Textos y Expresiones Latinas



Descargar 0.54 Mb.
Página1/6
Fecha de conversión09.02.2017
Tamaño0.54 Mb.
  1   2   3   4   5   6




índice


índice 2

Caius Iulius Hyginus 3

El autor 3

Fabulae 3

De Astronomia 11

NOMBRES PROPIOS 15

Caius Iulius Caesar 22

El político. 22

El historiador 22

LA GUERRA DE LAS GALIAS. 23

LIBRO I: BELLUM HELVETICUM. 24

NOMBRES PROPIOS 40

LÉXICO 47

Marcus Tullius Cicero 52

VERRINAS 52

EN DEFENSA DE CELIO 57

SOBRE LA AMISTAD. 61

SOBRE LA VEJEZ 64

LATINISMOS 67

Introducción 67

LISTA DE LATINISMOS EN ORDEN ALFABÉTICO 68



Caius Iulius Hyginus


La introducción al autor, así como a cada una de las obras, es un extracto del artículo “Caius Iulius Hyginius, mitógrafo”, escrito por la Prof. Guadalupe Morcillo Expósito y publicado en Anuario de Estudios Filológicos, vol. XXVI, 267-277.

El autor


Existieron varios autores que respondían al nombre de Caius Iulius Hyginus, aunque son escasos los datos que al respecto podemos encontrar. Se trataría en este caso del Caius Iulius Hyginus (64 a. C.- 17 d. C.), de origen hispano al que Julio César llevó a Roma como esclavo hacia el año 45 a. C. Posteriormente fue liberto de Augusto y ejerció su labor como director de la Biblioteca Palatina. Además de las Fábulas y el De Astronomia, fue autor de otras obras y tratados hoy perdidos.

Fabulae


Los dos manuales mitográficos existentes más importantes son la Biblioteca de Apolodoro y las Fábulas de Higino. Tanto o más importante que la Biblioteca de Apolodoro son las Fábulas de Higino. Ofrece mucha más información que la Biblioteca, procedente, en algunos de los casos, de tragedias griegas hoy perdidas. Como tendremos la oportunidad de ver más adelante, las Fábulas, además de un abundante número de fábulas, propiamente dichas, ofrece cuantiosos catálogos de reyes, genealogías, hombres y mujeres ilustres, asesinos, fratricidas, incestos, personajes píos e impíos, etcétera.

El título original parece que era Genealagiae, según indica el propio Higino en el libro II del De Astronomía.

En su origen, el libro de las Fábulas o Genealogías pudo estar dividido en tres partes: una primera, que estaría formada sólo y exclusivamente por el prólogo; una segunda parte que comprendería las fábulas como tal; y una tercera parte que estaría integrada por los que se han denominado «catálogos».

Las fábulas, propiamente dichas, recogen un amplio repertorio de mitos griegos con continuas referencias a personajes y temas romanos. De ellas se pueden tomar una gran cantidad de datos que facilitan e incrementan el conocimiento de dichos personajes y temas. El objetivo perseguido por el autor era dar una explicación del mundo griego para un público latino. En definitiva, el texto de las fábulas cumple una función meramente pedagógica, para un lector joven y poco familiarizado con la lengua griega.

Son en total 277 fábulas, aunque hay que precisar que el texto aparece incompleto. Faltarían unas 34 de las 277 contabilizadas. En estas fábulas los relatos aparecen agrupados según las grandes estirpes que gobernaron las principales ciudades griegas antiguas. Sin duda la presencia del ciclo Troyano, Tebano, de Teseo y el Minotauro, de los Argonautas, de Hércules, etc., es notoria, y dentro de cada uno de los ciclos, por lo general, el orden es cronológico.

1. Prometeo ayuda a los hombres a conservar el fuego. Júpiter por lo mismo lo castiga duramente. (Fab. CXLIV)

(1) Homines antea ab immortalibus ignem petebant neque in perpetuum servare sciebant; postea Prometheus in ferula detulit1 in terras, hominibusque monstravit quomodo cinere obrutum servarent2. (2) Ob hanc rem Mercurius Iovis iussu deligavit eum in monte Caucaso ad saxum clavis ferreis et aquilam apposuit, quae cor eius exesset3; quantum die ederat4, tantum nocte crescebat. Hanc aquilam post XXX annos Hercules interfecit eumque liberavit.



