S sccr/19/12 original: Inglés fecha



Descargar 305.22 Kb.
Página17/17
Fecha de conversión15.12.2017
Tamaño305.22 Kb.
1   ...   9   10   11   12   13   14   15   16   17

RESUMEN SOBRE los MERCADOS DESARROLLADOS Y EN DESARROLLO

271 En general, las diferencias entre los mercados en desarrollo y desarrollados, en cuanto a la infraestructura de distribución de TV, son drásticas.


272 En los mercados en desarrollo hay menor cantidad de aparatos de TV. En los mercados desarrollados casi el 100% de los hogares tiene un televisor, mientras que en los países en desarrollo de todo el mundo la media es del 85%. En mercados como el África subsahariana, estas cifras son notablemente inferiores, se sitúan entre el 10% y el 50%. En esos territorios es importante el acceso comunitario, bien sea en forma de televisores compartidos o de bares con suscripción de TV a disposición de los usuarios.
273 La disponibilidad de la TV multicanal y de pago también es menor en los países en desarrollo, por lo tanto los canales de servicios no públicos y contenidos premium están menos presentes. En los mercados en desarrollo aproximadamente la mitad de los hogares con televisor utilizan la TV multicanal, en comparación con casi el 100% de los territorios desarrollados donde la puesta en funcionamiento de la televisión digital terrestre está mucho más avanzada, pues muchos países avanzados ya han hecho la transición. En cambio, en muchos mercados en desarrollo, pese a la elevada cantidad de hogares que depende de la TV analógica terrestre gratuita, todavía no se ha iniciado la puesta en marcha de la TDT. En 2012 en la mayoría de los países desarrollados habrá terminado la transición a los servicios digitales terrestres y muchos países en desarrollo seguirán probablemente luchando para cumplir el plazo de 2015 fijado por la UIT.
274 Aunque la diferencia en el uso de la TV de pago no es tan drástica, ya que en gran parte la brecha multicanal se debe a que no se han puesto en funcionamiento los servicios digitales terrestres en los países en desarrollo, en los países desarrollados la penetración de la TV de pago es, en promedio, un 50% mayor que en los mercados en desarrollo; el contraste es más manifiesto entre los territorios de los Estados Unidos y el Canadá en América del Norte (91% de penetración) y América del Sur y Central (27% de penetración) y África y el Oriente Medio (8%). La diferencia se puede atribuir al alto costo del acceso en relación con la renta personal y, aunque en varios mercados de Asia el costo de acceso a los servicios sea bajo, el bajo nivel de cableado en Oriente Medio y África y en América del Sur ha tenido como resultado que los usuarios utilicen escasamente la TV de pago. Todavía no se ha aprovechado la oportunidad que constituyen en esos países los servicios de TV de pago por satélite.


20%

30%

50%


TCAC 2000-2008

Rusia

China

Viet Nam

OMAh

ECE

Brasil

275 E


-10%

0%

10%

-20%

-15%

-10%

-5%

0%

5%

10%

15%

20%

TCAC 2009-2010

India

México

pón

Europa

Occidental

EE.UU.


Egipto
n las regiones desarrolladas hay mucha mayor disponibilidad de servicios de televisión avanzada, como el vídeo a la carta, que en los mercados en desarrollo. Casi una cuarta parte de los hogares de los países desarrollados están dotados de sistema de verdadero vídeo a la carta, en tanto que la disponibilidad en las regiones en desarrollo es de apenas el 3% de los hogares.


276 En resumen, si bien hay diferencias notables incluso dentro de los grupos de países, por ejemplo, la aceptación de la TV de pago es inferior en Europa Occidental que en América del Norte, en los mercados desarrollados por lo general la oferta de servicios es mayor que en las regiones en desarrollo. La penetración de la TV por cable suele ser más alta, la de la TV digital es considerablemente más avanzada y el acceso a los nuevos servicios, como el vídeo a la carta, es más asequible en general. En los mercados en desarrollo están más presentes y disponibles los servicios que dependen menos de una infraestructura fija. La TV por satélite y la banda ancha de telefonía móvil son dos terrenos en los que se observa un rápido crecimiento en muchos mercados en desarrollo.



GLOSARIO

ARPU: ARPU son las siglas en inglés de Average Revenue per Unit (ingresos medios por usuario) y es el equivalente a la media de ingresos generada por cada abonado en un período determinado (habitualmente por mes o por año).


