punta Médanos, Cabo San Antonio, Gurruchaga, Somellera, los petroleros Campo Durand, Puerto Rosales y Río Cincel, los transportes Mar del Norte y Córdoba y los submarinos San Luis y Santa Fe. Sin embargo, no se reconoce a los más de 10.000 marineros que participaron en las riesgosas misiones como veteranos. El 30 de abril de 1982, el Ejército Argentino sufrió sus primeras bajas cuando un helicóptero UH-1H con 3 oficiales, 2 suboficiales y 5 conscriptos a bordo se precipitó al mar frente a las costas de Caleta Olivia. Al día siguiente, 1º de mayo, mientras las caza navales Sea Harrier FRS1 de la Royal Navy atacaban la Base Aérea Militar "Malvinas", en el Diario de Guerra de la guarnición local se anotaba: “01 1030 May 82. Se detectó 2 (dos) submarinos en dirección a Caleta Olivia”.  Luego se ordenaría a Comodoro Rivadavia el Regimiento de Caballería Blindada 8 "Cazadores General Necochea", quedando en permanente estado de alerta en Caleta Olivia el Regimiento 1 de Infantería “Patricios” y la Compañía de Ingenieros 3. Más de 10.000 soldados que cumplieron misiones custodiando la Patagonia, así como en Tierra del Fuego, tampoco son reconocidos como veteranos y son denunciados como «falsos ex combatientes». Michael Beetham, Jefe del Estado Mayor Aéreo le propuso al gabinete británico en el mes de abril, atacar al continente argentino con bombarderos argumentando que había muchas bases aéreas importantes entre Trelew y Río Grande. El día 2 de mayo, el submarino británico HMS Conqueror comandado por el comandante Chris Wreford-Brown atacó con dos torpedos Mark 8 al crucero ARA General Belgrano capitaneado por el Capitán de Navío Héctor Bonzo que se hundió en 40 minutos y murieron 323 de sus tripulantes. Unos días después, aviones navales de ataque Super Etendard argentinos guiados por Capitán de Fragata VGM Ernesto Proni Leston devolvieron el golpe: lanzaron un misil Exocet que atacó de gravedad al destructor HMS Sheffield el 4 de mayo dejándolo inutilizado y hundiéndose una semana después.

Con el tiempo los británicos pudieron desplazar sus barcos al estrecho de San Carlos, que separaba ambas islas, y finalmente desembarcaron la Brigada de Comandos 3 del Brigadier Julián Thompson al Noroeste de isla Soledad, el 21 de mayo. Durante muchos días, la aviación argentina bombardeó los barcos británicos, pero no pudo impedir el desembarco. Durante esos días, los Dagger y los A4 de la Fuerza Aérea Argentina (FAA) y los pilotos de la Armada de la República Argentina (ARA) pusieron fuera de combate o hundieron al menos a once naves británicas. Pero las fuerzas británicas provocaron terribles bajas a los cazabombarderos argentinos. Entre los buques británicos dañados o hundidos estaban las fragatas Ardent y Antelope, Antrim, Argonaut, Brilliant, Broadsword y cuatro buques de desembarco logístico: Sir Galahad, Sir Lancelot, y Sir Bedivere. Un destructor, Coventry y un mercante de transporte, Atlantic Conveyor fueron hundidos fuera de San Carlos el 25 de mayo.