CERES

2. La joven hija de Ceres, Proserpina, con el consentimiento de su padre Júpiter, es raptada por Plutón, a fin de pedirla en matrimonio. (Fab. CXLVI)

(1) Pluton petit5 ab Iove6 Proserpinam filiam eius et Cereris in coniugium daret. Iuppiter negavit Cererem passuram (esse)7, ut filia sua in Tartaro tenebricoso sit, sed iubet eum rapere eam flores legentem in monte Aetna, qui est in Sicilia. (2) In quo8 Proserpina dum flores cum Venere et Diana et Minerva legit, Pluton quadrigis venit et eam rapuit; postea Ceres ab Iove impetravit, ut dimidia parte anni apud se, dimidia apud Plutonem esset.



3. Ceres, en su vagar buscando a su hija, llegó a Eleusis. Allí se convierte en nodriza del pequeño Triptólemo. La diosa utiliza sus artes para hacerlo inmortal. (Fab. CXLVII)

(1) Cum Ceres Proserpinam filiam suam quaereret, devenit ad Eleusinum regem, cuius uxor Cothonea puerum Triptolemum pepererat, seque nutricem lactantem (esse)9 simulavit. Hanc regina libens nutricem filio suo recepit. (2) Ceres cum vellet alumnum suum immortalem reddere, interdiu lacte divino alebat, noctu clam in igne obruebat. (3) Itaque, praeterquam10 solebant mortales, crescebat.




4. Ceres descubierta por el padre, se venga de él pero concede un don a Triptólemo: un carro tirado por serpientes con el que recorrer el mundo sembrando granos de trigo por doquier. (Fab. CXLVII)

Et sic fieri cum mirarentur parentes, eam observaverunt. Cum Ceres eum vellet in ignem mittere, pater expavit. (4) Illa irata Eleusinum regem exanimavit, at Triptolemo alumno suo aeternum beneficium tribuit. Nam fruges propagatum11 currum draconibus iunctum tradidit, quibus vehens orbem terrarum frugibus obsevit.




5. Fedra, enamorada del joven Hipólito, al no ser correspondida, trama su ruina. (Fab. XLVII)

(1) Phaedra, Minois filia, Thesei uxor, Hippolytum privignum suum adamavit; quem cum non potuisset ad suam perducere voluntatem, tabellas scriptas ad suum virum misit 12 se ab Hippolyto compressam esse, seque ipsa suspendio necavit. (2) Et Theseus, re audita, filium suum moenibus excedere iussit et optavit a Neptuno patre filio suo exitium. Itaque cum Hippolytus equis iunctis veheretur, repente e mari taurus apparuit, cuius mugitu equi expavefacti Hippolytum distraxerunt vitaque privarunt.



MIDAS

6. Midas tomado como juez en una disputa musical entre Apolo y Marsias, no eligió a Apolo como el mejor. El dios, en consecuencia, lo castigó. (Fab. CXCI)

(1) Midas, rex Mygdonius, filius Matris deae, a Timolo arbiter sumptus (est)13 eo tempore, quo Apollo cum Marsya vel Pane fistula certavit. Cum Timolus victoriam Apollini daret, Midas dixit Marsyae potius dandam (esse)1. (2) Tunc Apollo indignatus Midae dixit: "Quale cor in iudicando habuisti, tales et14 auriculas habebis." Quibus15 auditis, effecit, ut asininas haberet aures.




7. Sileno, del cortejo del padre Líber, Dioniso, agradecido por la hospitalidad del rey Midas le promete concederle el deseo que más quiera. (Fab. CXCI)

(3) Eo tempore Liber pater cum exercitum in Indiam duceret, Silenus aberravit, quem Midas hospitio liberaliter accepit atque ducem dedit, qui eum in comitatum Liberi deduceret. (4) At Midae Liber pater ob beneficium deoptandi dedit potestatem, ut, quicquid vellet, peteret a se. A quo16 Midas petiit, ut, quicquid tetigisset, aurum fieret.