Plan básico/paquete básico: la oferta más básica de canales de televisión de pago disponibles por los que el cliente tiene que abonar una tasa mensual.
Internet de banda ancha: oferta de Internet de alta velocidad, que por lo general se considera que tiene una velocidad superior a los 150 kilobits por segundo. El término Internet por cable se refiere generalmente a la conexión a Internet de banda ancha que se ofrece por cable (a diferencia del DSL o de la fibra).
Telefonía por cable: servicio telefónico ofertado por una empresa de televisión por cable. Asimismo, cabe utilizar el término de manera más específica para designar el servicio telefónico que ofrece una empresa de televisión por cable haciendo uso del cable telefónico de cobre trenzado que se conecta por separado; es el equivalente directo del servicio telefónico normal que presta una empresa de telecomunicaciones.
Fuga de clientes: la fuga de clientes es una expresión que designa el número de clientes que abandona una red (anulando su suscripción) en un período dado calculado en forma de porcentaje de la media de clientes de la red durante ese período.
CPE: son las siglas de Consumer Premises Equipment (equipo en las instalaciones del cliente) y hacen referencia al equipo ubicado en el hogar del cliente que es utilizado para acceder a un servicio. Los equipos CPE son corrientemente un descodificador, un módem o una videograbadora personal.
CPM/CPT: costo por millar o costo por mil impresiones. Se utiliza en publicidad para indicar el precio necesario para mostrar un anuncio mil veces.
TV digital: servicio de televisión suministrado en forma digital para lo cual es necesario disponer de un descodificador digital o un receptor de televisión con un sintonizador digital integrado.
DSL: se trata de las líneas digitales de abonado, que hacen referencia a una serie de tecnologías utilizadas para la transmisión digital de datos por una red telefónica local. Actualmente se usan varias generaciones de tecnologías, incluidas las corrientes (por orden de velocidad de transferencia de datos) ADSL, ADSL2+ y VDSL.
TDT: la televisión digital terrestre (TDT) es una plataforma de transmisión de imagen y sonido de televisión que utiliza la transmisión por el aire en formato digital. La televisión digital terrestre se ha puesto en marcha en el Reino Unido, Francia, Italia, España, Países Bajos, Finlandia, Suecia y Alemania. La TDT se ofrece de manera gratuita o mediante pago.
Double-play: con esa expresión se describe el caso de una empresa que ofrece dos servicios (telefonía e Internet) en un único paquete, o el de un cliente que contrata dos servicios de su proveedor de servicios de TV o de banda ancha.
Plan Premium/Paquete Premium: canales o paquetes de canales de televisión de pago que en el pasado se hubieran agrupado en el nivel básico, pero que ahora se ofrecen por separado, añadidos al paquete básico. Los paquetes Premium son a menudo pequeños paquetes de canales, por lo que cuando se ofrece un paquete básico pequeño y uno grande, este último no se considera un paquete Premium, sino que ambos se consideran básicos.
Televisión abierta: programación de televisión para la que no es necesario abonar una tasa mensual (aunque quizá sea necesario abonar una tasa única inicial). La programación se financia normalmente por medio de la publicidad o mediante subsidios públicos.
Controlador de acceso: en relación con el contenido, hace referencia a la empresa u organización que posee derechos exclusivos sobre contenidos esenciales como las principales películas de Hollywood o acontecimientos deportivos de primer orden. También puede hacer referencia a un operador de televisión de pago que posee derechos exclusivos dentro un país o mercado determinado.
HDTV: siglas en inglés de la televisión de alta definición (High-Definition Television), que hacen referencia a la señal emitida con una resolución mayor que la de la televisión de definición estándar. La mayor resolución se debe al número de líneas activas de resolución en pantalla, que corrientemente es de 720 ó 1080 en formatos de alta definición, en los que el método de transmisión es mediante cuadros progresivos o campos entrelazados.
Hogares conectados: se trata del número de hogares conectados a la infraestructura física controlada por determinada empresa de televisión por cable. Esa cifra representa el número de clientes potenciales de un servicio de cable o el número de hogares que pueden recibir servicios de cable, si así lo desean.
IPTV: siglas en inglés de Internet Protocol Television (televisión por protocolo de Internet), que consiste en la transmisión de contenidos televisivos mediante una conexión de banda ancha utilizando un protocolo de Internet en un entorno cerrado. Los operadores de telecomunicaciones han utilizado ampliamente la televisión por protocolo de Internet para ofrecer servicios de televisión en sus redes de ADSL. Asimismo, las empresas de televisión por cable han utilizado la televisión por protocolo de Internet dentro de su infraestructura de red y como medio de ampliar el alcance de sus servicios más allá de su esfera habitual de operaciones en las redes desagregadas de DSL de terceros.
TV Lineal: la programación del contenido de la TV lineal está predefinida y el público tiene que atenerse a ella, a diferencia de la TV a la carta (véase infra), cuyos horarios de visualización son más flexibles.
TV multicanal: TV en la que se pone a disposición un número mayor de canales que en la TV analógica terrestre de difusión abierta; incluye servicios satelitales gratuitos y pagos, servicios terrestres, por cable y de IPTV.
TV a la carta: en la televisión a la carta el contenido televisivo se pone a disposición a petición de los interesados. Por lo general, el contenido se escoge en un menú de material disponible y se visualiza una o más veces en un lapso determinado. Existen distintas expresiones y siglas relacionadas con esta forma de televisión, según se indica a continuación:
– PPV: son las siglas en inglés de pago por visión y se refiere al modelo comercial utilizado para la televisión a la carta, en el que se cobra por cada elemento de contenido que se visualiza;

