Universidad de guadalajara



Descargar 479.85 Kb.
Página2/7
Fecha de conversión29.04.2018
Tamaño479.85 Kb.
1   2   3   4   5   6   7

Situación a futuro: los retos, desafíos y tendencias que se identifican en el desarrollo de la profesión.

El incremento de la población adulta y de la tercera edad en México, el incremento de los índices de sobrepeso y obesidad, entre otros factores, están configurando un escenario sumamente variado y complejo para el ejercicio de la profesión del Licenciado en Cultura Física y Deportes.

En años recientes se han generado, principalmente por los propios licenciados en cultura física, nuevos espacios para la intervención profesional, como son el deporte y la educación física en personas con necesidades especiales (tercera edad, problemas motores, etc.), la recreación turística, laboral y terapéutica, el desarrollo de tecnologías y aparatos para la realización de actividades físicas con propósitos específicos, la consultoría y asesoría a grupos e individuos en materia de prescripción de ejercicio y actividades físicas, la psicología aplicada a deporte, así como la investigación especializada en ámbitos como el deporte de alto rendimiento, los sistemas de entrenamiento y la rehabilitación deportiva.



Se pueden señalar además una serie de novedosas prácticas físicas y deportivas, que eventualmente se han ido constituyendo en espacios alternativos del ejercicio de la profesión; aunque hasta el momento muchas de éstas no han sido consideradas como dominios profesionales para los cuales deba existir un espacio curricular en el Plan de estudios de la Licenciatura en Cultura Física y Deportes. Entre éstas se encuentran las prácticas urbanas juveniles que utilizan algún medio de locomoción con fines competitivos, de exhibición, lúdicos o de transporte como el uso de las patinetas, los patines y la bicicleta; o bien, deportes o prácticas “ecológicas” como el rapel, la escalada, el senderismo, entre otras. También prácticas físicas de salón o gimnasio como los bailes, el fitness, pilates, spinning, o los deportes modificados como el futbol rápido, el béisbol rápido, el voleibol de playa, entre otros.


  1. Propuestas a considerar en los siguientes 16 años.

Se enlistan a continuación una serie de elementos que será necesario contemplar para la consolidación tanto de la LCFYD, como del ejercicio de la profesión:

  • Impulsar la regulación profesional. Las profesiones del ámbito de la cultura física están escasamente reguladas o no lo están algunas. Solo a quienes se desempeñan como profesores de educación física se les exige estar titulados. Por lo anterior, se debe impulsar una iniciativa de ley para clarificar qué tipo de profesionales pueden ser entrenadores deportivos, responsables o instructores de gimnasios, etc.

  • Proponer la colegiación obligatoria para el ejercicio de las profesiones vinculadas a la cultura física. Certificación profesional

  • Promover la creación un colegio estatal de profesionales de la cultura física.

  • Impulsar la evaluación y la actualización constante de los programas educativos de la Licenciatura en Cultura Física y Deportes, así como el de la Maestría en Ciencias de la Educación Física y del Deporte del CUCS.

  • Estimular y apoyar la consecución de los grados de maestría y doctorado de la mayor parte de los profesores de la LCFYD.

  • Creación de un programa de doctorado.

  • Fomentar el establecimiento de un mayor número de convenios interinstitucionales de carácter nacional e internacional, para promover la colaboración y movilidad académica.

  • Promover y fomentar la generación de modelos, metodologías de trabajo y tecnología relacionados con la educación física, deporte y recreación.

  • Difundir y promover líneas de investigación relacionadas con la educación física, el deporte y la recreación y la integración de redes de investigación.

  • Contar con instalaciones apropiadas y suficientes que se acerquen a los estándares internacionales en el ámbito de los programas educativos de la cultura física.


Bibliografía
AMISCF (2013). Plan de trabajo 2013 – 2015. Asociación Mexicana de Instituciones Superiores de Cultura Física A.C. Documento no publicado.

ANUIES (2000). La educación superior en el siglo XXI, las líneas estratégicas de desarrollo, una propuesta de la ANUIES. México. Documento publicado en www.anuies.mx.

Armas, O. y Rivera, A, (2005) Seguimiento de Egresados de la Licenciatura en Cultura Física y Deportes 1991 - 1999. Licenciatura en Cultura Física y Deportes. Tesis de Licenciatura. Universidad de Guadalajara.