8. Midas consiguió su deseo, pero también graves problemas en su vida diaria. Finalmente pidió ayuda a Dioniso. (Fab. CXCI)

Quod17 cum impetravisset et in regiam venisset, quicquid tetigerat, aurum fiebat. (5) Cum iam fame cruciaretur, petiit a Libero, ut sibi speciosum donum eriperet; quem1 Liber iussit in flumine Pactolo se abluere, cuius corpus, aquam cum tetigisset, (factum est) 18 colore aureo; quod1 flumen nunc Chrysorrhoas appellatur in Lydia.




9. La dríade Dafne es perseguida por Apolo que requiere sus encantos. Ésta se resiste. (Fab. CCIII)

Apollo (Daphnen)19, Penei fluminis filiam, virginem cum persequeretur, illa a Terra praesidium petiit20, quae eam recepit in se et in arborem laurum commutavit. Apollo inde ramum fregit et in caput imposuit.



IO

10. Io, amada por Júpiter, toma la forma de vaca para evitar la ira de la esposa de éste, Juno. (Fab. CXLV)

Ex Inacho et Argia Io (nata est)21. (3) Hanc Iuppiter dilectam compressit et in vaccae figuram convertit, ne Iuno eam cognosceret. Id Iuno cum rescivit, Argum, cui undique oculi refulgebant, custodem ei misit; hunc Mercurius Iovis iussu interfecit.




11. Sin embargo, Io no se ve libre de las represalias de Juno y Júpiter compadecido de la joven la convierte en diosa. (Fab. CXLV)

(4) At Iuno formidinem ei misit, cuius timore exagitatam coegit eam, ut se in mare praecipitaret, quod mare22 Ionium est appellatum. Inde in Scythiam tranavit, unde Bosphorum fines sunt dictae. Inde in Aegyptum, ubi parit Epaphum. (5) Iuppiter cum sciret suapte23 propter opera tot eam aerumnas tulisse, formam suam ei propriam restituit deamque Aegyptiorum eam fecit, quae Isis nuncupatur.



LATONA

12. La joven Latona queda grávida de Júpiter. La serpiente Pitón va tras ella por encargo de la celosa Juno: ésta no quiere que cuando Latona tenga a sus hijos el sol la ilumine. (Fab. CXL)

(1) Python, Terrae filius, draco ingens (fuit)24.[...] (2) Eo tempore Iuppiter cum Latona, Poli filia, concubuit; hoc cum Iuno resciit25, facit, ut Latona ibi26 pareret, quo sol non accederet. Python ubi sensit Latonam ex Iove gravidam esse, persequi coepit, ut eam interficeret.




13. Con la ayuda de Neptuno y sin truncar éste el deseo de Juno, Latona da a luz a Apolo y Diana. (Fab. CXL)

(3) At Latonam Iovis iussu ventus Aquilo sublatam ad Neptunum pertulit; ille eam tutatus est, sed ne rescinderet Iunonis factum, in insulam eam Ortygiam detulit, quam insulam fluctibus cooperuit. Cum Python eam non invenisset, Parnasum rediit. (4) At Neptunus insulam Ortygiam in superiorem partem rettulit, quae postea insula Delus est appellata. Ibi Latona oleam tenens parit Apollinem et Dianam, quibus Vulcanus sagittas dedit donum.




LAOCOONTE

14. Laocoonte, desconfiando del caballo de madera introducido en Troya por los Griegos, a petición de los Troyanos realiza un sacrificio a Neptuno, pero dos serpientes monstruosas surgen del mar asfixiando a sus hijos y a él mismo que corrió en su ayuda. (Fab. CXXXV)

Laocoon, Capyos27 filius, Anchisae frater, Apollinis sacerdos, contra voluntatem Apollinis cum uxorem duxisset atque liberos procreasset28, sorte ductus (est)29 ut sacrum faceret Neptuno ad litus. Apollo, occasione data, a Tenedo per fluctus maris dracones misit duos qui filios eius Antiphantem et Thymbraeum necarent.




ORESTES

15. El joven Orestes trama la venganza de la muerte de su padre con la ayuda de su amigo Pílade. (Fab. CXIX)

(1) Orestes, Agamemnonis et Clytaemnestrae filius, postquam in puberem aetatem venit, studebat patris sui mortem exsequi; itaque consilium capit cum Pylade et Mycenas venit ad matrem Clytaemnestram.



