Quiero Ser Musulmana Material de Audioconferencia



Descargar 55.39 Kb.
Fecha de conversión06.10.2017
Tamaño55.39 Kb.

Quiero Ser Musulmana


Material de Audioconferencia

Quiero Ser Musulmana www.quierosermusulmana.webs.com quierosermusulmana@yahoo.com

05/12/2011


motion.jpg

¿Qué es ‘Ashura’?


Tanto judíos como musulmanes, recuerdan el día en que Al-lah salvó a Musa (Moisés), la paz sea con él, y a su pueblo en el mar Rojo de las garras del Faraón. Este día lleva el nombre de ‘Ashura’, que significa (tanto en hebreo como en árabe) “día décimo”.
Todas las celebraciones religiosas en el Islam tienen como objetivo recordar algún acontecimiento importante que nos aporta muchas y muy beneficiosas enseñanzas, las cuales aumentan nuestra fe. El objetivo de las celebraciones en el Islam no es simplemente realizar un festejo, sino que los creyentes aprendan de los ejemplos del pasado.

Cuando el Profeta Muhammad, sallallahu ‘alayhi wa sallam, llegó a Medinah como emigrante, ordenó a sus seguidores que ayunaran del día de ‘Ashura’, y les informó que quien ayunara ese día (con fe y para agradar a Al-lah) se le perdonarían todos los pecados menores cometidos el año anterior.

La Historia de Musa (Moisés),

la paz sea con él


Musa, la paz sea con él, fue un gran Profeta de Al-lah. Nació en Egipto hace aproximadamente 3400 años. Musa, la paz sea con él, era israelita y descendiente del Profeta Ibrahim (Abraham), la paz sea con él.

Antes que Musa naciera, el Faraón de Egipto, quien era un cruel tirano e idólatra, ordenó que mataran a todos los niños israelitas, porque le habían dicho que él sería asesinado por uno de ellos. Pero Al-lah, alabado sea, salvó a Musa, la paz sea con él, protegiéndolo cuando su madre lo puso en una canasta y lo dejó ir por el río Nilo para que no fuese encontrado por los soldados del Faraón.

La esposa del Faraón encontró al bebé y, como no tenía hijos, convenció al Faraón para que lo adoptaran, y así Musa fue criado en el palacio. Pero Al-lah (Alabado Sea) Hizo que la verdadera madre de Musa fuera contratada en el palacio como nodriza; y así, su madre lo alimentó desde pequeño y le enseñó la creencia en un solo Dios.

Cuando Musa, la paz sea con él, ya era adulto, mató por accidente a un egipcio que estaba maltratando a una persona débil. Por esto, tuvo que escapar muy lejos.

Musa, la paz sea con él, se quedó a vivir en Madian; allí se casó y trabajaba como pastor de animales. Un día, Al-lah le Habló desde un arbusto en llamas y le Ordenó que volviera a Egipto a liberar a los creyentes. Musa, la paz sea con él, obedeció a Al-lah sin dudar porque era musulmán (que se somete y obedece las órdenes de Al-lah), a pesar que sabía lo peligroso que era regresar a Egipto.

Musa volvió a Egipto, y junto con su hermano, el Profeta Harun (Arón), la paz sea con él, fueron a ver al Faraón para decirle que Al-lah Quería que dejara en libertad a los creyentes. Sin embargo, el Faraón era malvado y orgulloso, así que se negó y mandó a sus magos contra Musa, la paz sea con él; pero Al-lah Hizo que Musa los venciera. Los magos, al ver el poder de Al-lah, creyeron en Él, y el Faraón los hizo matar por eso.

