La discordia en los casados



Descargar 194.3 Kb.
Página1/5
Fecha de conversión26.04.2018
Tamaño194.3 Kb.
  1   2   3   4   5
***CARPETA***

LA DISCORDIA EN LOS CASADOS

de LOPE DE VEGA

Texto electrónico preparado por David Hildner, University of Wisconsin-Madison, dhildner@facstaff.wisc.edu. Texto basado en la edición de las Obras dramáticas de Lope de Vega de la Real Academia Española, tomo 2, Madrid, 1916.


Personas:

ALBERTO


LEONIDO

OTÓN


PINABELO, hijo de Otón

AURELIO


ROSELO

ENRICO


REY de Frisia

ELENA, duquesa

OTAVIA, dama

CELIA, villana

AURORA, villana

PEROL, villano

SIRALBO, villano

ROSABERTO, hijo del rey

CLENARDO

PÁNFILO


Un PASTOR

MÚSICOS


FABIO, soldado

SOLDADO1


SOLDADO2

Otros soldados


**Texto en formato BS, convertible en XML, para el analizador Brocense (v. Serrano, 2001)./**

**Texto segmentado en secuencias métricas según el criterio de Inicio de Forma Métrica (IFM), que coincide, bien con un principio de jornada, bien con la aparición de una nueva forma estrófica (décimas, quintillas, etc.) de estabilidad no inferior a 14 versos./**

**Además de las denominaciones evidentes (DEC, ROM, QUI, RED, etc.), se emplea END para indicar los endecasílabos sueltos y RMC para indicar el romancillo heptasílabo./**

**En caso de no coincidir el inicio de nueva forma métrica con un principio de réplica, se procede de la siguiente manera: si la diferencia es de 3 versos como máximo, se marca el IFM en el principio más cercano de réplica (normalmente la precedente); si la diferencia es superior, se marca el IFM dentro de la réplica, allí donde corresponda, y se marca a continuación nuevo principio de réplica con el mismo hablante, al que sigue un espacio y el signo +./**

**Una segmentación por grupos de presencia (IGP), de eventual importación, marca cada una de las nuevas agrupaciones de personajes, con una estabilidad no inferior a 14 versos, producidas en uno de los siguientes casos: principio de jornada o tras breve vacío de escena; entrada o salida de personajes cuando el número de presencias resultante sea, en aumento, al menos el doble del precedente o, en disminución, al menos la mitad del precedente./**

**Antes de ser importado en el analizador Brocense, este archivo debe ser regrabado como texto sin formatos (.txt)./**

***/CARPETA***

&&&ARED01,01&&&

(Salen ALBERTO y LEONIDO.)

#ALBERTO > / Casaráse la duquesa, / Leonido, como es razón, / que pese o no pese a Otón.

#LEONIDO > / Todos dicen que le pesa, / y está a impedirlo dispuesto.

#ALBERTO > / ¿ De qué le puede pesar / a un hombre particular / desinteresado en esto?

#LEONIDO > / El se debe de entender.

#ALBERTO > / Pues entenderáse mal; / porque si ha de ser su igual, / el rey de Frisia ha de ser. / Esto conviene a su estado / y a nosotros un señor / de real sangre y valor, / y tan gallardo soldado / que no ha de salir Otón / con desatinos tan grandes, / si Alemania, Francia y Flandes / ayudan su pretensión.

#LEONIDO > / No pienso yo que camina / por darla a otro rey, pues creo / que a diferente deseo / los pensamientos inclina. / Y es tan feo y desigual / que a decirle no me atrevo.

#ALBERTO > / La ambición, Leonido, es cebo / dulce, engañoso y mortal. / ¿ Qué quiere en Cleves Otón?

#LEONIDO > / Ser duque.

#ALBERTO > < Ni aun lo imagines.

#LEONIDO > / Pues ¿ a qué blancos o fines / mirará su pretensión, / si tiene un hijo mancebo, / de la duquesa galán?