– nVoD: son las siglas en inglés de vídeo casi a la carta y se refiere a los sistemas de televisión a la carta en los que los mismos elementos de contenido se exhiben en varios canales, con horas de inicio escalonadas. La diferencia entre los horarios de visualización es un factor del número de canales dedicados al servicio y el volumen de contenido que se ofrece; por lo general, es de 15 minutos o media hora. Utilizan los sistemas nVoD los operadores de televisión satelital de pago como BSkyB, que no cuentan con un canal de retorno de banda ancha que permita ofrecer un verdadero servicio de vídeo a la carta, y las empresas de televisión por cable que aún no han actualizado totalmente sus redes;



– VoD: son las siglas en inglés de vídeo a la carta que, para mayor claridad, también se denomina “vídeo a la carta verdadero”; se refiere a un sistema de televisión a la carta en el que el contenido se almacena en un servidor y se transmite por caudales al público en tiempo real. En los sistemas de vídeo a la carta, el cliente puede empezar a ver el contenido en cualquier momento; además puede pausar y rebobinar.
Penetración: se refiere a la proporción de hogares que contratan un servicio determinado. El término suele utilizarse para referirse al porcentaje de hogares que cuentan con un servicio de TV, aunque también puede utilizarse para referirse a la proporción de hogares que disponen de conexión de banda ancha.
Televisión Premium: se refiere a canales de categoría superior, individuales o que forman parte de un paquete, que contienen contenidos especialmente valorados y a los que se accede por suscripción mediante el pago de una tasa elevada. Por lo general, el contenido de esos canales consiste en películas de estreno reciente o encuentros de alto nivel de los deportes más populares.
PVR: son las siglas en inglés de videograbadora personal (en los EE.UU. suele utilizarse la sigla DVR, es decir, videograbadora digital); es un tipo de descodificador que contiene un disco duro que permite grabar y almacenar contenido. Las funciones de la videograbadora personal son similares, para el usuario final, a las del vídeo a la carta; además, puede combinarse con un servicio de vídeo a la carta verdadero para dar acceso local al contenido vendido mediante el sistema PPV. Si bien la usan con frecuencia los operadores de servicios satelitales que no pueden ofrecer vídeo a la carta, también la utilizan los operadores que prestan servicios de vídeo a la carta verdadero, porque presenta mejores funciones de visualización (por ejemplo, la posibilidad de pausar y rebobinar la TV “en vivo”).
RGU: son las siglas en inglés de unidad de generación de ingresos, lo que equivale a un contrato individual de servicio. Un único contrato de suscripción en un hogar puede representar hasta tres RGU si en ese hogar se ha contratado un paquete de servicio triple play. El servicio triple play se refiere a televisión, telefonía e Internet.
Descodificador: es un receptor y descodificador analógico o digital que convierte la señal recibida en una señal adecuada para un televisor estándar. El descodificador también ejecuta algunas funciones de acceso condicionado, así como el programa informático que da acceso a los servicios de la televisión interactiva. Los descodificadores se utilizan con frecuencia en televisión digital terrestre, por cable, satelital y por protocolo de Internet, y en menor medida para servicios analógicos.
Abonado: un abonado es un cliente de servicios por cable; cabe marcar una distinción importante, es decir que un abonado constituye una unidad individual y difiere, por lo tanto, de una suscripción o RGU.
Suscripciones/RGU: una suscripción representa un contrato individual de servicio; es decir que un único abonado puede representar varias suscripciones (por ejemplo una para un servicio de TV, otra para un servicio de teléfono y otra para un servicio de Internet). Equivale a la expresión, utilizada con frecuencia en el sector de los servicios por cable, de unidad generadora de ingresos (RGU). Una RGU representa un contrato de servicios.
Triple play: con esa expresión se describe el caso de un operador de cable que ofrece tres servicios (televisión, Internet y telefonía), o de un cliente que contrata tres servicios de su proveedor de servicios de cable.
TV por banda ancha: se refiere al contenido televisivo puesto a disposición del cliente mediante una conexión de banda ancha. Puede ser puesto a disposición en la red abierta de Internet o en la red específica de un proveedor de servicios de Internet. Si el contenido se distribuye a los descodificadores desde la red específica de un proveedor de servicios de Internet, y se garantiza la calidad de la imagen, el servicio se denomina IPTV.

[Sigue el Apéndice]




APÉNDICE



Gráfico 9. Penetración de la TV en los hogares en 2009



Gráfico 10. Penetración de la TV de pago en los hogares, 2009




Gráfico 10.1.1. Penetración de la TV multicanal en los hogares, 2009



Gráfico 10.1.2. Penetración de la TV digital en los hogares 2009





Gráfico 11. Penetración de los servicios de vídeo a la carta en los hogares, 2009



[Fin del Apéndice y del documento



* Las opiniones y puntos de vista expresados en el presente estudio son responsabilidad del autor. El estudio no refleja el punto de vista de los Estados miembros de la OMPI ni de su Secretaría.

1   ...   9   10   11   12   13   14   15   16   17


La base de datos está protegida por derechos de autor ©bazica.org 2016
enviar mensaje

    Página principal