Como el Faraón se empeñaba en desobedecer el mandato de Al-lah y no dejaba en libertad a los israelitas, Al-lah Mandó nueve plagas (castigos) contra él y su pueblo; hasta que, finalmente, el Faraón dejó ir a los creyentes. Musa, la paz sea con él, salió de Egipto con su gente y los llevó hacia el mar Rojo. Pero el Faraón era traicionero y mentiroso, así que salió en búsqueda de Musa y sus seguidores. Junto al Faraón iban sus soldados, listos para matar a Musa y a los que iban con él. Y una vez más Al-lah, alabado sea, Salvó a Musa, la paz sea con él, y a su gente, Ordenándole que golpeara el agua del mar con su bastón y el mar se abrió en dos, dejando un camino al medio por donde pasaron los israelitas. Cuándo el Faraón y sus soldados quisieron pasar, Al-lah Cerró las aguas y todos se ahogaron. Antes de morir, el Faraón reconoció que el Dios de Musa era el Único Dios Verdadero, pero ya era muy tarde; así que Al-lah Dejó que se ahogara y le Dijo, como se menciona el en Corán, que preservaría su cuerpo como ejemplo para las generaciones venideras. Dice Al-lah (lo que se interpreta en español): {Hicimos que los Hijos de Israel cruzaran el mar. Y los persiguieron el Faraón y su ejército injustamente, empujados por el odio. Y cuando [el Faraón] sintió que se ahogaba indefectiblemente, dijo: ‘Creo en una única divinidad como lo hace el pueblo de Israel, y a Él me someto’. [Al-lah le respondió:] ‘¿recién ahora crees, luego de haber desobedecido y haberte contado entre los corruptores? Conservaremos tu cuerpo y te convertirás en un signo para que las generaciones futuras reflexionen. Por cierto que muchos de los hombres son indiferentes a Nuestros signos’.} [Corán 10:90-92]
Las enseñanzas que nos brinda la historia de Musa, la paz sea con él
a) El poder inmenso de Al-lah. La historia de Musa, la paz sea con él, nos muestra muchos ejemplos del gran poder de Al-lah y de Su control absoluto sobre Su creación; como las plagas que envió a Egipto y el asombroso milagro de la división del mar Rojo.

b) Al-lah siempre protege a Sus siervos. Cuando Musa, la paz sea con él, era sólo un bebé, Al-lah lo protegió de la maldad del Faraón evitando que fuera asesinado. Al-lah también protegió a los creyentes de las plagas que envió a Egipto y los liberó de la esclavitud, sacándolos sanos, salvos y victoriosos de ese país, a pesar de que el Faraón hizo todo lo posible por evitarlo.

c) La idolatría siempre ha sido dañina. La historia de la humanidad nos ha demostrado que la idolatría es sinónimo de tiranía y abuso. Por ejemplo, el Faraón era idólatra, y era muy cruel y abusivo con la gente, en especial con los creyentes en Al-lah, a quienes mantenía como esclavos.

d) Para alcanzar el éxito hay que esforzarse y encomendarse a Al-lah. Para alcanzar nuestros objetivos, no solamente tenemos que pedírselo a Al-lah; sino que debemos esforzarnos por alcanzarlos. Al-lah recompensa todo esfuerzo que hagamos.

e) Los Profetas de Al-lah son seres humanos normales, a los que Al-lah distinguió con Su Mensaje y a los cuales respaldó con milagros.

f) El verdadero creyente no duda en cumplir con la ley de Al-lah. A pesar de que la misión que Al-lah le encomendó a Musa, la paz sea con él, era difícil y peligrosa, él obedeció inmediatamente; como vemos en el episodio del arbusto en llamas, donde Al-lah le ordenó que regresara a Egipto y Musa no dudó, ni por un instante, en obedecerlo.

g) Todos los Profetas de Al-lah eran musulmanes. Es decir, que habían sometido sus voluntades y deseos a la Voluntad de Al-lah. Ninguno de ellos desobedecía a Al-lah, sino que cumplían Su Palabra al pie de la letra.

h) Los Profetas se constituyen en el prototipo del creyente ideal y son un ejemplo para toda la humanidad. Desde el punto de vista islámico, se considera a los Profetas como seres humanos muy virtuosos, incapaces de desobedecer a Al-lah. Por esto, los musulmanes rechazan cualquier tipo de relato donde se intente mostrar a los Profetas en situaciones degradantes o indignas, como las mencionadas en algunos libros, considerados sagrados, anteriores al Corán.

i) El creyente debe buscar la perfección y la constancia en toda tarea que realice. Vemos esto claramente cuando Musa, la paz sea con él, le pidió a Al-lah que su hermano Harun (Arón), la paz sea con él, lo acompañara para hablar con el Faraón, ya que Musa tenía dificultades al hablar. El Profeta Muhammad, sallallahu ‘alayhi wa sallam, dijo: “Las acciones del creyente que más le complacen a Al-lah, son aquellas realizadas de la mejor manera y en forma constante o continua”.