Congreso General de los Estados Unidos Mexicanos. (2013). Ley General de Cultura Física y Deporte. Publicado en el Diario Oficial el viernes 7 de junio de 2013.

Bautista, C, y Huereca, M, (2005) Seguimiento de Egresados de la Licenciatura en Cultura Física y Deportes 2000 - 2004. Licenciatura en Cultura Física y Deportes. Tesis de Licenciatura. Universidad de Guadalajara.

García, R, y Maciel, L, (2007) Seguimiento de Egresados: Satisfacción Laboral de Egresados y Empleadores. Licenciatura en Cultura Física y Deportes. Tesis de Licenciatura. Universidad de Guadalajara.

Sá, C. (2007). Socialização Profissional em Educação Física. Percepções de Formadores e Estudantes do Ensino Superior Politécnico. Dissertação de Doutoramento, F.M.H., U.T.L








Licenciatura en Enfermería
María Olga Romero Estrada

Julio 2014

Licenciatura en Enfermería
a) Antecedentes generales de la disciplina, de su enseñanza y de la profesión: principales rasgos que han caracterizado su evolución.

La enfermería es una disciplina humanista, que se define a partir de un marco conceptual articulado a un sistema organizado de teorías y modelos, cuyos enfoques orientan el ideario de su razón de ser y el desarrollo y formación de sus recursos profesionales. Está dedicada al cuidado de la salud del ser humano y colabora en el diagnóstico y tratamiento de problemas de salud reales o potenciales. Abarca cuidados, autónomos y de colaboración, que se prestan a las personas de todas las edades, familias, grupos y comunidades, enfermos o sanos, en todos los contextos, e incluye la promoción de la salud, la prevención de la enfermedad, y los cuidados de los enfermos, discapacitados, y personas moribundas3.

Sus funciones esenciales se caracterizan por el cuidado asistencial, la gestión del cuidado y de un entorno seguro, la investigación, la formación y participación en las políticas y estrategias de salud.

El origen de las prácticas de cuidados está ligado a las intervenciones maternales que aseguraban la continuidad de la vida y de la especie. La alimentación, como necesidad básica que implica suplencia y ayuda (por parte de la madre o sustituta) en los primeros estadios evolutivos del hombre es considerada como la práctica de cuidados más antigua4.

La práctica del cuidado de enfermería guarda un vínculo con las órdenes religiosas, cuya organización cristalizó con el fenómeno histórico de las cruzadas, las cuales dieron lugar a la aparición de tres tipos de figuras: el guerrero, el religioso y el enfermero. La demanda de hospitales y sanitarios en las rutas seguidas por los cruzados propició la aparición de las Órdenes Militares dedicadas a la enfermería: los Caballeros Hospitalarios de San Juan de Jerusalén, los Caballeros Teutónicos y los Caballeros de San Lázaro. En España, la primera institución destinada a acoger enfermos fue el Hospital del Obispo Masona, en Mérida, en el siglo VI, según Domínguez Alcón y el Diccionario Eclesiástico de España.

Su formación profesional se fundamenta en estructuras educativas formales y representa la oportunidad de promover el ascenso social de las personas e integrarlas culturalmente a las demandas del contexto.

Los profesionales de enfermería, representan un factor esencial al planificar acciones de Atención Primaria a la Salud (APS), y constituyen el eje central del cuidado de la enfermedad cuando se requiere apoyo asistencial. Los roles estratégicos que desempeñan en el proceso del crecimiento del individuo y su desarrollo, contribuyen a preservar su salud o bien resolver sus conflictos de dependencia cuando ésta se ve alterada, por lo que se asume que su esencia descansa en el principio de: ayudar a la persona a lograr, conservar o restaurar la salud y cuando esto no es posible, a que alcance una muerte tranquila5
b) Situación actual: retos, problemas y necesidades que se enfrentan.

Existe diversidad en los niveles de formación lo cual no facilita la comprensión del perfil de egreso en cada ámbito de formación, aunado a grandes rezagos que se reflejan en su formación y por ende en la composición social de su fuerza laboral6.




  • Bachillerato técnico en enfermería: ofertado por instituciones de DEGETI´S, CECYTEJ, CONALEP.

  • Técnico medio superior: ofertado por algunas Universidades y por instituciones con REVOE universitario o, a la SEP

  • Licenciatura en Enfermería: ofertado por IES, o por instituciones con REVOE de una IES.

