Hermanos Saíz Montes de Oca



Descargar 0.7 Mb.
Página4/11
Fecha de conversión05.04.2018
Tamaño0.7 Mb.
1   2   3   4   5   6   7   8   9   10   11

La familia cubana ante la crisis de los 90 (1999), M. Díaz, A. Durán y E. Chávez. Se apoya en las reflexiones y datos de las investigaciones realizadas por el Grupo de Estudios sobre Familia. Establece una comparación entre las características de la familia cubana en las décadas de los ochentas y los noventas. Analiza el impacto de la crisis económica y la satisfacción de las necesidades básicas de la población, desde el prisma en la familia como grupo e institución social. Expone los criterios para elaborar una tipología de las familias más vulnerables a la crisis y las medidas implementadas por el Estado para enfrentar los efectos de la crisis sobre la familia

En mayo de 1996 se celebró en nuestro país el I Encuentro Iberoamericano de Asociaciones de Adultos Mayores. En este congreso de la vida de los ancianos cubanos se expusieron tres ponencias centrales en las temáticas del adulto mayor y la familia, la salud y la comunidad respectivamente, así como la importancia de la relación familiar para la tercera edad declarando que “la no satisfacción de las necesidades básicas de afecto por la familia, origina respuesta de inmovilidad, encierro, aislamiento, angustia, postergación y hasta depresión, que en algunos casos puede ser profundas”. (Colectivo de Autores, 1996)

Las investigaciones orientadas al diagnóstico apuntan a la importancia de reconocer y estudiar este fenómeno en nuestras condiciones sociales a partir de las causas y consecuencias de esta problemática así como la existencia, en los grupos familiares, de casi todas las formas de violencia enumeradas por los estudiosos del tema, aunque predominan formas verbales de abuso o maltrato en las manifestaciones encontradas (Artiles, l., (1996, 1998); Durán, A. y otros, (2003), Espina, E. L., (1998); Pérez E. y Rondón, I., (2004); Proveyer, C. (1999); Veitía, l., (1995). (Díaz, M., [et.al]…: 2000)

Por ejemplo: La tercera edad en Cuba. Un acercamiento sociodemográfico y sociopsicológico (1998), de A. Durán y E. Chávez que recibieron el Premio del Consejo de Ciencias Sociales del Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente. Refleja la primera etapa de un estudio más ambicioso de los adultos mayores en su entorno familiar. Se caracterizan las peculiaridades sociodemográficas de los ancianos en nuestro país; las representaciones individuales que tienen de sí mismos, de la familia y de la ancianidad; la evolución de sus expectativas hacia la vejez; y las relaciones de actividad y de comunicación que establecen dentro y fuera de la familia. Se valora el apoyo formal e informal que reciben los mayores de la familia, la comunidad y de las instituciones especializadas. Se utiliza el análisis bibliográfico y estadístico para precisar los datos sociodemográficos y la evolución del proceso de envejecimiento en nuestro país, y la investigación empírica con 60 adultos mayores residentes en cinco municipios de Ciudad de la Habana. Los entrevistados se clasificaron en cinco grupos de acuerdo con la estructura familiar en la que vivían, y se consideró un sexto grupo compuesto por ancianos institucionalizados. En la investigación realizada se arriba a un amplio conjunto de conclusiones, tanto en lo que respecta al envejecimiento individual como al poblacional, y a partir de ellas se formulan recomendaciones a la política social.

A finales del año 1998, sesionó el Taller “Envejecimiento en Cuba: tendencias y estrategias”, con el auspicio del Ministerio de Salud Pública y la Organización Panamericana de la Salud, grupo de expertos y especialistas del tema, ilustraron una vez más la importancia que nuestra sociedad le otorga a sus adultos mayores constituyendo un reto al estudio de esta edad.

En 1999 se realizó una investigación por E. Rodríguez, “Maltrato a los ancianos”, aunque propone un estudio de carácter descriptivo su mérito radica en ocuparse de una temática poco abordada hasta el momento.