16. Pílade finge la muerte de Orestes para entrar en palacio. Egisto lo acoge. (Fab. CXIX)

Dicitque30 se Aeolium hospitem esse nuntiatque Orestem esse mortuum, quem Aegisthus populo necandum demandaverat. (2) Nec multo post31 Pylades, Strophii filius, ad Clytaemnestram venit urnamque secum affert dicitque ossa Orestis condita esse; quos32 Aegisthus laetus hospitio recepit.




17. Muerte de Clitemnestra y Egisto. Final de Orestes. (Fab. CXIX)

(3) Occasione capta, Orestes cum Pylade, noctu Clytaemnestram matrem et Aegisthum interficiunt. Quem33 Tyndareus cum accusaret, Oresti a Mycenensibus fuga data est propter patrem; quem1 postea furiae matris exagitarunt34.



NAVPLIVS

18. Una desgracia repentina le sobreviene a los Dánaos al volver vencedores de Troya. Una tempestad provoca un naufragio en su flota. (Fab. CXVI)

(1) Ilio capto et divisa praeda, Danai cum domum redirent, ira deorum, quod fana spoliaverant et quod Cassandram Aiax Locrus a signo Palladio abripuerat, tempestate et flatibus adversis ad saxa Capharea naufragium fecerunt35. (2) In qua36 tempestate Aiax Locrus fulmine est a Minerva ictus, quem fluctus ad saxa illiserunt, unde Aiacis petrae sunt dictae.



19. Nauplio aprovecha la ocasión y prepara una trampa a los Dánaos. (Fab. CXVI)

Ceteri noctu cum fidem deorum implorarent, Nauplius audivit sensitque tempus venisse ad persequendas filii sui Palamedis iniurias. (3) Itaque tamquam auxilium eis afferret, facem ardentem eo loco extulit, quo saxa acuta et locus periculosissimus erat; illi credentes humanitatis causa id factum (esse)37, naves eo duxerunt.



20. Nauplio venga la muerte de su hijo. (Fab. CXVI)

Quo38 facto plurimae earum confractae sunt militesque plurimi cum ducibus tempestate occisi sunt membraque eorum cum visceribus ad saxa illisa sunt; si qui autem potuerunt ad terram natare, a Nauplio interficiebantur. (4) At Ulixem ventus detulit ad Maronem, Menelaum in Aegyptum, Agamemnon cum Cassandra in patriam pervenit.





De Astronomia


Son numerosos los títulos que sobre este tratado podemos encontrar: aunque el que ha prevalecido ha sido De astronomía. La obra, de carácter pedagógico, se presenta como un manual para iniciados en el mundo de la astronomía. Los romanos aprendieron de los griegos a encauzar el estudio de la astronomía. Por este motivo, no es de extrañar que el De astronomía de Higino se mirara, entre otras obras en el espejo de los Fenómenos de Arato. Pero más que en el poema de Arato, la obra de Higino se inspira en los Catasterismos de Eratóstenes de Cirene (s. III a.C), obra que consta de 44 capítulos que narran, principalmente, las transformaciones de personajes míticos en constelaciones.

El libro primero del De astronomía comienza con un resumen de la cosmografía, en cuestión, ofreciendo definiciones sobre la tierra y sus zonas: el mundo, el centro, el eje, los círculos, el polo, el círculo polar, el zodiacal y la tierra. Ocho en total.

En el segundo, por su parte, el más largo de todos, Higino hace una recopilación de catasterismos que contienen nociones de cosmografía y fábulas astronómicas: se cuentan historias que han llevado a un ser mitológico a convertirse en constelación. Son 42, en total, repartidas en cinco zonas separadas por los círculos celestes y, dentro de cada uno, se suceden de modo progresivo, haciendo, de este modo, que la esfera gire a derecha e izquierda. Resulta interesante apuntar que la mayor parte de los mitos tratados en este libro tiene su correspondiente en las Fábulas.

En el tercero se describe la posición en la bóveda celeste de estas constelaciones y el número de estrellas que forman cada una de ellas. El catálogo de estrellas que aquí se recogen es, sin duda, uno de los más amplios hasta ahora ofrecidos.