#ALBERTO > / Si ellos de concierto están, / yo cumpliré lo que debo / al duque muerto y a mí / con aventurar la vida.

(Salen la duquesa ELENA y OTAVIA.)

#ELENA > / De vuestro engaño advertida, / al desengaño salí. / ¿ Qué modo de hablar es ése, / Leonido, en mis propios ojos?

#LEONIDO > / Tu daño y nuestros enojos, / de que es razón que nos pese. / ¿ Al rey de Frisia es razón / que se anteponga un vasallo / y que, después de llamallo, / su venida impida Otón? / ¿ Que respuesta se ha de dar / a un rey soldado y mancebo?

#ELENA > / Para mí, Leonido, es nuevo / que Otón me quiera casar. / Y si más lejos lo mira / como en Francia, juzga mal.

#LEONIDO > / Sujeto más desigual / murmuran; pero es mentira / y odio que tienen a Otón / de verle tan poderoso, / que él es hombre generoso / y envidias civiles son. / Tú eres prudente y altiva; / tu padre es muerto; esta tierra / teme ocasiones de guerra, / que en dueño vasallo estriba. / Admite al rey, y harás cosa / digna de tu nombre claro; / que debajo de su amparo / quedas segura y dichosa. / Vuelve los ojos a ver / cuántos daños al honor / nacieron de un loco amor / y un gobierno de mujer. / Yo he dicho más que pensaba; / a mi lealtad lo perdona. / La condición, la persona / del rey todo el mundo alaba. / El está cerca; yo voy, / señora, a besar su mano. (Vase.)

#ALBERTO > / Ya parece intento vano, / si en el mismo engaño estoy, / despedir, duquesa, un rey. / Tus grandes, con justo acuerdo / de un voto prudente y cuerdo, / siguiendo la antigua ley, / guardada por la memoria / de tiempo inmortal en Cleves, / a quien dar crédito debes / para conservar la gloria / de tus heroicos pasados, / un rey te dan por marido. / Si algún vasallo atrevido / quiere alterar tus estados / con desigual ambición, / no me tendrás de tu parte / mientras Amor no te aparte / de los consejos de Otón. / Al rey de Frisia te han dado / por marido; ése obedezco / por señor, y así le ofrezco / mi espada, deudos y estado. / Esto es seguir lo que es justo. / Yo voy a besar su mano. (Vase.)

#ELENA > / ¿ Qué es esto?

#OTAVIA > < Que algún villano / quiere intentar tu disgusto, / pensando en esta ocasión / descomponer tu quietud.

#ELENA > / Creo lo de la virtud / y de la lealtad de Otón; / mas cuanto mi casamiento / se va dilatando, Otavia, / tanto el vulgo necio agravia / su honor y mi pensamiento. / Muriendo el duque, me dijo / que por padre me dejaba / a Otón.

#OTAVIA > < ¡Bien seguro estaba / de la ambición de su hijo! / Pero suspende, señora, / la plática.

#ELENA > < ¿ Viene?

#OTAVIA > < Sí.

(Salen OTÓN y PINABELO.)

#OTÓN > / (Apar. a PINABELO) Otavia sola está aquí.

#PINABELO > / (Apar. a OTÓN) Bien puedes hablarla agora.

#OTÓN > / Las nuevas te vengo a dar / de que el rey viene y se acerca.

#ELENA > / ¿ Qué dicen de verle cerca?

#OTÓN > / Que tú le has hecho llamar.

#ELENA > / No te pregunto si yo / le he llamado, pues si él viene / alguna licencia tiene, / y quien pudo se la dio. / Lo que se dice pregunto / de venir el rey aquí.

#OTÓN > / Que viene a casarse.

#ELENA > < ¿ Ansí?

#OTÓN > / Y yo lo sé en este punto, / de que formo justo agravio, / pues sin Otón no es razón / que te hayas casado.