En el 2000 se adoptan programas de asistencia social como el Programa Nacional de Servicios Sociales Comunitarios al Adulto Mayor referido a brindar apoyo a los ancianos con la alimentación, reparación de viviendas, limpieza de hogares y lavado de ropa y en el 2003 el Plan Nacional de Atención al Adulto Mayor

Familias y cambios socioeconómicos a las puertas del Nuevo Milenio (2000), M. Díaz, A. Durán, Y. Valdés, E. Chávez y T. Alfonso. Tiene como objetivo general evaluar las transformaciones experimentadas y las modalidades de enfrentamiento adoptadas por las familias cubanas durante esta coyuntura adversa. En sus reflexiones finales se integran los resultados de un conjunto de investigaciones realizadas por el Grupo de Estudios sobre Familia en el último quinquenio. En el informe se ofrece una caracterización sociodemográfica de las familias cubanas y se presentan los resultados del estudio cualitativo sobre el cumplimiento de las funciones familiares y la adopción de estrategias de enfrentamiento ante la crisis socioeconómica de los noventas en familias jóvenes y familias con miembros pertenecientes a la tercera edad, en Ciudad de La Habana. En la función biosocial se examina la etapa de formación de la pareja, la valoración de los miembros de la pareja de su propia relación, la procreación y planificación de la ampliación de la familia. La función cultural abarca el empleo del tiempo libre y las relaciones intrafamiliares. La función económica analiza los ingresos familiares, los gastos y la organización del consumo, el empleo y la superación de los miembros adultos y el trabajo doméstico. Sobre este último aspecto se analizan cuestiones metodológicas en una aproximación preliminar a su cuantificación. Se ofrece una descripción y valoración de las estrategias familiares encontradas en el estudio. En la función socializadora se consideran las condiciones favorecedoras y las que limitarían la formación de características personológicas deseables desde lo individual y lo social en los miembros infantiles, juveniles, adultos y adultos mayores de la familia.
En el año 2003 el Equipo de Estudios sobre Familia del CIPS, desarrolló un proyecto de investigaciones de carácter transformativo, para la intervención y prevención de la violencia intrafamiliar. Como parte de sus objetivos, se diseñaron y comprobaron alternativas metodológicas que contribuyeran al establecimiento de relaciones intrafamiliares armónicas. Al mismo tiempo, se elaboraron propuestas de orientación familiar que ayudaran a disminuir y/o solucionar los problemas de violencia intrafamiliar. La implementación del programa de intervención, concebido desde y para la familia, aportó un conjunto de datos que permiten caracterizar el fenómeno de la violencia intrafamiliar en los grupos estudiados. La concepción metodológica del programa constituye una alternativa que puede ser considerada para el trabajo con las familias. (Durán, A., [et.al]…:2003)

Las investigaciones del Grupo Familia de la Facultad de Psicología, en la Universidad de la Habana han caracterizado a la familia cubana incluso desde diferentes temáticas afines, tales como la tercera edad, la familia y la pareja, la sexualidad, la religión, y más recientemente la situación de impacto económico que el llamado período especial ha provocado en la familia.



En esta dirección la autora considera importante para esta tesis, la atención y asistencia social brindada al adulto mayor en nuestro país es uno de los objetivos priorizados por la política social. Numerosos programas, fundamentalmente en la esfera de salud y la educación, dan testimonio de esto. El anciano en Cuba es beneficiario del sistema de salud y el de seguridad y asistencia social que se brinda a todos los ciudadanos, y recibe además la atención directa del programa específico del adulto mayor; y a los casos de mayor vulnerabilidad social se les brinda una atención personalizada a través del Programa Nacional del Atención Comunitaria al adulto mayor solo. Por esta vía, según fuentes consultadas, reciben servicios de alimentación más de 42 mil personas, a 70% se le subsidia su costo, alrededor de 6 mil personas reciben servicios de limpieza en el hogar, lavado de ropa y servicios de cuidados en su domicilio, a través de una auxiliar geriátrica. A través de la Asistencia Social se brindan de forma diferenciada prestaciones en especie o monetarias de acuerdo a la situación socioeconómica en específico (Alvarez, E y J Mata: 2004).