Finalmente, en el libro cuarto vuelve a tratar de los círculos celestes, propuestos en el libro primero, del movimiento de la esfera y del recorrido de la luna y del sol, entre otros temas.

Sin duda alguna, el valor científico y la función didáctico-moralizante del tratado de astronomía atribuido a Higino son innegables, a pesar de las omisiones y las divergencias existentes entre los distintos libros. La obra de Higino reúne todos los conocimientos que un hombre cultivado debía tener sobre los astros. Durante numerosos siglos ha ejercido una enorme influencia en posteriores tratados astronómicos, hasta tal punto que los astrónomos modernos han dado nombre a unas imágenes lunares: la ranura de Higino, al sur del mar de los Vapores, y el circo de Higino.



1.- PRÓLOGO: El autor expone los motivos para ir describiendo una por una las constelaciones, comenzando por la Osa Mayor. (Astr. II, Praef. y 1.1)

Sed quoniam […] sphaeram totam definivimus, nunc quae in ea signa39 sint singillatim nominabimus. […] Horum omnium non inutile videtur historias proponere, quae certe aut utilitatem ad scientiam, aut iucunditatem ad delectationem adferent lectori. Igitur initium nobis est Arctos40 maxima. Hanc autem Hesiodus ait esse Callisto41 nomine, Lycaonis filiam, eius qui in Arcadia regnavit.



2.- LA OSA MAYOR I: Júpiter, transformado en Diana, fuerza a Calisto y la verdadera diosa, a su vez, la castiga por decir que ella es la culpable. (Astr. II 1.2)

Iuppiter simulatus effigiem Dianae, cum virginem42 venantem ut43 adiuvans persequeretur, amotam44 a conspectu ceterarum compressit45. Quae46 rogata a Diana quid ei accidisset47, quod tam grandi utero videretur, illius peccato id evenisse dixit. Itaque propter eius responsum, in quam figuram supra diximus, eam Diana convertit.



3.- LA OSA MAYOR II: Ya convertida en osa, es capturada y a punto está de morir con su hijo hasta que Júpiter se compadece. (Astr. II, 1.2)

Quae48 cum in silva ut fera vagaretur, a quibusdam Aetolorum capta, ad Lycaonem pro munere in Arcadiam cum filio est deducta ibique dicitur49 inscia legis in Iovis Lycaei templum se coniecisse; quam1 confestim filius est secutus. Itaque cum eos Arcades insecuti interficere conarentur, Iuppiter memor peccati ereptam Callisto50 cum filio intere51 sidera collocavit.



4.- EL CISNE: Júpiter se enamora de Némesis pero, al ser rechazado, idea un plan para llevar a efecto sus apasionados deseos. (Astr. II, 8)

Iuppiter cum, amore inductus, Nemesin52 diligere coepisset neque ab ea ut secum concumberet impetrare potuisset, hac cogitatione amore est liberatus. Iubet enim Venerem aquilae53 simulatam se sequi; ipse in olorem conversus ut 54 aquilam fugiens ad Nemesin confugit et in eius gremio se collocavit. […]Quam55 dormientem Iuppiter compressit56



5.- ANDRÓMEDA: Alcanzó un sitio entre las estrellas después de ser liberada por Perseo, al que siguió a partir de ese momento, dejando atrás a sus seres queridos. (Astr. II, 11.)

Haec dicitur57 Minervae beneficio inter sidera collocata (esse) 58, propter Persei virtutem, quod eam ceto propositam periculo liberarat59. Nec enim ab ea minorem animi benevolentiam pro beneficio accepit. Nam neque pater Cepheus, neque Cassiepia mater ab ea potuerunt impetrare, quin parentes ac patriam relinquens Persea60 sequeretur. Sed de hac Euripides hoc eodem nomine fabulam commodissime scribit.


NOMBRES PROPIOS


Aegisthus, -i (m)

Egisto, hijo de Tiestes, asesinado por Orestes.

Aegyptus, -i (f)

Egipto.

Aegyptii, -orum (m)

Los Egipcios.

Aeolius, -i (m)

Eolio, de Eolia, región de Asia Menor.

Aetna, -ae (f)

El Etna, volcán situado en Sicilia.

Aetoli, orum (m)

Etolios, naturales de Etolia, región de la Hélade.