Los paracaidistas británicos del 2º Batallón de Paracaidistas comandados por el Teniente Coronel Herbert Jones avanzaron rumbo a Puerto Darwin, defendido por el Regimiento de Infantería 12 a órdenes del Teniente Coronel Ítalo Ángel Piaggi donde se produjo la violenta batalla de Pradera del Ganso entre el 27 y el 28 de mayo. Murieron 55 argentinos y 18 británicos. Debido al fuerte cinturón defensivo alrededor de la capital, la captura del terreno alto era vital, por lo que el Brigadier Thompson se centró en la captura de los montes Kent y Challenger. Entre el 29 y 31 de mayo se producen violentos combates sobre las laderas del monte Kent. Los jefes de la Compañía de Comandos 601 y la 602 planeaban una operación para ocupar colinas más o menos sobre la línea del monte Kent. Sacaron cinco patrullas el 29 de mayo. La Compañía 602 con refuerzos de la 601 y del Escuadrón Alacrán de Gendarmería Nacional y del Grupo de Operaciones Especiales de la Fuerza Aérea son alistadas para tomar posición en Monte Kent, Bluff Cove Peak y la Montaña Smoko a fin de dejarse sobrepasar por el avance enemigo y atacar su retaguardia. La patrulla del capitán Tomás Fernández avanzo para explorar el camino hacia la cima de Bluff Cove Peak, pero en la primera loma al subir la abrupta ladera cayeron en una emboscada. El helicóptero Puma que transporta al Escuadrón de Fuerzas Especiales de la Gendarmería Nacional es abatido por un misil al bordear el Monte Kent muriendo 2 oficiales y 4 oficiales a tan solo dos días después de haber llegado a las islas. El Brigadier Thompson luego diría en su libro No Picnic (No Fue Un Paseo): “Fue una suerte que había ignorado las opiniones expresadas por Northwood que el reconocimiento de Monte Kent antes de la inserción de 42 Commando era superflua. Si no hubiera estado allí el Escuadrón D, las Fuerzas Especiales de Argentina habrían pillado el Batallón Comando antes de poder desembarcar y, en la oscuridad y la confusión en una zona de aterrizaje extraño, infligido fuertes bajas en los hombres y helicópteros.

En la noche del 5-6 de junio una sección de la 602 a cargo de el Capitán Andrés Ferrero logra desalojar un pelotón de unos 30 royal marines en monte Wall, con el apoyo coordinado de fuego del Grupo de Artillería 3 aunque deben abandonar la posición pocas horas mas tarde para no quedar atrapados en el dispositivo enemigo. En la noche del 6-7 de junio una sección de la 601 liderada por el Capitán Rubén Teófilo Figueroa se propone tender una emboscada en el puente sobre el Rio Murell a elementos avanzados del 3ro Batallón de Paracaidistas (3 Para), sorprendidos desde el otro lado del río por un pelotón británico y luego de un providencial intercambio de disparos sufren un herido pero logran poner en fuga a unos 30 paracaidistas británicos capturando equipos de comunicaciones, claves y material. Dos días mas tarde la Compañía de Comandos 602 reagrupando todos sus efectivos disponibles al mando del mayor Rico se moviliza por tierra hasta el río Murrell colocándose a la vanguardia de la línea defensiva del Regimiento de Infantería 4 junto con el Escuadrón Alacrán de Gendarmería Nacional utilizando nuevamente el apoyo de fuego coordinado del Grupo de Artillería 3 desde Puerto Argentino. La acción resulta en un duro combate con unos 50 royal marine británicos cuyo balance arroja dos bajas mortales de estos últimos, confirmadas, al parecer a manos del Teniente Primero Jorge Vizoso Posse a pesar de encontrarse seriamente herido. En este combate mueren los sargentos argentinos Mario Antonio Cisneros y Ramón Gumersindo Acosta.

El 10 de junio, queda abortada la última posibilidad de la Brigada de Infantería Aerotransportada IV del General de Brigada Julio Fernández Torres en Comodoro Rivadavia de ejecutar un contra ataque de envergadura por la retaguardia enemiga en Monte Kent. Planificado con unidades de comandos disponibles en la isla y el refuerzo de la Compañía de Comandos 603 al mando del Mayor Armando Valiente, el plan queda finalmente descartado ante la falta de seguridades de contar con una adecuada cobertura aérea.