#ELENA > < Otón, / tú eres hombre viejo y sabio; / ya conoces las mujeres. / Con serlo, es opinión mía / que la más cuerda en un día / tiene diez mil pareceres. / A mí, con esta disculpa, / no tienes de qué culparme.

#OTÓN > / Debo, señora, quejarme, / si ya el quejarme no es culpa, / del agravio que me has hecho.

#ELENA > / No estoy yo casada, Otón, / sino puesta en la ocasión.

#OTÓN > / Agora me has satisfecho. / No diré yo que has negado.

#ELENA > / ¿ Qué sacas de esa razón?

#OTÓN > / Que mujer y en la ocasión, / haz cuenta que te has casado. / ¡Y cuán mejor te estuviera / casarte en tu tierra!

#ELENA > < ¿ Aquí? / Pues ¿ quién se igualara a mí / ni a decirlo se atreviera?

#OTÓN > / ¿ Quién? Yo, que tu sangre soy.

#ELENA > / Es de muy lejos.

#OTÓN > < No es, / y más si el espejo ves / en que imitándome estoy. / ¿ No pudiera Pinabelo, / mi hijo, ser tu marido? / ¿ No es, como el rey, bien nacido / y en quien deposita el cielo / las virtudes que se ven? / ¿ No era mejor que un extraño / que, por interés y engaño, / te escribe y te quiere bien? / ¿ No era mejor que tuvieras / un esclavo, y no marido?

#ELENA > / Calla, Otón, que vas perdido; / ni pienso que hablas de veras. / El dueño que he de tener / no ha de ser menos que yo, / que nunca se sujetó / a su inferior la mujer. / No quiero esclavo rendido, / como a tu hijo has pintado, / sino a quien pueda mi estado / llamar señor; yo, marido. / Si bien se ha de gobernar, / la mujer ha de tener, / no quien sepa obedecer, / sino quien sepa mandar. / Si con dueños de valor / somos terribles, quien tiene / dueño que a mandarle viene / ¿ cómo guardará su honor? / La cabeza es el marido; / subir a lugar tan alto / los pies era dar un salto / muy loco y desvanecido. / Mi cabeza más grandeza / requiere, y pies no me des, / porque nunca de los pies / se hizo buena cabeza. (Vase.)

#OTÓN > / ¿ Qué te parece?

#PINABELO > < Que ha sido / justo que así te haya hablado, / que este desprecio ha causado / la sombra de su marido. / En virtud de que ya viene / porque tú te descuidaste, / a la humildad que mostraste / este atrevimiento tiene. / ¿ Acuerdas cuando casada / con el rey de Frisia está / y que por la posta ya / anticipa su embajada, / y te admiras que se atreva / al respeto de tus canas?

#OTÓN > / De mis esperanzas vanas / no quise intentar la prueba. / Tarde hablé ya; mejor fuera, / Pinabelo, haber callado. / Un pecho determinado / ¿ qué respetos considera? / Envidias nuestras han sido / las que han tratado en secreto / que tenga tan breve efeto / el dar a Elena marido. / Pero venga en tan mal punto / como yo se lo deseo, / que de mi venganza creo / que todo le viene junto. / O me ha de costar la vida / o no han de vivir en paz.

#PINABELO > / No hay cosa más pertinaz / que una esperanza perdida. / ¿ De qué sirve que sustentes / lo que no puede durar?

#OTÓN > / Los dos se podrán casar...

#PINABELO > / Pues ¿ qué te queda que intentes?

#OTÓN > / Eso déjamelo a mí, / que si un año se gozaren, / ni a la sucesión llegaren / que pensé tener de ti, / yo quedaré sin honor / y sin vida quedaré. (Vase.)

#PINABELO > / Y yo, entre tanto, ¿ qué haré, / lleno de envidia y de amor? / Que, aunque mi padre prometa / la venganza que procura, / ¿ qué importa a mi desventura / si la duquesa le aceta? / Que llegue la ejecución / es lo que debo sentir, / que no he menester vivir / si toma el rey posesión. / El estorbar que se casen / es lo que me causa pena; / que, una vez robada Elena, / ¡mas que mil Troyas se abrasen!