Agamemnon, -onis (m)

Agamenón, en la Ilíada, rey por excelencia de los ejércitos aqueos. Hijo de Atreo y casado con Clitemnestra, era padre de Orestes.

Aiax, Aiacis (m)

Ayax, de Lócrida, región griega, figura entre los héroes que combatieron contra Troya.

Anchises, -ae (m)

Anquises, padre de Eneas.

Antiphans, -ntis (m)

Antifantes, hijo de Laoconte.

Apollo, -inis (m)

Apolo, dios de la música y de la poesía, es hijo de Zeus (Júpiter) y Latona (Leto). Se le representaba como un joven bien parecido, alto, con largos bucles negros de reflejos azulados y con numerosos amoríos con ninfas y mortales.

Aquilo, -onis (m)

El Aquilón, viento del Norte.

Arcades, um (m)

Arcadios, naturales de Arcadia.

Arcadia, ae (f)

Arcadia, región de la Hélade.

Arctos, -i (f)

Osa, constelación.

Argius, -a, um (f)

Argivo, de Argos.

Argus, -i (m)

Argo. Personaje dotado de infinidad de ojos y de prodigiosa fuerza, a quien Hera (Juno) encargó la guardia de la vaca Io.

Bosphorus, -i (m)

Bósforo, nombre del estrecho que comunicaba el Mar Egeo y el Ponto Euxino, hoy Mar Negro.

Callisto, -us (f)

Calisto, hija de Licaón.

Caphareus, -a, -um

De Cafareo. El Cafareo era un promontorio de la isla de Eubea en cuyos escollos sufrió un naufragio la flota griega al volver de Troya.

Capys, Capyos (m)

Capis. Según algunos autores se le considera, poco verosímilmente, como padre de Laocoonte. Sin duda, junto a Temiste tuvo otro hijo, Anquises.

Cassandra, -ae (f)

Casandra. Hija de Príamo y Hécuba, reyes de Troya. En el reparto del botín de guerra entre los vencedores fue entregada como esclava a Agamenón, el cual se enamoró de ella.

Cassiepia, ae (f)

Casiopea, esposa de Cefeo, fue transformada en constelación.

Caucassus, -i (m)

El Caúcaso. Cadena montañosa situada entre el mar Negro y el mar Caspio.

Cepheus, -ei (m)

Cefeo, rey de Etiopía y esposo de Casiopea.

Ceres,-eris (f)

Ceres. Nombre romano de la diosa griega Deméter. Es la divinidad de la tierra cultivada, esencialmente del trigo.

Chrysorroas, -ae (m)


Crisórroas. Del griego χρυσορρόας, -ου, “Río que arrastraba arenas doradas”.

Clytaemnestra, -ae (f)

Clitemnestra, esposa de Agamenón. Nunca le perdonó el sacrificio de su hija Ifigenia.

Cothonea, -ae (f)

Cotonea, madre de Triptólemo.

Danai, -orum (m)

Los Dánaos. Los Griegos.

Daphne, -es (f)

Dafne, cuyo nombre significa “laurel” en griego, fue una ninfa amada por Apolo.

Delus, -i (m)

Delos. Isla del mar Egeo.

Diana,-ae (f)

Diana. Diosa romana identificada con la Ártemis griega. Suele ser considerada hermana gemela de Apolo, naciendo la primera de los dos en Delos.

Eleusinus, -a, -um

Natural de Eleusis, Eleusino. Eleusis era una ciudad situada en la región griega del Ática.

Epaphus, -i (m)

Épafo. Nombre del hijo que tuvo Io, amada por Júpiter y transformada en vaca, que anduvo errante por la tierra perseguida por la cólera de Juno.

Euripides, -is (m)

Escritor griego. Junto a Esquilo y a Sófocles forma el trío de autores trágicos más famoso de la literatura universal.

Graecus, -a, -um

Griego.

Hercules, -is (m)

Hércules. Forma latinizada del nombre del héroe griego Heracles.

Hesiodus, -i: (m)

Hesíodo, escritor griego, autor de la Teogonía.

Hippolytus, -i (m)

Hipólito. Nombre del hijo que tuvo Teseo con una amazona. No mostrando Hipólito gran aprecio por la diosa del amor, Venus, sufrió la venganza de ésta al suscitar en el corazón de Fedra, segunda esposa de Teseo una viva pasión por él. Pasión que Hipólito rechazó.