Se decidió en el Alto Mando Británico realizar un cerco al estilo tradicional, bombardeando los objetivos y realizando varios ataques aéreos antes de realizar asaltos de infantería. El 8 de junio los A4 y los Dagger de la Fuerza Aérea Argentina rechazan un intento de desembarco británico en el río Fitz Roy y Puerto Agradable. Es hundido el transporte de tropas británico Sir Galahad. En el documental de las Malvinas: ¿Cuanto Cerca De La Derrota?, el Brigadier Julian Thompson reconoció que un contra ataque argentina en este momento hubiese "hecho más lento el avance británico, causado muchas bajas y creo que en mi opinión podría haber obligado a la opinión internacional en caer encima sobre el gobierno británico para decir lo que tienes hacer es llegar a algún tipo de acuerdo". El comandante del Batallon de Infanteria de Marina 5, Carlos Hugo Robacio dice en el documental"Yo quería contra atacar, que tenía un plan y las tropas estaban listas para ir. Estábamos planeando hacerlo en la noche, pero la autorización nunca llegó. El general me dijo con toda honestidad, "no puedo apoyar esto con la logística que tenemos." Creo que debería haber desobedecido las órdenes y contra atacado. Sólo estuvimos a un paso de ganar la guerra si habíamos tratado. Debimos haber tomado ese último paso."

Las acciones sobre Dos Hermanas, Longdon y Harriet dieron como resultado la captura de cuatrocientos soldados argentinos. Antes de que amaneciera el 12 de junio, el segundo jefe del Regimiento 7, el entonces mayor Carlos Eduardo del Valle Carrizo Salvadores, se entrevistó con el Gobernador Mario Benjamin Menéndez. No tenía buenas noticias. Menéndez recuerda que ordenó que le permitieran a Carrizo lavarse, que le dieran ropa de abrigo, "y dije que si había un poco de whisky que le dieran. Usted le tiene que dar al menos cuarenta y ocho horas a un hombre para que se reponga del combate, y no teníamos ese tiempo. "Carrizo Salvadores y su tropa encararían después el último contra ataque, frustrado, contra el 2º Batallón de Paracaidistas en Wireless Ridge.

Tras cinco días de combates entre el 10 y el 14 de junio se completó la reconquista de la capital malvinense.



http://upload.wikimedia.org/wikipedia/commons/thumb/e/e2/argentine_prisoners_of_war_-_port_stanley.jpg/260px-argentine_prisoners_of_war_-_port_stanley.jpg
Prisioneros de guerra argentinos el 15 de junio

En los combates desarrollados en las zonas de los Montes Dos Hermanas y Tumbledown, el soldado conscripto Oscar Poltronieri operó eficazmente una ametralladora, deteniendo varios ataques enemigos. En la posición del Regimiento de Infantería 7 en Wireless Ridge los soldados afrontan un duro bombardeo de la artillería británica del cual caen alrededor de 6.000 proyectiles directamente sobre las posiciones de Wireless Ridge. La batalla por Puerto Argentino deja a más de 150 soldados argentinos y británicos muertos. De acuerdo al autor británico Nicholas van der Bijl, el Batallón de Infantería de Marina 5 a órdenes del Capitán de Fragata Carlos Hugo Robacio, peleó bien en la batalla de Monte Tumbledown y luego se replegó a Sapper Hill donde Robacio junto con la Compañía B del Regimiento de Infantería 6 del mayor Oscar Ramón Jaimet tenían planeado continuar resistiendo:

Eran cerca de las 8 de la mañana cuando un gris amanecer envolvía Stanley, Robacio estaba organizando un contra ataque con la Compañía de Quiroga y la Compañía de Jaimet cuando le fue ordenado por el Jefe de Estado Mayor del General de Brigada Jofre, el Coronel Aguiar evacuar Tumbledown. Robacio y Jaimet estaban furiosos porque ellos creían poder contener a los Guardias Escoceses” 