Convivir en familias sin violencia. Una metodología para la intervención y prevención de la violencia intrafamiliar (2004), A. Durán, M. Díaz, Y. Valdés. Colaboradoras: S. Padrón, Y. Fernández y A. Martín. Tiene como objetivo la elaboración de una propuesta metodológica que contribuya a la construcción de relaciones intrafamiliares que propendan a la integración de la familia como grupo, y que eviten formas violentas de relación entre sus miembros, específicamente, entre los adultos y los niños/as. Muestra el diseño, implementación y evaluación de una vía de orientación familiar que contribuye a disminuir o a solucionar problemas relativos a la violencia intrafamiliar. La experiencia constituye una investigación de carácter transformativo, basada en la Metodología de la Educación Popular. El conjunto de los talleres de la metodología fue aplicado en los municipios de Playa y Centro Habana, en la provincia de Ciudad de La Habana. La evaluación de los resultados se realiza a través de indicadores de efectividad e indicadores de cambio que fueron conformándose a lo largo de todo el proceso. El diagnóstico de las familias, como etapa inicial de la experiencia, se realiza a través de la mirada infantil y con la utilización de técnicas novedosas y creativas. Sus resultados en los territorios mencionados, y además en dos consejos populares de los municipios de Contramaestre y Mella, de la provincia de Santiago de Cuba, permiten conocer algunas características de diferentes formas de violencia en familias cubanas. En el informe se expone la metodología de forma íntegra, lo cual permite la reproducción de la experiencia en el trabajo social por especialistas e instituciones que trabajan con y para la familia.

Violencia intrafamiliar en Cuba. Aproximaciones a su caracterización y recomendaciones a la política social (2006), M. Díaz, A. Durán, E. Chávez, Y. Valdés, P. Gazmuri y S. Padrón. El informe de investigación contiene los resultados finales del proyecto Violencia Intrafamiliar (VIF) y ofrece una imagen amplia, detallada e integrada del fenómeno de la violencia intrafamiliar en Cuba, a partir de diferentes perspectivas y planos de análisis. Metodológicamente la investigación asume una combinación de métodos cualitativos y cuantitativos. Se presentan concepciones teórico-metodológicas para el estudio y tratamiento de la violencia familiar y social, así como una propuesta elaborada por los autores. Se ofrece una valoración de los principales resultados de investigaciones realizadas en Cuba acerca del tema, e informaciones estadísticas y a modo de marco de referencia internacional, también se exponen datos sobre distintas formas de VIF referidos a otros países. Se muestra un análisis de cómo la legislación cubana aborda la temática, así como su alcance y limitaciones, y un análisis comparativo con algunos países de América Latina. Expone, a partir de los criterios de 32 expertos cubanos entrevistados, aspectos relacionados con sus concepciones y valoraciones sobre el tema en la sociedad cubana. Se presentan los resultados de la aplicación de un cuestionario sobre violencia intrafamiliar a 564 adultos mayores de 18 años, residentes en cuatro provincias del país, que revela información sobre la aceptación o rechazo de ideas erróneas acerca de la violencia intrafamiliar y de la educación de la personalidad; así como representaciones individuales de sí mismo/a, de la familia, de acciones de violencia y de las relaciones familiares. Se ofrecen también los resultados de un estudio de casos realizado con tres familias de la capital del país, orientado a identificar formas de violencia intrafamiliar a través del diagnóstico del funcionamiento y la dinámica familiar; describir representaciones y vivencias asociadas a la violencia, y caracterizar el comportamiento de formas de interrelación violentas en sus orígenes y evolución a partir de la historia personal y familiar. Los resultados se integran en una caracterización general de la violencia intrafamiliar en el país y sus posibles interinfluencias con otras formas de violencia social. Finalmente se ofrece un conjunto de recomendaciones a la política social dirigida a las familias, que propicien la concientización del fenómeno en sus disímiles dimensiones y el establecimiento de estrategias de abordaje. Se incluyen principios éticos, enfoque general, recomendaciones globales y recomendaciones específicas dirigidas a la atención por salud pública, al tratamiento legal, el sistema nacional de educación, la capacitación y la divulgación.