Inachus, -i (m)

Ínaco. Es un dios-río de la Argólide, región griega. Muy frecuentemente le es atribuida la paternidad de la joven Io.

India, -ae (f)

India

Io, Ius (f)

Io. Joven de la ciudad griega de Argos (en la región de la Argólide), sacerdotisa de Hera (Juno) y que fue amada por Zeus (Júpiter).

Ionius, -a, -um

Jonio o Jónico. Ionium mare “mar Jónico”

Isis, idos (f)

Isis. Divinidad egipcia cuyo culto se adoptó y se extendió progresivamente por Roma.

Iuno, -onis (f)

Juno, diosa romana asimilada a Hera. Es la protectora de las mujeres casadas, símbolo de la fecundidad, que preside los nacimientos, aunque se la representa como mujer celosa, violenta y vengativa.

Iuppiter, Iovis (m)

Júpiter. Es el dios romano asimilado a Zeus. Es el gran dios por excelencia del panteón romano. Aparece como la divinidad del cielo, de la luz diurna, del tiempo atmosférico, del rayo y del trueno.

Laocoon, -ontis (m)

Laoconte. Hijo de Capis, es un sacerdote de Apolo en Troya. Su esposa Antíope le dio dos hijos, Antifante y Timbreo.

Latona, -ae (f)

Latona (Leto), madre de Apolo y Diana.

Liber, -i (m)

Líber es el apelativo romano con que se conoce al dios griego Dioniso.

Su nombre, que significa “libre”, se ha relacionado con uno de los sobrenombres habituales de Dioniso, λυαῖος, (“que libera de las preocupaciones”).



Es el dios de la viña, del vino y del delirio místico.

Locrus, -a, -um

De Lócrida, región de la Hélade central.

Lycaeus, -i (m)

“Liceo”, epíteto de Júpiter.

Lycaon, onis (m)

Licaón, rey de Arcadia.

Lydia, -ae (f)

Lidia. Región situada al oeste de la península de Anatolia, en Asia Menor.

Maro, -onis

Marón. Sacerdote de Apolo que aparece citado en la Odisea como patrón de Ísmaro, patria de los Cícones, porque entregó a Ulises el vino tostado con el que emborrachó al cíclope Polifemo.

Marsya, -ae (m)

Marsias. Es un genio de los bosques, un sileno de la región de Frigia, que pasa por ser inventor de la flauta de doble tubo. Creyendo que la melodía de este instrumento era la más bella del mundo desafió a Apolo a producir con la lira otra comparable.

Menelaus, -i (m)

Menelao. Es el hermano de Agamenón y esposo de Helena. Hijo del rey de Micenas, por su matrimonio heredó el reino de Esparta tras la muerte de su suegro, Tindáreo. Tras el rapto de su esposa por el troyano Paris, declara la guerra a Troya.

Mercurius, -ii (m)

Mercurio. Divinidad romana asimilada al Hermes griego, mensajero de los dioses.

Midas, -ae (m)

Midas. Rey de Frigia, héroe de varias leyendas populares.

Minerva, -ae (f)

Minerva. Divinidad romana identificada con la Atenea griega, diosa de la sabiduría.

Minos, Minois (m)

Minos. Legendario rey de Creta.

Mycenae, -arum (f)

Micenas. Ciudad griega de la región de Argólide, en el Peloponeso.

Mycenenses, -ium (m)

Los habitantes de Micenas.

Mygdonius, -ii(m)

Migdonio, de la región Migdonia, en Frigia

Nauplius, -ii (m)

Nauplio. Padre de Palamedes, héroe viajero que consagró su vida a vengar la muerte de su hijo.

Nemesis, -is (f)

Némesis, una de las hijas de la Noche. Como divinidad es famosa por tratar de rehuir los abrazos de Zeus. Alegóricamente, personifica la “venganza divina”.

Neptunus, -i (m)

Neptuno. Divinidad romana identificada con el Posidón griego, dios del mar.

Orestes, -is (m)

Orestes. Hijo de Agamenón y Clitemnestra.

Ortygia, -ae (f)

Ortigia, antiguo nombre de la isla de Delos.