(Vase. Salen el REY de Frisia, AURELIO, ROSELO, ENRICO y otros caballeros galanes de plumas y bandas, botas y espuelas.)

#REY > / ¡Bravas postas!

#AURELIO > < No has corrido / mejores caballos.

#REY > < Creo / que he venido en mi deseo, / con tanta furia he venido. / Aquí es forzoso parar, / aunque mi deseo no, / porque adelante pasó / luego que me vio llegar.

#ROSELO > / No porque faltan caballos / paramos en esta aldea, / mas porque más dulce sea / tu presencia a tus vasallos. / Que es bien que sepan que vienes, / porque el esperar el bien / suele aumentarle también.

#REY > / Ni amor ni cuidado tienes, / ¡pesi a tal!, Roselo amigo; / ¿ qué rienda, aunque sea de honor, / cuando va corriendo Amor, / tendrá su furia?

#ROSELO > < No digo / que dilates la jornada; / pero que sepan que llegas. / No digan, señor, que ruegas.

#REY > / Amor no repara en nada. / A Elena vi, disfrazado, / con aquel luto que hacía / sombra al más hermoso día, / eclipse al sol más dorado. / Si la muerte da tal fruto / entonces tuve por cierto / que fuera bien ser el muerto / por ser causa de aquel luto. / Aunque luego me resiste / de perderla con morir / el ver que es mejor vivir / por gozar de quien le viste. / ¿ No has visto el sol, que la cara / por algún nublado asoma, / que lo negro en torno toma / claridad de su luz clara? / ¿ No has visto una imagen bella / que el ébano en la moldura / hace mayor su blancura / y que resplandece en ella? / ¿ No has visto un diamante fino / que en el oro brilla y salta / cuando de negro se esmalta / con su resplandor divino? / ¿ No has visto luna menguante / salir tarde a esclarecer / la noche o irse a poner / Venus hermosa al Levante? / ¿ No has visto perla oriental / en negro abalorio puesta / o en lazos de saya honesta / puntas de blanco cristal? / Pues tal la duquesa hermosa / con el luto parecía; / imagen, diamante, día, / sol, luna y perla preciosa.

#ENRICO > / ¿ Verla una vez, gran señor, / de seso te tiene ajeno?

#REY > / Sí, porque es la del veneno / la condición del amor. / Hay venenos dilatados / que dan un mes de sosiego, / y otros hay que matan luego / sin poder ser reparados. / Amor suele dar un mes / y un año de dilación / y, a veces, alma y razón / pone en un punto a los pies. / Yo estoy tal que no encarezco / lo que siento, porque sé / que sin morir no podré.

(Salen PEROL, CELIA, AURORA, SIRALBO, otros villanos y villanas, y MÚSICOS que traen un baile.)

#PEROL > / Digo que a hablalle me ofrezco, / aunque fuera el rey Herodes, / cuantismás que él mos avisa, / que es rey de bayeta o frisa.

#CELIA > / ¡Pardiez!, como tú le apodes / con tu donaire, Perol, / que esto bien sabes hacello, / que no es mucho que por ello / te mande poner al sol.

#PEROL > / ¿ Traéis estudiada bien / la danza?

#AURORA > < Si, por ventura, / no nos turba la luz pura / que en el rey los ojos ven. / Son los reyes y el valor / de sus partes siempre hermosas / imágenes milagrosas / que a solas causan temor.

#SIRALBO > / Bien dice Aurora, y yo digo / que quien al rey ha de hablar / primero lo ha de estudiar, / so pena de su castigo.

#PEROL > / La misma razón os ciega, / y de que se huelga hay fama / cualquier rey y cualquier dama / que se turbe el que los ruega. / Los dichos de vuestra danza / es lo que habéis de hestoriar.

#CELIA > / ¿ Mas que te manda azotar / en el revés de la panza?

#PEROL > / Mande o no mande, yo voy.