Violencia intrafamiliar en Cuba. Aproximaciones a su caracterización y recomendaciones a la política social (2006), M. Díaz, A. Durán, E. Chávez, Y. Valdés, P. Gazmuri y S. Padrón. El informe de investigación contiene los resultados finales del proyecto Violencia Intrafamiliar (VIF) y ofrece una imagen amplia, detallada e integrada del fenómeno de la violencia intrafamiliar en Cuba, a partir de diferentes perspectivas y planos de análisis. Metodológicamente la investigación asume una combinación de métodos cualitativos y cuantitativos. Se presentan concepciones teórico-metodológicas para el estudio y tratamiento de la violencia familiar y social, así como una propuesta elaborada por los autores. Se ofrece una valoración de los principales resultados de investigaciones realizadas en Cuba acerca del tema, e informaciones estadísticas y a modo de marco de referencia internacional, también se exponen datos sobre distintas formas de VIF referidos a otros países. Se muestra un análisis de cómo la legislación cubana aborda la temática, así como su alcance y limitaciones, y un análisis comparativo con algunos países de América Latina. Expone, a partir de los criterios de 32 expertos cubanos entrevistados, aspectos relacionados con sus concepciones y valoraciones sobre el tema en la sociedad cubana. Se presentan los resultados de la aplicación de un cuestionario sobre violencia intrafamiliar a 564 adultos mayores de 18 años, residentes en cuatro provincias del país, que revela información sobre la aceptación o rechazo de ideas erróneas acerca de la violencia intrafamiliar y de la educación de la personalidad; así como representaciones individuales de sí mismo/a, de la familia, de acciones de violencia y de las relaciones familiares. Se ofrecen también los resultados de un estudio de casos realizado con tres familias de la capital del país, orientado a identificar formas de violencia intrafamiliar a través del diagnóstico del funcionamiento y la dinámica familiar; describir representaciones y vivencias asociadas a la violencia, y caracterizar el comportamiento de formas de interrelación violentas en sus orígenes y evolución a partir de la historia personal y familiar. Los resultados se integran en una caracterización general de la violencia intrafamiliar en el país y sus posibles interinfluencias con otras formas de violencia social. Finalmente se ofrece un conjunto de recomendaciones a la política social dirigida a las familias, que propicien la concientización del fenómeno en sus disímiles dimensiones y el establecimiento de estrategias de abordaje. Se incluyen principios éticos, enfoque general, recomendaciones globales y recomendaciones específicas dirigidas a la atención por salud pública, al tratamiento legal, el sistema nacional de educación, la capacitación y la divulgación.

El 27 de enero del 2006, se realizó un Taller en el Policlínico “Plaza de la Revolución” convocado por el Grupo Nacional de Psicología, como resultado de los análisis que se hicieron a partir del III Congreso Latinoamericano de Psicología de la Salud (ALAPSA) y como parte del Programa de Trabajo de la Psicología a propósito de los Objetivos del Ministerio de Salud Pública de Cuba hasta el año 2015, se definieron tres líneas esenciales hacia el Adulto Mayor las que incluye:

1. Desarrollar actividades encaminadas a elevar la calidad de vida del adulto mayor.
2. Potenciar el trabajo psicológico en las Casas de Abuelos.
3. Intervenir con enfoque familiar en los conflictos intergeneracionales