j) Satanás y sus seguidores no tienen poder real sobre los siervos sinceros de Al-lah. Así, vemos que la magia, y los magos o brujos, no tienen un poder verdadero ante el designio de Al-lah. Como observamos en el caso de Musa, la paz sea con él, quien derrotó a los magos del Faraón.

k) Los más grandes tiranos de la humanidad han sido todos esclavos de sus propias pasiones y vanidades. La historia humana está llena de ejemplos de muchos tiranos que, llevados por sus propias ambiciones de poder, hicieron cosas terribles contra sus pueblos; como es el caso del Faraón, que no le importó que su gente sufriera mucho con las plagas con tal de hacer lo que quería y no ceder en su orgullo.

l) La persona debe ser sincera consigo misma en su búsqueda de Al-lah. La sociedad en la que crecemos nos enseña muchos valores negativos, los cuales podemos llegar a creer correctos debido a que la mayoría de la gente los practica; pero la verdad siempre sale a relucir al final y el verdadero creyente en Al-lah sabe que el buen camino no se consigue siguiendo a la mayoría de la gente, sino siguiendo la evidencia racional. Como vemos en el caso de los magos que se enfrentaron a Musa, la paz sea con él, que cuando vieron que el Dios Único del que Musa hablaba era real, decidieron seguirlo y se hicieron creyentes (a pesar de que habían nacido y crecido en una sociedad idólatra), porque vieron que toda la evidencia real y racional confirmaba la veracidad de Musa. De la misma manera, la esposa del Faraón creyó en lo que decía Musa, la paz sea con él, porque vio las evidencias que él traía.



Fuente:___Extracto_del_artículo_“La_Virtud_de_Ayunar_‘Ashura’”_de_la_Fatwa_No._21775___Autor'>Fuente:___Artículos_“’Ashura’_y_la_Historia_de_Moisés_(Parte_1)”_y_“’Ashura’_y_la_Historia_de_Moisés_(Parte_2)”___Origen'>Fuente:

Artículos “’Ashura’ y la Historia de Moisés (Parte 1)” y “’Ashura’ y la Historia de Moisés (Parte 2)”

Origen:

Islamweb.net en español

Publicado en:

http://www.islamweb.net/esp/index.php?page=articles&id=155783 y

http://www.islamweb.net/esp/index.php?page=articles&id=155782

Copyright:

© 2008-2011, IslamWeb

La Virtud de Ayunar ‘Ashura’


Primero: Ayunar el día de ‘Ashura sí expía los pecados del año anterior, debido a que el Profeta (la paz y las bendiciones de Allah sean con él) dijo: ‘Al ayunar el día de ‘Arafat espero que Allah expíe los pecados del año anterior y el año en curso, y al ayunar el día de ‘Ashura espero que Allah expíe los pecados del año anterior’. Y Allah es Quien posee la gran generosidad. Narrado por Muslim, 1162. Esto se debe a la generosidad que Allah tiene con nosotros, a través de la cual al ayunar un día se expían los pecados de todo un año.