Pérdidas humanas



Muertos del bando argentino

http://upload.wikimedia.org/wikipedia/commons/thumb/f/fd/fkd_000087.jpg/250px-fkd_000087.jpg
Traslado de heridos del HMS Uganda al ARA Bahía Paraíso, 30 de abril de 1982

http://upload.wikimedia.org/wikipedia/commons/thumb/8/81/monumento_malvinas_plaza_san_martin_i.jpg/250px-monumento_malvinas_plaza_san_martin_i.jpg
Monumento a los caídos en Malvinas, en Plaza San Martín en Buenos Aires

  • Ejército Argentino:

    • 194 (16 oficiales, 35 suboficiales, 143 soldados conscriptos)

  • Armada de la República Argentina:

    • 377 (ARA General Belgrano 323, ARA Alférez Sobral 8, ARA Santa Fe 1, ARA Guerrico 1, ARA Isla de los Estados 5, Infantería de Marina 34, Base Islas Malvinas 1 y 4 pilotos del COAN)

  • Fuerza Aérea Argentina:

    • 55 (41 aviadores)

  • Gendarmería Nacional Argentina:

    • 7

  • Prefectura Naval Argentina:

    • 2 (Río Iguazú 1)

  • Agentes civiles:

    • 16 (ARA Isla de los Estados 13, ARA General Belgrano 2 y Narwal 1)

649 hombres y 3 isleñas

Muertos del bando británico

http://upload.wikimedia.org/wikipedia/commons/thumb/f/ff/curilovic-25-5-82.jpg/250px-curilovic-25-5-82.jpg
El Capitán Roberto Curilovic descendiendo de su avión Super Etendart luego del ataque y destrucción del buque portacontenedores Atlantic Conveyor, 25 de mayo 1982

  • Ejército Británico: 123 (7 oficiales, 40 suboficiales y 76 soldados voluntarios).

    • Regimiento de Paracaidistas: 39

    • Servicio Especial Aéreo (SAS - Special Air Service): 19

    • A bordo de las naves RFA Sir Galahad y Sir Tristan: 43.

    • Regimiento de Gurkhas: 1.

  • Marina Real Británica (Royal Navy): 86

    • Destructores: HMS Sheffield 20, HMS Conventry 18, HMS Glamorgan 13, fragatas: HMS Ardent 22, HMS Argonaut 2.

  • Marines Reales (Royal Marines): 27 (2 oficiales, 14 suboficiales y 11 soldados voluntarios).

  • Real Flota Auxiliar (Royal Fleet Auxiliary ): 4. (RFA Sir Galahad y Atlantic Conveyor).

  • Real Fuerza Aérea Británica (Royal Air Force): 1 (1 oficial).

  • Agentes civiles: 14 (Atlantic Conveyor 8, RFA Sir Galahad y Sir Tristam 4).

  • Isleñas de Malvinas: 3 mujeres civiles. (La fragata HMS Avenger cañoneó su casa por error).

255 hombres  (la página de esta referencia no se encuentra)

273 según el "Roll of honour of Palace Barracks Memorial"



Pérdidas materiales

De acuerdo a los datos de la Fuerza Aérea Argentina, los británicos sufrieron las siguientes pérdidas:



  • 31 aeronaves derribadas o destruidas

  • 8 buques hundidos o destruidos

  • 11 buques averiados de consideración

  • 11 buques averiados.

Las fuentes oficiales británicas reconocen la destrucción de:

  • 6 aviones Sea Harrier FRS.1

  • Harrier GR.3

  • 3 helicópteros Chinook HC.1

  • Sea King HC.4/HAS.5

  • Wessex HAS.3/HU.5

  • Lynx HAS.2

  • Gazelle AH.1

  • Scout AH.1.

De éstos, 5 Harrier/Sea Harriers y 18 helicópteros fueron destruidos por acción enemiga Otro Harrier GR.3 fue dañado por metralla de la artillería antiaérea, lo cual le provocó un incendio durante su descenso en el porta aviones Hermes y no volvió a tomar parte en el conflicto.