Las familias cubanas en el parteaguas de dos siglos (2008), E. Chávez, A. Durán, Y. Valdés, P. Gazmuri, M. Díaz, S. Padrón, M. Perera; colaboradoras: A. García, A. M. Chao y N. Rodríguez. Este informe de investigación sistematiza y evalúa críticamente las concepciones teórico-metodológicas empleadas en los estudios sobre familia, realizados en nuestro país en la última década (1997-2006). Ofrece una visión de la realidad familiar cubana contemporánea y de su entorno social a partir de los siguientes aspectos: contexto social en que se desarrolla la vida de las familias (entorno socioeconómico); condiciones de vida; características de su composición interna; funcionamiento familiar; y vínculo entre la familia y otras instituciones sociales. Se logra así una mirada múltiple y lo más abarcadora posible, no solo de las familias en sí mismas, sino de ellas en su interrelación con el entramado social. A modo de conclusiones se exponen los principales desafíos que, a juicio de los autores, enfrentan actualmente la sociedad, las familias y la investigación en este campo. Resulta relevante la propuesta de recomendaciones que realiza este grupo de investigación. Sobre este tema se abordan de inicio, algunos aspectos que se consideran fundamentales para el mejor desarrollo perspectivo de la investigación y del trabajo con las familias, y después se formulan un conjunto de recomendaciones concretas a la política social y a la investigación científica.

En Cuba además contamos con el Centro de Investigación Iberoamericano de la Tercera Edad (CITED), que ha sido el promotor de estudios, de formación de recursos, en fin de la política más general de atención a los ancianos.

En la opinión que merece el tratamiento de la problemática por los estudios antes expuestos, se razonó en la necesidad del “análisis bibliográfico y estadístico y las características sociodemográficas de los adultos mayores, valorando además el funcionamiento familiar en los espacios de socialización (formal o informal), en la conducta de los individuos hacia el interior de la familia y los servicios que puedan proveer las instituciones especializadas en la comunidad para la transformación de la problemática y en este mismo sentido ejecutar acciones de prevención contra el abandono hacia los adultos mayores en función de elevar su calidad de vida ya que ha sido siempre la voluntad política del Estado cubano, mediante el desarrollo de programas sociales, como es por ejemplo: el Programa de Atención Integral al Adulto Mayor y el Programa de Atención Integral hacia la Familia y desde las normativas legislativas, el Código de Familia, promulgado el 14 de febrero de 1975, que constituyó un hito en el desarrollo de la familia cubana que responde a una política de protección y garantías.

En esta orientación, la autora reflexiona en que la política del Estado, para perfeccionar nuestro modelo económico y social actual, también se concreta en el debate, del artículo 52, del documento Proyecto de Base a la Primera Conferencia Nacional del Partido que establece: reforzar la preparación de la familia y su responsabilidad primordial con la educación de los hijos. Cultivar actitudes dignas y solidarias. Enfrentar la violencia de género e intrafamiliar y la que se manifiesta en las comunidades y se concuerda con el criterio de la investigadora Patricia Gazmuri Núñez en su libro “Un acercamiento al tratamiento legal de la violencia intrafamiliar en Cuba” cuando propone incorporar en la legislación cubana una ley especial o un procedimiento especial de familia, a las manifestaciones de violencia intrafamiliar, (en nuestro caso hacia el abandono del adulto mayor), es decir, que por sí solo el tratamiento jurídico, de las manifestaciones de la violencia intrafamiliar en Cuba no permiten una solución directa del fenómeno, es imprescindible “potenciar estudios jurídicos, en esta dirección, lo que contribuye a disminuir y transformar las conductas violentas que se dan cotidianamente en nuestras familias, fenómeno este se encuentra aún muy invisibilizado en las estadísticas jurídico penales”. “La no existencia de la cultura de la denuncia en nuestro país no sólo enmascara, oculta el fenómeno de la VIF, sino que potencia sus efectos nocivos sobre las familias y la sociedad en su conjunto, y aunque ha aumentado en los últimos años la preocupación de algunas figuras institucionales y científicas por las manifestaciones de violencia en los diferentes niveles de la sociedad, este fenómeno se encuentra aún muy invisibilizado en las estadísticas jurídico penales”. (Gazmuri P., 2006)



Muchos países de la región que cuentan con ley relativas a la VIF, según fecha de promulgación de la Ley.