El Profeta (la paz y las bendiciones de Allah sean con él) solía asegurarse bien de haber ayunado el día de ‘Ashura debido a su importancia. Fue narrado que Ibn ‘Abbaas (Allah se complazca de él) dijo: Nunca vi al Profeta (la paz y las bendiciones de Allah sean con él) tan minucioso en asegurarse de ayunar un día y preferirlo por encima de otros días, que el día de ‘Ashura, y este mes – es decir, Ramadán. Narrado por al-Bujari, 1867.
Lo que significa “ser tan minucioso en el ayuno” es asegurarse de obtener su recompensa.
Segundo: Con respecto a la razón por la cual el Profeta (la paz y las bendiciones de Allah sean con él) ayunaba el día de ‘Ashura y exhortaba a su gente a hacerlo de igual manera, es mencionada en el hadiz narrado por al-Bujari (1865) de Ibn ‘Abbaas (Allah se complazca de él) quien dijo: El Profeta (la paz y las bendiciones de Allah sean con él) llegó a Medina y vio a los judíos ayunar el día de ‘Ashura. Dijo: ‘¿Por qué ayunan?’. Respondieron: ‘Es un buen día, es el día en que Allah salvó a los Hijos de Israel de su enemigo (Faraón) y Moisés ayunó ese día’. Entonces él dijo: ‘Nosotros estamos más cerca de Moisés que vosotros’. Por eso ayunó ese día y le dijo a su gente que ayunara.
Las palabras ‘es un buen día’ – según una versión narrada por Muslim: ‘Este es un gran día cuando Allah salvó a Moisés y sus seguidores y ahogó al Faraón y su séquito’.
Las palabras ‘y Moisés ayunó ese día’ – Muslim agregó en su narración: ‘En gratitud a Allah es que ayunamos en este día’.
Según otra versión narrada por al-Bujari: ‘Por eso ayunamos en respeto por él’.
Las palabras ‘y le dijo a su gente que ayunara’ – según otra versión narrada por al-Bujari: ‘Les dijo a sus compañeros: ‘Vosotros estáis más cerca de Moisés que ellos, por eso ayunen en este día’.
Tercero: La expiación de los pecados que se logra ayunando ‘Ashura se refiere a los pecados menores; los pecados mayores requieren un arrepentimiento especial.
An-Nawawi (que Allah tenga piedad de él) dijo: “Ayunar el día de ‘Arafat expía todos los pecados menores, en otras palabras, perdona todos los pecados, excepto los pecados mayores. Ayunar el día de ‘Arafat representa una expiación de dos años, y el día de ‘Ashura es una expiación de un año, y si al decir Amín una persona coincide con el Amín de los ángeles, sus pecados previos serán perdonados: Cada uno de los factores mencionados pueden representar expiación de los pecados. Si la persona hace algo que expíe los pecados menores, será redimido, y si no hay pecados menores ni mayores, quedará registrada como una buena acción y elevará así su estatus: Si hay uno o más pecados mayores y no hay pecados menores, esperamos entonces que la persona reduzca sus pecados mayores”. Al-Maymu’ Sharh al-Muhadhdhab, parte 6.
El Sheij al-Islam Ibn Taymiyah (que Allah tenga piedad de él) dijo: “La expiación de la purificación, la oración, y ayunar en Ramadán, ‘Arafat y ‘Ashura’ se aplica sólo a los pecados menores”. Al-Fataawa al-Kubra, parte 5.


Fuente:

Extracto del artículo “La Virtud de Ayunar ‘Ashura’” de la Fatwa No. 21775

Autor:

Islam Q&A

Publicado en:

http://www.islamqa.com/es/ref/21775

Copyright:

IslamQA© 1997-2011

Recomendación de ayunar Taasu’a junto con ‘Ashura’


‘Abd-Allaah ibn ‘Abbaas (Allah se complazca de él) dijo: Cuando el Mensajero de Allah (la paz y las bendiciones de Allah sean con él) ayunaba el día de ‘Ashura y le decía a la gente que ayunara, ellos decían: ‘Oh Mensajero de Allah, este es un día venerado por judíos y cristianos’. El Mensajero de Allah (la paz y las bendiciones de Allah sean con él) dijo: ‘El año próximo, si Allah quiere, ayunaremos el noveno día también’. Pero al llegar el año siguiente, el Mensajero de Allah (la paz y las bendiciones de Allah sean con él) ya había fallecido. Narrado por Muslim, 1916.