#REY > / ¿ Quién son éstos?

#AURORA > < Los villanos / de esta aldea.

#REY > < Cortesanos / son para mí desde hoy. / Basta ser de la duquesa.

#ROSELO > / Una danza te han traído.

#REY > / Alegres me han recibido.

#ROSELO > / Es agüero.

#REY > < No me pesa.

#PEROL > / Sabiendo mueso lugar / que es mueso rey su mercé, / entró en concejo, a la fe, / para alegralle al pasar. / Después de una buena bota / hubo deferentes votos, / y aun algunos alborotos, / que el vino presto alborota, / sobre qué fiesta se haría. / Que le jugasen la chueca / los mozos Sancho Babieca, / emberriñado, decía. / Una soíza de moros, / dijo el cura, y Juan Redondo / le replicó muy orondo / que le corriésemos toros. / Blas de Pocasangre dijo / que danza de espadas fuese / y que el lugar la vistiese, / porque es danzante su hijo. / Porfió Sancho de Cos / que a su mercé presentasen / el mayor puerco que hallasen, / que hay hartos, gracias a Dios. / "Baile ha de ser -dijo Bras, / aunque tien barbas tan pocas- / todo de viejas sin tocas, / que es baile de Satanás." / Pero Juan Gil replicaba, / y aun apostaba su buey, / que se espantaría el rey / si sin tocas las miraba. / Mas dijo Antón de las Viñas / que saliesen afeitadas, / que sin tocas y enrubiadas / pensaría que eran niñas. / Sobre esto hubo tanta voz / que quedó determinado / enviarle un ganso asado / en una artesa de arroz. / Mas, enojándose el cura, / una danza se estudió / de estos zagales, que yo / presento a su catadura.

&&&AROM02,02&&&

#PEROL + > / Oiga los dichos, que son / de un hombre asaz sabio y cuerdo, / y si no diere atención / lanzada de moro izquierdo / le rebane el corazón.

#REY > / Vos habéis muy bien propuesto / la fiesta de este lugar.

#PEROL > / ¿ Comenzarán a danzar?

#REY > / Sí.

#PEROL > < Pues tocad, Pero Cesto.

(Los MÚSICOS canten así, y dos villanas o tres bailan con otros tantos villanos.)

#MÚSICOS > / "Salen los albores / del sole del día; / huyen las estrellas; / la noche se iba; / esmalta las flores / blanca argentería; / lágrimas del alba / como prata fina. / Júntanse las aves / en las fuentes fridas; / canciones que cantan / el rey las oía." (Baile.) / "Si te casas, zagala del prado, / con los ojos del alma le mira, / porque a veces las buenas caras / encubren la alevosía."

(Párense, y represente así CELIA.)

#CELIA > / Oíd los que estáis presentes; / la Paz soy del casamiento. / Al rey, que viene a casarse, / parabién a darle vengo. / Goce mi paz muchos años, / como lo espero del cielo, / con próspera sucesión / que dure siglos eternos. (Bailen.)

#MÚSICOS > / "Bendiciones le daban al novio / las zagalas de su pueblo; / él será, si le alcanzan todas, / el más dichoso del suelo."

(Diga así un PASTOR.)

#PASTOR > / Advierte, Paz, que yo soy / la Envidia del casamiento, / porque de mi posesión / y mi desdicha la tengo. / Lo que gano me fatiga, / desháceme lo que pierdo, / porque es mi definición / pesarme del bien ajeno.

#SIRALBO > / Contigo voy, que yo soy / del casamiento los Celos.

#CELIA > / Pues ¿ tú vienes a estas bodas?

#SIRALBO > / Sí, Paz, a estorbarte vengo.

#AURORA > / Pues quedo, que también soy / la Discordia, y hacer pienso / más daño que todos juntos.

#CELIA > / Salido habéis del infierno, / rompido habéis las prisiones, / Envidia, Discordia y Celos; / pero entre tales casados / sacaréis poco provecho.