Al respecto, la Organización Panamericana de la Salud, (2006)7, (OPS, 2008), se pronuncia en el sentido de:



  • Impulsar de manera decidida la profesionalización de enfermería. (formación de grado y posgrado) solo el 28% de la fuerza de trabajo actual en México posee estudios de grado, 2% cuenta con especialidad y 1% con Maestría8.

  • En el corto plazo, “hacer el mejor uso de los recursos limitados para proporcionar atención segura, mientras que a mediano y largo plazo es mejorar la calidad con una fuerza laboral de enfermería mejor preparada”.9

  • Impulsar programas educativos de enfermería, que mejoren su capacidad de gestión, con modelo de referencia compartido en cuanto a contenidos básicos, duración de carreras, los perfiles profesionales, de tal forma que faciliten los mecanismos de transferencia de créditos y de grados, a través de tablas de equivalencia o del uso del concepto de equivalencia razonable.

  • Incremento en la oferta de programas educativos en enfermería, presenciales, semipresenciales y a distancia o virtuales, lo cual debe regularse para que no se descuide la calidad educativa y la equidad en el acceso a los programas educativos en esta disciplina10:

  • Programas educativos de nivel técnico 451 (277 públicas, 311 privadas)

  • Programas educativos de Licenciatura 135 (95 públicas, 40 privadas)

  • Incremento en la necesidad de profesionales de enfermería, se visualiza déficit para atender los requerimientos del sector salud, situación que se intensifica en los países desarrollados


c) Situación a futuro: los retos, desafíos y tendencias que se identifican en el desarrollo de la profesión.

  • Existe poca evidencia de la práctica profesional en áreas para la generación y gestión del conocimiento, solo el 3% se encuentra vinculado a puestos de trabajo que le permita incidir en la investigación. Lo anterior, plantea la necesidad de fortalecer sus campos de actuación en los ámbitos de la profesionalización; modificar su perfil de puestos, su marco de responsabilidad y tabuladores de sueldos, que homologuen la retribución por su trabajo a la de otros profesionales de la salud. En México, solo el 31% posee el grado profesional.11

  • Promover alianzas estratégicas con otras universidades a nivel regional nacional y mundial que faciliten su inserción a la globalización, haciendo compatibles la visión regional, nacional e internacional de los problemas a solucionar.

  • La tecnología con sus beneficios indirectos, tienden a mejorar los procesos de atención y por ende los del cuidado que brindan los profesionales de Enfermería; esto, obliga a redimensionar su rol habitual, para focalizarlas a funciones cada vez más especializantes y complejas que atiendan los determinantes sociales de la salud. (Especialidades que capaciten para el trabajo). En el país solo el 2% posee grado de especialidad12.


d) Propuestas a considerar en los siguientes 16 años.

La formación y práctica de enfermería, debe encausarse a desarrollar competencias para que las personas y los grupos adquieran capacidad de cuestionar y exigir conocimientos y recursos para el autocuidado de la salud13. El autocuidado, como un medio de mejorar el nivel de vida en general a partir de mantener a la persona, familia y comunidad informados y conscientes de sus derechos a la salud integral.

Desarrollar profesionales competentes e identificados, gestores de sus propios ambientes laborales dispuestos a la toma de decisiones independientes basados en procesos metodológicos; integrados al trabajo colaborativo de manera propositiva, que haga visible el trabajo de enfermería y adquiera el reconocimiento social e interprofesional14.

Profesionales inmersos en los cambios que demandan un proceso continuo de aprendizaje, capacitación e investigación a lo largo de las trayectorias laborales, aplicables a la promoción, prevención y diagnóstico de la salud, como también en el tratamiento y rehabilitación de las personas.











Licenciatura en Enfermería Semiescolarizada (Nivelación)
Yolanda Leticia Romero Mariscal


Julio 2014

Licenciatura en Enfermería Semiescolarizada (Nivelación)
Introducción

El presente documento trata de los períodos diversos que históricamente han acontecido como parte de la formación de las enfermeras..