Al-Shaafi’i y sus discípulos, Ahmad, Ishaaq, y otros afirmaban que es de la Sunnah [recomendado] ayunar el noveno y el décimo día, porque el Profeta (la paz y las bendiciones de Allah sean con él) ayunó el décimo y tuvo la intención de ayunar el noveno.
En base a esto, hay dos maneras de ayunar ‘Ashura, siendo la más básica ayunar solamente el décimo día, pero es mejor ayunar también el noveno. Cuanto más ayune uno en el mes de Muharram, mejor.
Si uno tuviera que preguntar ¿cuál es la sabiduría detrás de ayunar el noveno día además del décimo?, la respuesta sería:
An-Nawawi (que Allah tenga piedad de él) dijo: Los eruditos de nuestro madhab (Shafi’i) y otros eruditos también, afirmaban que existen varias razones para recomendar ayunar el noveno día (Tasu’a’):
1 – La intención detrás de ese acto es diferenciarse de los judíos que limitan su ayuno al décimo día. Esto fue narrado de Ibn ‘Abbaas (Allah se complazca de él).
2 – La intención era unir el ayuno de ‘Ashura’ con otro día, ya que no está permitido ayunar solamente un viernes [pero sí se permite si uno ayuna el día anterior o el día después también].
3 – La idea es asegurarse que uno ayune el décimo día, en caso de que el avistamiento de la luna no haya sido preciso y que lo que la gente crea que es el noveno sea en realidad el décimo.
La más fuerte de estas razones es diferenciarse de la Gente del Libro. El Sheij al-Islam Ibn Taymiyah dijo: El Profeta (la paz y las bendiciones de Allah sean con él) prohibía asemejarse a la Gente del Libro en muchos hadices. Por ejemplo, dijo con respecto a ‘Ashura: ‘Si vivo el año entrante, seguramente ayunaré el noveno’. Al-Fataawa al-Kubra, parte 6.
Ibn Hayar (que Allah tenga piedad de él) dijo, comentando el hadiz ‘Si vivo el año entrante, seguramente ayunaré el noveno día’: “Su interés por ayunar el noveno día puede entenderse como que no se limitaría a eso, sino que lo agregaría al décimo, ya sea para asegurarse, o para diferenciarse de judíos y cristianos, lo que es más probable de ser correcto; esto es lo que puede entenderse de las narraciones narradas por Muslim”. Fath al-Baari, 4/245.

Fuente:

Extracto del artículo “Recomendación de ayunar Taasu’a’ junto con ‘Ashura’” de la Fatwa No. 21785

Autor:

Islam Q&A

Publicado en:

http://www.islamqa.com/es/ref/21785

Copyright:

IslamQA© 1997-2011

Lo que no es ‘Ashura’


Lo que hacen los Shi’ah el día de ‘Ashura’ es una innovación (bid’ah) y un desvío
Pregunta:
Vivo en Dubai y hay un gran número de shias aquí y siempre dicen que hacen el 9 y 10 del mes de Muhaaram es correcto y que esa es la prueba de que aman a Husain, el nieto del Profeta. Ellos alegan que es tal como dice en el Corán cuando Jacob dijo: “Y [le recordó el dolor por su hijo perdido y] se apartó de ellos, y dijo: ¡Oh, qué pena siento por José! Y perdió la vista por la tristeza, mientras contenía su sufrimiento. Dijeron [sus hijos]: ¡Por Allah! No dejarás de recordar a José hasta consumirte o perecer. Dijo [Jacob]: Ciertamente invoco a Allah con mi lamento y mi dolor, y sé de Allah lo que no sabéis”. Por favor, respondan mi inquietud lo antes posible, pues deseo saber si golpearse el pecho está bien o mal.
Respuesta:
Alabado sea Allah. 

Lo que hacen algunos Shi’ahs en 'Ashura de golpearse el pecho, abofetearse, golpearse los hombros con cadenas y cortarse la cabeza con espadas para sangrar son innovaciones que no tienen fundamento en el Islam. Estas cosas son perjuicios para la persona que fueron prohibidos por el Profeta (la paz y las bendiciones de Allah sean con él), quien no estableció que su nación realizara nada de eso ni nada similar para señalar la muerte de un líder o la pérdida de un mártir, sin importar cuál fuera su estatus. Durante la vida del Profeta (la paz y las bendiciones de Allah sean con él), ciertos Sahaabah fueron martirizados y se lloró su pérdida, como Hamzah ibn ‘Abd al-Muttalib, Zayd ibn Haarizah, Ya’far ibn Abi Taalib y ‘Abd-Allaah ibn Rawaahah, pero él no hizo ninguna de las cosas que hacen estas personas. Si fuera algo bueno, el Profeta (la paz y las bendiciones de Allah sean con él) nos lo habría enseñado. 

El Profeta Jacob (la paz sea con él) no se golpeaba el pecho ni se arañaba la cara ni derramaba sangre ni tomó el día de la pérdida de José como un festival o día de lamentación. En su lugar, recordaba a su ser querido y se sentía triste y afectado por ello. Es algo que a todos les sucede. Lo prohibido son esas acciones que se han heredado de los paganos, y que el Islam prohíbe. 