#PASTOR > / Yo haré que pueda mi envidia / turbar la paz de su reino.

#AURORA > / Y yo haré con mi discordia / su amor aborrecimiento.

#SIRALBO > / Y mis celos ¿ dormirán? / No sabe el mundo mi fuego, / si no soy de los casados, / de su Troya soy incendio.

#CELIA > / No alcanzaréis a esta Elena, / pues con mi paz la defiendo, / que yo, con estos listones, / pondré en prisión vuestros cuellos, / y así, atados con sus lazos, / haré que este casamiento, / aunque os pese por los ojos, / dure en su paz y sosiego.

(Con tres listones de color enlace CELIA a SIRALBO, a AURORA y al PASTOR, y baile así con ellos.)

#MÚSICOS > / "Quien sujeta con su cordura / la Discordia, la Envidia y los Celos, / gozará por largos años / su dichoso casamiento."

&&&ARED03,03&&&

#REY > / No pensé que labradores / sabían cosas morales.

#PEROL > / Hay acá muchos zagales / que tratan cosas mayores.

#REY > / ¿ Quién esta danza compuso? / Que le quiero yo premiar.

#PEROL > / Vive fuera del lugar / por no vivir con el uso. / Es hombre que, por no ver / un hablador asentado, / en el hacer licenciado / y en el decir bachiller, / vive dos leguas de aquí, / y sólo viene a comprar / mordazas para callar, / que diz que le cumple así.

#REY > / Pues ¿ no sabremos su nombre?

#PEROL > / Ya el nombre se le perdió.

#REY > / Llamadle, que quiero yo / conocer y hablar ese hombre.

#PEROL > / No querrá venir, señor, / que más quiere, por callar, / andar fuera del lugar / que dentro por hablador.

#ROSELO > / Los caballos han llegado.

#REY > / Llevadme esta fiesta allá.

#PEROL > / Zagales, el rey se va.

#CELIA > / ¿ Qué os dio?

#PEROL > < Esperanza me ha dado, / y diz que a la corte vamos, / con la danza del aldea / porque la reina la vea.

#CELIA > / Pardiez, que erremos no hagamos.

#PEROL > / Porque no han de danzar otros / y danzas menos discretas.

#CELIA > / Hay allá muchos poetas / y se reirán de nosotros.

#AURORA > / Mira que tu ingenio ofendes.

#PEROL > / Antes no quiero creer / que haya quien pueda temer / gozques, poetas y duendes.

#CELIA > / Causas me animan secretas.

#AURORA > / Yo lo tengo por muy llano.

#PEROL > / Más temo yo un cortesano / que setecientos poetas.

(Vanse. Salen OTÓN y PINABELO.)

&&&AEND04,04&&&

#OTÓN > / A mí no me parece tan seguro, / por ser fuerte remedio, Pinabelo.

#PINABELO > / Los que han de ser para tan graves males, / ¿ cómo podrán curarlos sin ser fuertes? / Duélete de la sangre que engendraste, / porque si goza el rey a la duquesa, / no tienes hijo que amanezca vivo.

#OTÓN > / Yo quiero hacer tu gusto.

#PINABELO > < Y yo procuro / remedio a nuestra vida el más seguro.

#OTÓN > / Cuéntame, pues, el modo de esta muerte.

