La consejera García Malo inicia en Mali su visita a seis proyectos de cooperación al desarrollo financiados por el Gobierno de Navarra



Descargar 11.28 Kb.
Fecha de conversión24.03.2017
Tamaño11.28 Kb.



La consejera García Malo inicia en Mali su visita a seis proyectos de cooperación al desarrollo financiados por el Gobierno de Navarra

Junto al ministro Moratinos, asistió en Bamako al acto organizado para la firma del acta de la I Comisión Mixta de Cooperación entre España y Mali

Lunes, 28 de enero de 2008. La consejera de Asuntos Sociales, Familia, Juventud y Deporte, María Isabel García Malo, está visitando en Mali desde el pasado sábado, día 26, los seis proyectos de cooperación internacional al desarrollo financiados por el Gobierno de Navarra con un total de 1,3 millones de euros, y promovidos en este país africano por Organizaciones no Gubernamentales de Desarrollo (ONGDs) implantadas en la Comunidad Foral.

El mismo sábado por la mañana, la consejera García Malo se reunió en la capital, Bamako, con el ministro de Asuntos Exteriores y Cooperación del Gobierno de la Nación, Miguel Angel Moratinos, para participar en los actos de inauguración de la Embajada de España, donde García Malo estuvo presente en el acto organizado para la firma del acta de la I Comisión Mixta de Cooperación al Desarrollo entre España y Mali. En este documento, suscrito por el ministro Moratinos y el ministro de Exteriores y Cooperación de Mali, Moctar Ouane, se establecen las relaciones bilaterales y se concretan los objetivos de actuación entre ambos países. En el acto participó también la embajadora de España en Mali, Marta Betanzos.

En el acto de inauguración de la Embajada de España, la consejera García Malo se reunió además con cooperantes de la Comunidad foral que desarrollan su labor en Mali y con responsables de los proyectos financiados por el Gobierno de Navarra. En concreto, participaron en este encuentro Jesús Martínez, de los Padres Blancos; la hermana Mª Angeles García, directora de la Escuela de Enfermería de primer ciclo de la localidad de Ségou; la enfermera navarra Blanca Beorlegui, cooperante de Médicus Mundi Navarra y docente de la propia Escuela de Enfermería; y Bernarda García, hermana Salesiana y responsable de la Casa de Acogida de niñas y jóvenes de Niamana. En este encuentro participaron también la directora general de Asuntos Sociales y Cooperación al Desarrollo, Marta Álvarez Alonso; el director del Servicio de Cooperación Internacional al Desarrollo, Andrés Carbonero Martínez; y Juan Ignacio San Miguel Pascual, vocal del Consejo Navarro de Cooperación al Desarrollo y miembro de la ONGD “Fundación Acción contra el Hambre”.

Visita a la Casa de Acogida para niñas y jóvenes en Niamana

Tras el acto en la Embajada de España, la consejera García Malo visitó el sábado las instalaciones de la Casa de Acogida para niñas y jóvenes en Niamana, localidad situada a 5 kms de Bamako. Este proyecto ha sido promovido por la ONGD Asociación VIDES (Voluntariado Internacional para el Desarrollo de la Educación), cuyo socio local es el Instituto de las Hijas de María Auxiliadores (Hermanas Salesianas de Don Bosco), y subvencionado por el Gobierno de Navarra con 149.366 euros.

La casa de acogida, cuya responsable es la hermana Bernarda García, está destinada a niñas y jóvenes de entre 13 y 20 años, que son vulnerables económicamente, que llegan desde zonas rurales a Niamana para estudiar o aprender un oficio, o que viven en una situación difícil. La casa, cuya finalidad es la promoción e integración social de las mujeres, tiene una capacidad para 82 niñas, atendidas por cuatro personas. El proyecto se inserta en un programa de promoción de chicas adolescentes y jóvenes, que les ayuda a convertirse en mujeres autónomas y sujetos activos del desarrollo económico y social de su comunidad. Las actividades que se realizan son formativas, socioculturales y deportivas, de orientación y seguimiento, así como de formación de educadores y familias.

Niamana cuenta con una población de 1.323 habitantes que no disponen de agua corriente. Para abastecerse, las mujeres deben recorrer kilómetros a pie para llenar barriles de pozos o perforaciones que cubran las necesidades domésticas y familiares. La electricidad prácticamente no existe, y sólo las familias que disponen de un grupo electrógeno o una plancha solar tienen electricidad, y tampoco hay red telefónica. La mayoría de la población vive de la agricultura, sobre todo de cultivos de hortalizas como las verduras y el arroz, así como de ganado bovino, caprino y ovino a pequeña escala. La cobertura sanitaria es muy escasa, y las enfermedades que asolan la localidad son el paludismo y las relacionadas con las malas condiciones del agua. En cuanto a la cobertura educativa, Niamana carece de servicios en el ámbito de la educación.

Tras su estancia en Bamako, la consejera García Malo se encuentra desde hoy en las regiones de Gao y Kidal, situadas en la zona noreste del país, donde hasta el próximo miércoles, día 30, visitará tres proyectos, centrados en mejorar la seguridad alimentaria, refuerzo de la calidad de la enseñanza técnica y profesional agropecuaria, y la participación de la sociedad civil del valle del río Níger.

Mali, uno de los países más pobres del mundo
Como se recodará, la finalidad de este viaje de García Malo es evaluar in situ los proyectos financiados por el Gobierno de Navarra en Mali, con un triple objetivo: seguir y evaluar los proyectos, apoyar la labor realizada por las y los cooperantes navarros y por las organizaciones que desarrollan los proyectos, y estrechar lazos entre Navarra y las diferentes zonas en las que se está interviniendo a través de las ONGDs implantadas en la Comunidad Foral. Además de la visita a los proyectos, la consejera García Malo tiene previsto entrevistarse con autoridades locales y mantener encuentro con cooperantes de Navarra que trabajan en Mali.

Mali está considerado uno de los países más pobres del mundo, con una distribución de la renta muy desigual y fuerte dependencia de la ayuda exterior. El 65% de sus 1.240.000 km2 de superficie es desértico o semidesértico. Cerca del 10% de su población (cifrada en 2006 en 11,4 millones de personas) es nómada, y el 80% de la mano de obra se dedica a la agricultura y a la pesca fluvial. La actividad económica, limitada en su mayor parte al área irrigada por el río Níger, se concentra en procesos de transformación de materias agrícolas.







Página de





La base de datos está protegida por derechos de autor ©bazica.org 2016
enviar mensaje

    Página principal