Al-Bujari (1294) y Muslim (103) narraron que ‘Abd-Allah ibn Mas’ud (que Allah esté complacido con él) dijo: El Profeta (la paz y las bendiciones de Allah sean con él) dijo: “Actúa según las enseñanzas paganas quien se golpea las mejillas, se rasga las vestiduras o grita llorando”. 

Estos actos reprochables que hacen algunos Shi’ahs en ‘Ashura’ no tienen fundamento en el Islam. El Profeta (la paz y las bendiciones de Allah sean con él) no los hacía ni tampoco los hacían ninguno de sus compañeros. Ninguno de sus compañeros los hizo cuando él murió, por más que la pérdida de Muhammad (la paz y las bendiciones de Allah sean con él) haya sido mayor que la de Husayn (que Allah esté complacido con él). 

El gran exégeta Coránico Al-Haafidh Ibn Kazir (que Allah tenga piedad de él) dijo: “Todo musulmán debe llorar el asesinato de Husayn (que Allah esté complacido con él), pues es uno de los líderes musulmanes, uno de los Sahaabah con mayor conocimiento, y el hijo de la hija del Mensajero de Allah (la paz y las bendiciones de Allah sean con él), quien fue la mejor de sus hijas. Husayn fue un creyente muy devoto y un hombre valiente y generoso. Pero no hay nada de bueno en lo que hacen los Shi’ah como señal de su tristeza y angustia, gran parte de lo cual se hace para alardear. Su padre fue mejor que él y cuando lo mataron, no tomaron su muerte como un aniversario tal como hacen con la muerte de Husayn. Su padre fue asesinado un viernes mientras salía de la mezquita después de la plegaria del Fayr, el 17 de Ramadán de 40 DH. ‘Uzmán fue mejor que ‘Ali según Ahl al-Sunnah wa’l-Yamaa’ah, y fue asesinado cuando rodearon su casa durante los días de al-Tashriq del mes de Dhul-Hiyyah del año 36 DH, cuando lo degollaron, pero aún así la gente no tomó su muerte como un aniversario de dolor. El Mensajero de Allah (la paz y las bendiciones de Allah sean con él) es el mejor de los hijos de Adán en este mundo y en el Más Allá, y Allah lo tomó tal como a los Profetas que murieron antes que él, pero nadie tomó las fechas de su muerte como aniversarios en los que pudiesen hacer lo que hacen estos Raafidis ignorantes el día en que mataron a Husayn. Lo mejor que se puede decir al recordar estas y otras calamidades similares es lo que 'Ali el hijo de Husayn narró de su abuelo el Mensajero de Allah (la paz y las bendiciones de Allah sean con él), quien dijo: "No existe musulmán que no se vea afectado por una calamidad y cuando la recuerda, así sea en un pasado difuso y distante, diga Inna Lillaahi wa inna ilayhi raayi’un (ciertamente a Allah pertenecemos y hacia Él regresaremos para que nos juzgue), Allah le dará una recompensa igual a la del día en que le aconteció la calamidad".” 

Narrado por el Imán Ahmad e Ibn Mayaah, cita tomada de al-Bidaayah wa’l-Nihaayah (8/221). 

También dijo (8/220): “Los Raafidis se han extralimitado en el estado de Bani Buwayh en el año 400 aproximadamente. Golpeaban tambores en Bagdad y otras ciudades el día de 'Ashura, y esparcían arena y paja en las calles y mercados, y colgaban lonas de las tiendas, y la gente expresaba su angustia y lloraba. Muchos de ellos no bebían agua esa noche, en solidaridad con Husayn, quien fue asesinado cuando estaba sediento. Entonces las mujeres salían descalzas, llorando y abofeteándose y golpeándose el pecho, caminando descalzas por los mercados, y otras innovaciones reprochables... Lo que pretendían al hacer estas acciones era impugnar el estado de Banu Umayyah (los Omeyas), porque él fue asesinado durante esa era. El día de ‘Ashura, los Naasibi de Siria hacían lo opuesto de lo que hacen los Raafidis y Shi’ahs. Ellos solían cocinar granos el día de ‘Ashura y realizar el ghusl y perfumarse, usar sus prendas más finas, y tomaban ese día como un ‘Eid para el cual preparaban todo tipo de comidas, y expresaban su alegría y regocijo, intentando así molestar a los Raafidis y diferenciarse de ellos.” 