#PINABELO > / Yo lo tengo trazado de esta suerte. / Fabricaré en la plaza de palacio / un arco insigne que en madera y lienzo / imita la pintura al bronce y mármol, / engañando la vista desde lejos. / Levántanse en cuadrados pedestales / seis columnas hermosas, de a cincuenta / pies desde el zoco de la basa a lo alto / de la cornisa, atando el arquitrabe, / triso y triglifo el orden, que se arrima / a los extremos de las dos paredes / por donde se entra en la famosa plaza. / Encima de los claros de los arcos, / en unos vanos forma de ventanas, / se ven varios retratos de los duques / que gobernaron la dichosa Cleves. / Tras el orden que digo se levanta / otro con no menor gracia y belleza / adonde se relievan seis pilastras / con sus ventanas a nivel, que tienen / los reyes felicísimos de Frisia, / todos con sus laureles y epigramas. / En medio está la singular Elena, / de quien el alma de tu hijo es Troya, / y a su lado ¡ay de mí!, como su esposo, / el rey Albano con doradas armas, / y entre los pies, por bélicos despojos, / cabezas turcas y pendones varios / de lisonjeros más que de contrarios. / Aquí Leonido tiene tres mil hombres / que, cubiertos de plumas y de galas, / han de hacer salva al rey al tiempo que entre, / los arcabuces juntos disparando, / en que el remedio de mi vida estriba, / para que muera entonces y yo viva.

#OTÓN > / Pues ¿ cómo piensas tan seguramente / quitar la vida a Albano?

#PINABELO > < Si en la salva, / entre el humo confuso de la pólvora, / vuela una bala que le apunta al pecho, / ¿ quién podrá conocer al que lo ha hecho?

#OTÓN > / Bien dices; no será la vez primera / que se hayan muerto ilustres capitanes / que la fortuna perdonó en la guerra / y en la paz de la salva halló la envidia / lugar para rendir su gloria al suelo.

#PINABELO > / En esto vengo yo determinado.

#OTÓN > / Advierte que te pongas donde seas / visto de todos.

#PINABELO > < Estas son las cajas / con que Leonido sale a recibirle.

#OTÓN > / Y ¿ de quién te has fiado?

#PINABELO > < De un criado / que entre ellos viene en forma de soldado.

&&&AQUI05,05&&&

(Cajas, banderas. FABIO, SOLDADO , SOLDADO y otros con arcabuces, LEONIDO, capitán, detrás.)

#LEONIDO > / Vayan, señores soldados, / con aqueste advertimiento / prevenidos y enseñados.

#SOLDADO1 > / A solo un recibimiento / nos hacen venir cargados.

#SOLDADO2 > / Lleve el diablo la bandera / y quien seguirla quisiera.

#SOLDADO1 > / Propia guerra de mujer.

#SOLDADO2 > / Si casarse lo ha de ser, / no poca batalla espera.

#SOLDADO1 > / Arcabuces ha querido.

#SOLDADO2 > / Téngolo por mal agüero / para el señor su marido.

#SOLDADO1 > / Si es ruido lo primero, / no le faltará rüido.

#PINABELO > / Escucha, Fabio.

#FABIO > < Aquí estoy / con el cuidado que sabes.

#LEONIDO > / Marchen con buen orden hoy, / lindos cuerpos, pasos graves.

#SOLDADO1 > / Sed llevo.

#SOLDADO2 > < Muriendo voy.

#SOLDADO1 > / Yo llevo aquí de lo fino / con un güeso de tocino.

#SOLDADO2 > / Esos portafrascos haz, / que los frascos de la paz / han de ser frascos de vino.

(Vanse LEONIDO, SOLDADO1 , SOLDADO2 y los otros soldados. Quedan allí FABIO, PINABELO y OTÓN.)

#FABIO > / Córrome de que me avises, / habiéndome el cielo hecho / con más astucias que a Ulises. / Yo haré blanco de su pecho / entre las doradas lises. / La bala echaré secreta / a este rayo, que la meta / por el alma que le mandes. / Será cometa, que grandes / nunca mueren sin cometa.

#PINABELO > / Ten cuenta, Fabio, que estés / donde ninguno te vea; / que al arcabuz plomo des; / la bala esconde, no sea / nuestra desdicha después.

#FABIO > / Al echarla, es cosa clara, / que no han de ver lo que tomo; / del arcabuz no fiara / si, cuando le echara el plomo, / la boca no le tapara / y, aunque después ha de hablar, / no será voz que se entienda.

  1   2   3   4   5


La base de datos está protegida por derechos de autor ©bazica.org 2016
enviar mensaje

    Página principal