La idea es de realizar un diagnóstico disciplinar desde los momentos siguientes:


  1. Antecedentes generales de la disciplina de su enseñanza y de la profesión.

  2. Situación actual: retos problemas y necesidades que se enfrentan

  3. Situación a futuro: los retos, desafíos y tendencias que identifican en el desarrollo de la profesión.

  4. Propuesta a considerar en los siguientes 16 años

La información se presenta en forma narrativa-descriptiva que sin pretender ser exhaustiva da cuenta de momentos históricos, algunos a nivel internacional, nacional y local que contextualizan los sucesos y acontecimientos relevantes de la profesión de enfermería.

“La educación ha variado infinitamente, según los tiempos y los países” Así mismo la enfermería ha sufrido transformaciones a través del desarrollo histórico específico15. Para contextualizar el proceso organizado de la formación de las enfermeras, es necesario retomar algunos aspectos claves tales como el origen, su posición en el mercado de trabajo y en la evolución que ha tenido a lo largo del tiempo la profesión.


Antecedentes generales de la disciplina

A nivel mundial, se considera que la enfermería moderna, nace en el siglo XIX con el trabajo de Florence Nightingale, gracias a ella se generalizó la formación de enfermeras, dando así una nueva profesión para mujeres. En sus escritos y su posterior labor como promotora de planes de formación, se afirma que fue una gran educadora y además fue parte importante de la cultura de la asistencia sanitaria en el mundo entero16 .

En América Latina, las primeras escuelas de enfermería surgieron en las últimas décadas del siglo XIX, generalmente con el liderazgo de profesionales de la medicina, de enfermeras inglesas o norteamericanas o de instituciones católicas o protestantes, muchas veces fundadas junto a hospitales o con el apoyo de la Fundación Rockefeller o de la Organización Sanitaria Panamericana (OPS)17.

La evolución histórica demuestra que la Enfermería latinoamericana ha sufrido grandes transformaciones18, especialmente durante el siglo XX, con la incorporación de la formación de las enfermeras a nivel universitario. Esta situación representó un aumento significativo del número de escuelas de Enfermería y el consiguiente incremento de enfermeras.

Además, se observó un aumento en la apertura de programas de posgrado a nivel de maestría y la implantación reciente de programas de doctorado. A nivel de las políticas de recursos humanos, la mayoría de los países de la región han establecido directrices para la preparación y utilización del personal de Enfermería19

Es a partir de inicios del siglo XX cuando se impulsa la creación de Escuelas de Enfermería en nuestro país20. En este sentido, cabe decir que la educación en Enfermería ha transitado por tres fases o modelos educativos, en función de las características de dependencia institucional, aspectos académicos, recursos humanos, entre otros, dichas fases son: Escuelas Hospitalarias, Escuelas vinculadas a facultades de medicina, escuelas y facultades de enfermería con estudio de grado21.



Cuadro 1.

Desarrollo de las escuelas de enfermería en México

Población

Año

Número de Escuelas

Programas Académicos

Dependencia

Personal Dirigente

1972 (1)

80

------

------

67.5% Médicos

1978 (2)

127

15 Licenciatura

------

64% Enfermeras; 19.9% Médicos; 5.5% Otras profesiones.

1987(3)

213

24 Licenciatura

206 Nivel Técnico



Públicas 51.2%

Privadas 48.8%



54% Enfermeras; 33.3% Médicos; 7.5% Otras profesiones.

2000 (4)

443

74 Licenciatura

416 Nivel técnico



Públicas 50%

Privadas 50%


------


Fuente:

(1) Cárdenas Becerril, Lucila, 1997, Historia de las Organizaciones de Enfermería en México, Tesis Maestría, Facultad de Humanidades, UAEM, México, p. 163. Hinojosa, Ma. Amparo, s/f, Antecedentes Históricos de la Profesión de Enfermería, ESEO/IPN, 221 pp.

(2) Nájera N., Rosa María, et al., 1988, Situación de las Escuelas de Enfermería, México, s/p.

(3) Nájera N., Rosa María, et al., 1992, Estudio Diacrónico, Sincrónico y Prospectivo de la Enfermería en México, UAM-Xochimilco, México, 102 pp.

(4) Secretaría de Salud, Comisión Interinstitucional de Enfermería, 2000, Plan Rector, México, s/p
Lo antes expuesto propicia un continuo trabajo en los planes y programas de estudio en busca de su pertinencia en la formación de los profesionales de la enfermería hacia la búsqueda de un papel más protagónico en la atención a la salud22.

Los procesos de profesionalización se han generado con base a las exigencias emanadas de las actuales necesidades sociales del desarrollo científico -tecnológico y de los procesos de globalización de la educación y de las profesiones.