En lo que hace al componente naval de la Task Force, fueron hundidas o destruidas 7 naves de distinto porte (2 Destructores Tipo 42, 2 Fragatas Tipo 21, 1 buque portacontenedores, 1 buque logístico y una lancha de desembarco), todas ellas víctimas de ataques aéreos. Dos destructores y dos fragatas fueron dañados al punto de ser retiradas del teatro de operaciones por el resto de la guerra.

Por su parte, los argentinos reconocen la pérdida de 100 aviones y helicópteros durante el conflicto, incluyendo las pérdidas por derribo, destrucción en tierra, accidente y captura por el enemigo.

Lista de embarcaciones perdidas por la Argentina durante la guerra



Nombre

Muertos

Lugar del pecio

Profundidad (metros)

Fecha de hundimiento (1982)58

Crucero ARA General Belgrano

323

http://upload.wikimedia.org/wikipedia/commons/thumb/9/9a/erioll_world.svg/15px-erioll_world.svg.png55°24′S 61°32′O

4.200

Torpedeado por el submarino nuclear HMS Conqueror el 2 de mayo

Submarino ARA Santa Fe

1

Hundido en bahía Cumberland, Georgias del Sur

200

Atacado el 25 de abril por al menos dos helicópteros equipados con misiles antibuque, hundido el 20 de febrero de 1985

Mercante ARA Isla de los Estados

18

Cerca de Puerto Howard

20

Cañoneado por la fragata HMS Alacrity, 11 de mayo

Mercante ARA Bahía Buen Suceso

1

Al este del estrecho de San Carlos

20

Atacado por aviones Sea Harrier el 16 de mayo en bahía Fox. Hundido como blanco de pruebas

Mercante ELMA Río Carcarañá

0

http://upload.wikimedia.org/wikipedia/commons/thumb/9/9a/erioll_world.svg/15px-erioll_world.svg.png51°33′S 59°32′Ocerca de Puerto Groussac

30

Atacado por aviones Sea Harrier el 16 de mayo en bahía Rey. Hundido el 23 de mayo por helicópteros Sea Lynx

Pesquero Narwal

1

http://upload.wikimedia.org/wikipedia/commons/thumb/9/9a/erioll_world.svg/15px-erioll_world.svg.png52°45′S 58°10′O

440

Atacado por aviones Sea Harrier el 9 de mayo, hundido al día siguiente al sur de las islas

Patrullero PNA Río Iguazú

2

Varado cerca de Prado del Ganso

4.200

2 de mayo en seno Choiseul, después de sufrir el ataque de aviones Sea Harrier. Destruído el 13 de Junio por un misil antibuque lanzado por un helicóptero Sea Lynx

Las consecuencias de la Guerra de Malvinas

Los efectos de la guerra de Malvinas fueron de lo más variado. Una de las cuestiones de mayor peso ha sido la vuelta a la democracia en la República Argentina en 1982. Particularmente, algunos especialistas como M. Korstanje y George, B sugieren que el discurso político de Malvinas como un arquetipo sagrado se corresponde con un bajo interés por parte de la ciudadanía en visitar las islas. De forma similar a los centros ejemplares no masivos, Malvinas representa un aspecto y recordatorio importantes para la vida democrática de Argentina. Su accesibilidad se encuentra vedada para continuar en el imaginario colectivo como una narrativa nacionalista que confiera identidad y sentido en momentos de incertidumbre. En forma similar, a los cuentos o los mitos, Malvinas es una gran meta-narrativa que ejemplifica una moraleja, un mensaje, una enseñanza siempre acorde a los gobiernos que se van sucediendo. Más allá de la explotación, Malvinas evoca un conflicto que se puede estructurar en tres ejes fundamentales: a) la reivindicación del derecho del más fuerte propia de Occidente en donde una guerra connota ocupación efectiva, b) la negativa británica a cumplir las reglamentaciones internacionales, y c) la lucha por los recursos energéticos.
1   2   3


La base de datos está protegida por derechos de autor ©bazica.org 2016
enviar mensaje

    Página principal