Celebrar ese día es una innovación (bid’ah), como también lo es tomarlo como un aniversario de duelo. Por eso el Sheik al-Islam Ibn Taymiyah (que Allah tenga piedad de él) dijo: 

“Debido a la muerte de Husayn (que Allah tenga piedad de él), Satán hizo que las personas introduzcan dos tipos de innovaciones: La innovación de llorar y lamentar el día de ‘Ashura, golpeándose las mejillas, sollozando, recitando versos... y la innovación de regocijarse y celebrar. Algunos introdujeron el duelo y otros la celebración, por lo que consideraron al día de 'Ashura como un día para usar kohl, realizar el ghusl, pasar tiempo con la familia y preparar comidas especiales. Y toda innovación implica salirse del camino correcto. Ninguno de los cuatro imames de los musulmanes ni ningún otro erudito consideraba a estas acciones como recomendables”. Fin de cita de Minhaay al-Sunnah (4/554). 

Cabe destacar que estas reprochables acciones son fomentadas por los enemigos del Islam, para así lograr su cometido de distorsionar la imagen del Islam y de sus seguidores. Respecto a esto, Musa al-Musawai dijo lo siguiente en su libro al-Shi'ah wa'l-Tas-hih: 

“No caben dudas de que golpearse la cabeza con espadas y cortarse la cabeza en señal de duelo por la muerte de Husayn el día 10 de Muharram es algo que llegó a Irán, Irak e India durante la ocupación británica de esas tierras. Los británicos fueron quienes se aprovecharon de la ignorancia e ingenuidad de los Shi'ah y de su profundo amor por el Imám Husayn, y les enseñaron a golpearse la cabeza con espadas. Hasta no hace mucho, las embajadas británicas en Teherán y Bagdad auspiciaban los desfiles Husaynis en los que este horrible espectáculo se muestra por las calles y avenidas. El fin de la política imperialista británica al desarrollar este horrible espectáculo y explotarlo de la peor manera era dar una aceptación justificable para el pueblo británico y la prensa libre que se oponía al colonialismo británico en la India y otros países musulmanes, y mostrar a los pueblos de esos países como salvajes que necesitaban que alguien los salve de su ignorancia y barbarismo. Las imágenes de los desfiles marchando en las calles el día de ‘Ashura, en los que miles de personas se golpeaban la espalda con cadenas hasta hacerlas sangrar, y golpeándose la cabeza con dagas y espadas, aparecían en diarios británicos y europeos, y los políticos justificaban su colonización de esos países sobre la base de una obligación humanitaria de colonizar esas tierras, cuya cultura era así, y poder llevar a esos pueblos hacia el progreso y la civilización. Se decía que cuando Yasin al-Haashimi, el Primer Ministro iraquí en tiempos de la ocupación británica de Iraq, visitó Londres para negociar con los británicos un fin al Mandato, los británicos le dijeron: Estamos en Irak para ayudar al pueblo iraquí a progresar y obtener la felicidad y sacarlos del salvajismo. Esto enfureció a Yasin al-Haashimi, quien salió airado de la sala donde se realizaban las negociaciones, pero los británicos pidieron disculpas y le pidieron que mirara un documental sobre Irak, que resultó ser una grabación de los desfiles Husayni de las calles de al-Najaf, Karbala' y al-Kaazimiyyah, mostrando horribles y desagradables imágenes de personas golpeándose con dagas y cadenas. Es como si los británicos lo hubiesen querido decir: ¿Un pueblo educado con al menos un poco de civilización haría cosas así?” Fin de la cita. 



Y Allah sabe mejor.
Islam QA


Fuente:

Artículo “Lo que hacen los Shi’ah el día de ‘Ashura’ es una innovación y un desvío” de la Fatwa No. 101268

Autor:

Islam Q&A

Publicado en:

http://islamqa.com/es/ref/101268

Copyright:

IslamQA© 1997-2011


Compartir con tus amigos:


La base de datos está protegida por derechos de autor ©bazica.org 2019
enviar mensaje

    Página principal