En el ámbito local, la Universidad de Guadalajara no permanece aislada a la situación económica y al deterioro político social, por lo que inicia un movimiento de reforma académico administrativa en los 80’s, en el marco de esta década la Escuela de Enfermería de la Universidad de Guadalajara, en virtud de los avances en cuanto a la enseñanza de enfermería a nivel nacional y las características del sistema de salud, ha trabajado con el fin de reorganizar a fondo su estructura curricular, para lo que fue necesario realizar una serie de acciones para avanzar en calidad de la formación profesional de enfermería.
Situación actual

La profesión de enfermería tiene su origen práctico y asistemático, se ha organizado a través de los siglos como una actividad o profesión altamente estructurada, con un campo amplio de conocimientos específicos pertinentes a esa práctica, una metodología precisa y definida23.

Las estructuras conceptuales de la enfermería conectan el desarrollo con el interés por la conceptualización de la enfermería como disciplina precisa y la introducción de ideas sobre la teoría de la enfermería. Cada una de estas estructuras representa una escuela de pensamiento diferente, En sentido epistémico hay acuerdo sobre los cuatro conceptos centrales que soportan el desarrollo de la enfermería en lo disciplinar y en lo profesional. Estos cuatro conceptos se han identificado como ser humano (persona, paciente o usuario, y enfermería), contexto (ambiente del paciente y de la enfermera), Salud (vida) y cuidado (acción, intervención terapéutica) de enfermería24.

En la actualidad la Organización Mundial de la Salud25, señala que “la enfermería abarca la atención autónoma y en colaboración dispensada a personas de todas las edades, familias, grupos y comunidades, enfermos o no, y en todas circunstancias comprende la promoción a la salud, la prevención de enfermedades y la atención dispensadas a enfermos, discapacitados y personas en estado terminal.”

El Consejo Internacional de Enfermería (CIE)26, fundado en 1899, es una federación de más de 130 asociaciones nacionales de enfermería (ANE), que representan a los más de 13 millones de enfermeras en el mundo entero. Es la primera y más amplia organización internacional de profesionales de la salud de todo el mundo. Dirigido por enfermeras y al frente de las enfermeras en el plano internacional, el CIE trabaja para conseguir unos cuidados de enfermería de calidad para todos, unas políticas de salud acertadas en todo el mundo, el avance de los conocimientos de enfermería y la presencia mundial de una profesión de enfermería respetada y de unos recursos de enfermería competentes y satisfactorios.

En la definición de enfermería de CIE27 podemos visualizar que en su primera parte es similar a de la OMS, “la enfermería abarca los cuidados, autónomos y en colaboración, que se prestan a las personas de todas las edades, familias, grupos y comunidades, enfermos o sanos en todos los contextos, e incluye la promoción de la salud, la prevención de la enfermedad, y los cuidados de los enfermos, discapacitados, y personas moribundas”. Además, describe las funciones esenciales de la enfermería, como son la defensa, el fomento de un entorno seguro, la investigación, la participación en las políticas de salud y en la gestión de los pacientes y los sistemas de salud, y la formación.

La organización gremial es importante en la estructura y funcionamiento de los órganos colegiados de enfermería, que trabajan por metas y objetivos comunes, considerando lo realizado como un proceso histórico, en donde se presenta los logros y los retos. La existencia de una asociación profesional es una característica de una profesión estabilizada o de una que se encuentra en proceso de profesionalización28.

El impulsar la enfermería y la salud y hacer avanzar a las enfermeras mediante sus políticas, colaboraciones, actividades de defensa, desarrollo de liderazgo, redes de contactos, congresos, proyectos especiales y mediante su trabajo en los campos del ejercicio de la profesión, la reglamentación y el bienestar socioeconómico, es un compromiso que se establece por las enfermeras a nivel internacional29 y se actúa con especial dinamismo en:




  • El ejercicio profesional de la enfermería. Clasificación internacional para la práctica de enfermería – CIPE, Práctica avanzada de enfermería y espíritu empresarial, VIH/SIDA, Salud de la mujer, Atención primaria de salud,

  • En la reglamentación de la enfermería: Formación continua, Ética y derechos humanos Acreditación

  • En el bienestar socioeconómico. Higiene y seguridad en el trabajo, remuneración, planificación de los recursos humanos y desarrollo de la carrera profesional.