    • Puerto Rico. Ley No. 54 del 15.8.89. Ley para la prevención e intervención de la violencia doméstica.

    • Perú. Ley No. 26260. del 24.12.93 y su modificatoria del 27.6.97. Ley de protección frente a la violencia familiar

    • Chile. Ley No. 19.325 del 27.08.94. Ley sobre violencia intrafamiliar

    • Argentina. Ley No. 24.417 del 7.12.94. Ley sobre protección contra la violencia familiar.

    • Panamá. Ley No. 27 del 16.6.95. Delitos de violencia intrafamiliar y maltrato a menores

    • Ecuador. Registro Oficial No.839 del 14.11.95 Ley contra la violencia a la mujer y la familia

    • Bolivia. Ley No. 1674 del 15.12.95. Ley contra la violencia en la familia o doméstica

    • Costa Rica. Ley No. 7586 del 25.03.96. Ley contra la Violencia Doméstica

    • Colombia. Ley No. 294 del 16.7.96. Normas para prevenir, remediar y sancionar la violencia intrafamiliar

    • Nicaragua. Ley No. 230 del 19.9.96. Ley de reformas y adiciones al Código Penal

    • Guatemala. Decreto No. 97 del 24.10.96. Ley para prevenir, sancionar y erradicar la violencia intrafamiliar.

    • El Salvador. Decreto No. 902 del 28.12.96. Ley contra la violencia intrafamiliar

    • República Dominicana. Ley No. 24 del 27.1.97. Ley mediante la cual se modifican varios artículos al Código Penal.

    • Venezuela. Gaceta Oficial No. 36.531 de fecha 3 de septiembre de 1998.  Ley sobre la violencia contra la mujer y la familia.

La autora enfatiza en la implicación que tiene para el trabajador social, ver este fenómeno como un proceso complejo y focalizar la mirada en la familia desde la perspectiva de la prevención de conductas que atenten contra el bienestar y derechos de todos sus integrantes y en especial al adulto mayor, ya que desde el punto de vista jurídico:

  1. No se juzgan las lesiones psíquicas. “Para la cultura jurídica cubana la lesión, generalmente, es la lesión física”. “En el caso de delito de amenazas, referido al abuso emocional, sólo es tipificada de delito aquellas que ocasionen en la víctima un serio y fundado temor”. Al mismo tiempo, “el agresor sólo será objeto de alguna medida penal si el daño o lesión provocado a la víctima requirió de tratamiento médico especializado”

  2. No incluye la violencia económica en la familia, puesto que “la ley no sanciona el hurto entre parientes”, a no ser que haya sido robo con fuerza, sino que está incluida en “algunas figuras donde esté presente alguna afectación de índole patrimonial y no exista alguna exención”. (Gazmuri P., 2006)

Como propuesta conceptual, se utilizó en esta investigación el modelo de funcionamiento familiar utilizado por el Grupo de Estudios sobre Familia del Centro de Investigaciones Psicológicas y Sociológicas, (CIPS), como eje articulador para la comprensión del objeto así como los presupuestos teóricos trabajados, por Durán, A. y otros en el 2003 “Convivir en familias sin violencia. Una metodología para la intervención y prevención de la violencia intrafamiliar, sin pretender establecer generalizaciones teóricas ni proponer conceptos únicos o acabados; son conceptos que tienen un contenido práctico y metodológico de gran valor investigativo.

Es bien cierto, que los trabajadores sociales tienen maravillosas aptitudes para el trabajo social, pero se considera, que es necesario capacitarlos en la formación de habilidades, actitudes y conocimientos que contribuyan no solo a su desarrollo personal y profesional sino en un cambio positivo en el proceso de prevención del abandono hacia el adulto mayor.


1   2   3   4   5   6   7   8   9   10   11


La base de datos está protegida por derechos de autor ©bazica.org 2016
enviar mensaje

    Página principal