Pactolus, -i (m)

Pactolo. Hijo de Zeus, dios del río homónimo, en Asia Menor.

Palamedes, -i (m)

Palamedes. Hijo de Nauplio, descubrió la argucia de Ulises para no ir a Troya. Más tarde, éste se vengó acusándole de traicionar a los griegos, lo que provocó su muerte.

Palladium, -ii (n)

Paladio. Estatua divina dotada de propiedades mágicas que representaba a Palas. Su leyenda está ligada a Troya pues garazantizaba la integridad de la ciudad que lo custodiaba.

Pan, Panis (m)

Pan. Divinidad pastoril originaria de Arcadia y representada como un genio mitad hombre y mitad macho cabrío. En Roma se le identificaba con Fauno y, más comúnmente, con Silvano, dios de los bosques.

Parnasus, -i (m)

Parnaso. Monte de la Fócide consagrado a Apolo y morada de las Musas.

Peneus, -i (m)

Peneo. Dios-río de Tesalia, considerado hijo de Océano y Tetis.

Perseus, -ei (m)

Perseo, hijo de Zeus y Dánae. Entre otras acciones legendarias, mató a la Medusa.

Phaedra, -ae (f)

Fedra. Hija de Minos y segunda esposa de Teseo, que se enamoró del hijo de éste, Hipólito.

Pluton , -onis (m)

Plutón. “El Rico”, sobrenombre de Hades, dios de los infiernos.

Polus, -i (m)

Polo. Padre de Latona (Leto), identificado con el Ceo griego.

Prometheus, -i (m)

Prometeo. Padre de Deucalión. Para unos es el creador de los hombres; para otros, bienhechor de la humanidad.

Proserpina, -ae (f)

Proserpina. Diosa romana asimilada a la Perséfone griega, diosa de los infiernos.

Pylas, -adis (m)

Pílades. Primo y amigo íntimo de Orestes.

Python, -onis (m)

Pitón. Serpiente hija de la Tierra que pronunciaba oráculos en Delfos y que fue matada por Apolo.

Scythia, -ae (f)

Escitia. Región próxima al Bósforo.

Sicilia, -ae (m)

Sicilia. Isla del Mediterráneo, al S. O. de Italia.

Silenus, -i (m)

Sileno. Nombre genérico que se da a los sátiros, llegados a la vejez. Más específicamente, nombre de un personaje que pasaba por ser el educador de Dioniso (Baco).

Strophius, -ii (m)

Estrofio. Rey de La Fócide, padre de Pílades.

Tartarus, -i (m)

El Tártaro. La región más profunda del mundo, por debajo de los mismísimos infiernos, con los que se fue asimilando en la idea de “mundo subterráneo”. En este sentido es lo contrario a los Campos Elíseos, morada de los bienaventurados.

Tenedus, -i m)

Ténedos. Isla del Egeo, frente a Troya.

Terra, -ae (f)

Tierra. La Gea griega, diosa madre, elemento primordial del que surgieron las razas divinas. Nacida después del Caos, engendró el Cielo, las Montañas y el Ponto.

Theseus, -i (m)

Teseo. Hijo de Egeo, héroe ateniense por excelencia, que mató al Minotauro.

Thymbraeus, i (m)

Timbreo, hijo de Laoconte.

Timolus, -i (m)

Timolo. Rey de Lidia, donde nace el río Pactolo.

Triptolemus, -i (m)

Triptólemo. Héroe de Eleusis por excelencia, considerado el inventor de la agricultura.

Tyndareus,-i (m)

Tíndaro, esposo de Leda, padre de Cástor, Pólux, Helena y Clitemnestra.

Ulixes, -is (m)

Ulises. Nombre latino de Odiseo, rey de Ítaca.

Venus, -eris (f)

Venus. Divinidad romana asimilada a la Afrodita griega, diosa de la belleza y el amor. Madre de Cupido y también de Eneas.

Vulcanus, -i (m)

Vulcano. Divinidad romana identificada con el Hefesto griego, dios del fuego y esposo de Venus.




Compartir con tus amigos:
  1   2   3   4   5   6


La base de datos está protegida por derechos de autor ©bazica.org 2019
enviar mensaje

    Página principal