Se cuenta agrupaciones filiales integradas en una Federación Panamericana de Profesionales de Enfermería (FEPPEN), unidos para fortalecer ejercicio profesional y educación, En la actualidad realiza acciones para la prevención, control y cuidado de las enfermedades no transmisibles, con enfoque conjunto con la sociedad; su reto es lograr verdadera fuerza de la enfermería en América Latina y el Caribe30.

En México la Comisión Permanente de Enfermería31 (CPE), es un órgano colegiado asesor de la Secretaría de Salud, que tiene por objeto conducir y analizar las actividades que se emprenden en materia de enfermería, a fin de contribuir al mejoramiento de la calidad y eficiencia de los servicios de atención a la salud, a su adecuada formación y al desarrollo y superación del personal de enfermería.

En actualidad en la CPE32 se desarrollan los siguientes proyectos:




  • Calidad de los Servicios de Enfermería: Clínicas de Catéteres, identificación correcta de pacientes, prevención de caídas.

  • Sistema de Información de Recursos Humanos en Enfermería (SIARHE)

  • Fortalecimiento de la Educación en Enfermería

  • Fortalecimiento de la Investigación en Enfermería

  • Regulación de Enfermería

  • Fortalecimiento de la atención primaria a la salud

  • Eventos adversos relacionados con medicamentos de presentación parecida.

  • Programa Nacional de Servicio Social de Enfermería

  • Implementación de las Clínicas de Heridas

  • Monitoreo a la calidad de los servicios de enfermería (INDICAS)

  • Planes y Cuidados de Enfermería

  • Guías de Práctica Clínica de Enfermería

La CPE33 tiene, entre sus retos, incidir de manera positiva en el nivel de salud de la población, a través de propiciar la excelencia en la prestación de los servicios de enfermería basados estos en la los principios de equidad, accesibilidad, cobertura y sostenibilidad de la atención y en la calidad de la formación de sus profesionales. Dentro del contexto está la atención primaria de la salud, la cobertura universal en los servicios de salud y responder a las necesidades de salud de la comunidad a fin de contribuir a aliviar la morbilidad y la mortalidad materna de países con problemas de salud emergentes y reemergentes, con un enfoque integrado que incluye la promoción para la salud, prevención de enfermedades, tratamiento, rehabilitación y los cuidados paliativos.

En cuanto a organizaciones gremiales, en México, en la actualidad existen con autoridad, y jurídicamente representativas de la enfermería mexicana, el Colegio Nacional de Enfermeras, A.C. (CNE) 1947, y la Federación Mexicana de Asociaciones de Facultades de Escuelas de Enfermería, A.C. (FEMAFEE) fundada en 1967, que ha procurado elevar el nivel académico de los docentes que integran la institución con la finalidad que transformen su enseñanza y se dé respuesta, con las nuevas generaciones, a las necesidades y expectativas de atención a la salud de la población demandante, además, regula la educación de enfermería a través de la emisión de políticas y procedimientos que aseguren la calidad en el proceso educativo.

En la región, la Asociación de Escuelas y Facultades de Enfermeras Zona Pacifico, A.C., tiene como reto coadyuvar al logro de la excelencia de la educación de la enfermería mexicana, además de promover la realización de las funciones sustantivas, de docencia, investigación y gestión.

En ese contexto, se reflexiona y coincide que existe la necesidad de reencausar el rumbo al compromiso gremial de enfermería en Jalisco, por una identidad profesional, que privilegia el sentido de pertinencia, humanismo y compromiso social.

Por otro lado, el mercado de trabajo, en el área de la salud, está condicionado por factores que influyen decisivamente en la práctica, como la estructura económica, las políticas del Estado (económica, laboral y de seguridad social, sanitaria, educativa, entre otras), formas de organizarse (los sindicatos, empresariales, sectores políticos), instituciones sociales (asistencial, educativa) y por último, la cosmovisión que incide en la cultura de atención a la salud34.

En la actualidad las instituciones de Salud, optan por las enfermeras que cuentan con certificado profesional de licenciatura en un proceso de evaluación externa encaminada a identificar el nivel de competencia que posee, en relación a un perfil laboral para mostrar

1   2   3   4   5   6   7


La base de datos está protegida por derechos de autor ©bazica.org 2016
enviar mensaje

    Página principal