Introducción a la paleontologíA



Descargar 0.67 Mb.
Página21/40
Fecha de conversión14.01.2019
Tamaño0.67 Mb.
1   ...   17   18   19   20   21   22   23   24   ...   40

LOS CORALES, Y SU INFORMACIÓN SOBRE LA EVOLUCIÓN DE LA TIERRA

Ya hemos hablado de la naturaleza y de la historia de los grandes arrecifes marinos, y de la parte que en ellos juegan los Corales; pero para completar su conocimiento, hay que mencionar los corales solitarios, y a la información obtenida por el estudio de las bandas de crecimiento de los corales.

Los corales solitarios, están mucho más extendidos que los arrecifes de coral: mientras estos últimos sólo prosperan en los mares cálidos, tropicales y a escasa profundidad (véase la página 70), los primeros pueden encontrarse a otras latitudes y profundidades, y a distintas temperaturas. Se han encontrado corales que viven más allá de las costas de Noruega, por encima de los 69° de latitud Norte, y también se han extraído corales de los fondos abisales, donde reina la oscuridad más absoluta.

La mayoría de los corales modernos, requieren una base firme para sustentar sus pesados esqueletos, y tienden a evitar los fondos marinos cenagosos. Sin embargo, algunos corales han adoptado ingeniosas formas de supervivencia en tales fondos: la Calcedla del Devónico medio, que tiene forma de "zapatilla" (del latín calceolus, zapatilla), vivía tumbada horizontalmente, sobre el mullido fondo del mar.

La observación de la concha de cualquier Molusco, Gasterópodo o Pelecípodo, nos revela la existencia de líneas de crecimiento, concéntricas, dispuestas alrededor del punto donde se inicia el desarrollo de la concha. Si el animal ha pasado por un período de crisis, o de escasez de alimento o de condiciones adversas, las líneas de crecimiento aparecen muy apretadas; por el contrario, cuando están normalmente espaciadas, denotan condiciones óptimas para su desarrollo, aunque existen otros factores que condicionan la formación de la concha. Estas observaciones, sirven para reconstruir, en cierta forma, las condiciones ambientales en las que se ha desarrollado el molusco, a partir de las líneas de crecimiento de su concha.

Esta circunstancia, también ha sido observada en los corales, puesto que, en su exterior, también presentan líneas de crecimiento, y la historia del coral, puede interpretarse mediante el estudio de su epiteca, que es la capa calcárea que recubre exteriormente el polipero. Los corales se alimentan normalmente de plancton, y se comprende que, al menos en parte, sus fluctuaciones en el océano, estén relacionadas con las fases de la luna, ya que probablemente, la luz de la luna, es un factor importante en este proceso. En las líneas de crecimiento de la epiteca, se observan ciclos de crecimiento diario, mensual y anual, y un estudio detallado de estos ciclos, pueden darnos la clave para determinar la edad del coral. Lo más notable de todo esto, es que estos principios, se han aplicado a los corales fósiles, y, por ejemplo, encontramos en los corales del Devónico ciclos anuales que tienden a tener 400 días en vez de 365, lo cual significaría que, en aquella época, el día tenía sólo 22 horas. En otros términos, parece que la Tierra se ha ido retrasando en su movimiento de rotación; como la cumbre que se desgasta lentamente por acción del viento, la Tierra ha debido retrasarse por la fricción de las mareas, que constantemente fluyen sobre las costas en todo el mundo.



5 - La primera vida no marina

"Y el desierto se alegrará, y florecerá como la rosa.” isaías, 35:1.



LAS PLANTAS DEL DEVÓNICO

Se ha podido lograr un cuadro, notablemente preciso, de lo que era la vida terrestre en el Devónico medio, gracias a la feliz circunstancia de haberse conservado una turbera silicificada, en Rhynie (Escocia). Esta turbera, no sólo contiene plantas que están aún muy próximas a sus ancestrales marinas, sino que también nos ha proporcionado algunos Artrópodos, entre ellos, los Insectos más antiguos que se conocen. Las plantas son, en su mayoría, tallos delgados y erectos que se yerguen sobre los rizomas, y la presencia de estomas (poros reguladores de la humedad), permite asegurar que eran aéreas; aunque de pequeña talla, parecen haber sido muy numerosas. Su buen estado de conservación, se debe a un tipo especial de impregnación en sílice, probablemente debido a que las aguas de la turbera estaban sobresaturadas de sílice, procedente de la actividad volcánica en regiones próximas. Su estado de conservación es tan perfecto, que las secciones delgadas de los tallos revelan la estructura celular y la presencia de hongos. Como dato curioso, se puede añadir que en la actualidad existe una planta muy simple, Psilotum, que presenta un cierto parecido con las plantas devónicas de Rhynie, aunque quizás no esté directamente relacionado con ellas. El Devónico fue una época en la que las plantas fósiles experimentaron un gran avance en su evolución; por alguna razón desconocida, aparecieron nuevos tipos de plantas. No es nuestra intención describirlas todas aquí, pero si es interesante hacer notar que aún no habían empezado a desarrollarse claramente las plantas con semillas, y que los vegetales con tallos leñosos y porte arbóreo, empezaban entonces a desarrollarse. Los bosques estaban formados, principalmente, por helechos, y la presencia de lechos de carbón, en Rusia y otros lugares, indica que la vegetación estaba ya muy desarrollada hacia finales del Devónico.

Los grupos de Invertebrados, no revelan ningún cambio significativo en su distribución, en el Devónico; en cambio, los Vertebrados, experimentan un notable avance evolutivo al final de este período. Los peces de agua dulce, en los ríos y lagos del Devónico inferior, comenzaron, no sólo a invadir la tierra firme, dando lugar a los Anfibios, sino que también se desarrollaron ampliamente en el mar.

CLASIFICACIÓN DE LOS PECES

Clase Agnatos — Peces sin mandíbulas.

Clase Placodermos — Peces acorazados, con mandíbulas.

Orden Arthrodiros.

Orden Antiarquidos.

(otros órdenes de menor importancia).

Clase Condrictios (Tiburones y rayas).

Clase Osteictios (Peces óseos: los más frecuentes en la actualidad).

Sub-clase Acantódidos (exclusivamente fósiles).

Sub-clase Actinopterigios (con aletas radiadas).

Sub-clase Sarcopterigios.

Orden Dipnoos (Peces pulmonados).

Orden Crosopterigios (con aletas lobuladas).

Sub-orden Coelacántidos (incluido Latimeria).

Sub-orden Rhipidistios (antecesores de los Vertebrados terrestres).

1   ...   17   18   19   20   21   22   23   24   ...   40


La base de datos está protegida por derechos de autor ©bazica.org 2016
enviar mensaje

    Página principal